La mirada del mendigo

27 octubre 2009

De paso…

Filed under: arte,Música,Palestina,tortura — Mendigo @ 22:55

…y sin mucho tiempo, un par de cuestiones.

De Picapiedra leo este artículo aparecido en Gara:

Carlo Frabetti Escritor y matemático
Diálogos plutónicos: sobre la tortura

Sin la complicidad, cuando menos por omisión, de los tres poderes -legislativo, ejecutivo y judicial- no se podría torturar impunemente. Y también es imprescindible la complicidad del llamado «cuarto poder» Podrías empezar, sencillamente, tecleando en un buscador las palabras «tortura» y «España», y obtendrías más de dos millones de entradas; y bastarían las diez primeras para hacerte una idea de la extrema gravedad del problema

Decías, en el cuarto diálogo plutónico, que la tortura es una práctica sistemática e impune. ¿No es una afirmación exagerada? Puede que haya unos cuantos casos…

-Unos cuantos, sí: más de setecientas denuncias al año en lo que va de siglo; lo cual, teniendo en cuenta que denunciar torturas y malos tratos policiales es difícil y arriesgado, significa que el número real de casos podría ser entre cinco y diez veces mayor.

-¿Quién lo dice?

-La Coordinadora para la Prevención de la Tortura, integrada por 45 organizaciones de todo el Estado español, entre las que se cuentan la Asociación Libre de Abogados, la Coordinadora Estatal de Solidaridad con las Personas Presas, Justícia i Pau, Xusticia e Sociedade, la Asociación Pro Derechos Humanos de Andalucía… Y las declaraciones de la CPT están avaladas por organizaciones internacionales tan poco sospechosas de radicalismo como Amnistía Internacional o la propia ONU, cuyos relatores llevan años denunciando la impunidad de la tortura en el Estado español.

-No es posible. Si la situación fuera tan escandalosa, todo el mundo lo sabría.

-En Euskal Herria lo sabe todo el mundo, pues allí la represión es tan brutal y tan continua que rara es la persona que no tiene un pariente o un conocido que haya sido torturado o sometido a malos tratos. Y en el resto del Estado, el que no se entera es porque no quiere.

-No es tan fácil enterarse.

-Hasta hace poco no, no era fácil. Pero ahora cualquiera puede realizar una sencilla búsqueda por ordenador e informarse sobre la cuestión tanto como desee.

-Yo no sabría ni por dónde empezar.

-Claro que sabrías. Podrías empezar, sencillamente, tecleando en un buscador las palabras «tortura» y «España», y obtendrías más de dos millones de entradas; y bastarían las diez primeras para hacerte una idea de la extrema gravedad del problema. También puedes teclear «Coordinadora para la Prevención de la Tortura», y obtendrás unas trescientas mil entradas, o entrar directamente en la web de la CPT: http://www.prevenciontortura.org.

-¿Y los jueces no condenan a los torturadores?

-Sólo unos pocos llegan a ser juzgados, y la mayoría de ellos son absueltos. Y los poquísimos que son declarados culpables nunca cumplen las condenas ni pagan las multas impuestas, a pesar de que suelen ser ridículas. Y a menudo son ascendidos como compensación por las molestias del juicio.

-Pero eso no sería posible sin la complicidad de la judicatura.

-Por supuesto. Sin la complicidad, cuando menos por omisión, de los tres poderes -legislativo, ejecutivo y judicial- no se podría torturar impunemente. Y también es imprescindible la complicidad del llamado «cuarto poder»: los grandes medios de comunicación ocultan sistemáticamente, cuando no la niegan o tergiversan, la realidad de la tortura.

-Pero a veces denuncian algunos casos, incluso en la televisión estatal.

-Sí, estamos asistiendo a un cambio de estrategia. Como las abrumadoras evidencias hacen cada vez más difícil negar categóricamente la tortura, ahora intentan relativizarla. No es casual que en los últimos tiempos empiecen a verse en la televisión ignominiosas escenas de malos tratos grabadas por las cámaras instaladas en comisarías y cuartelillos, y tampoco es casual que algunos casos de corrupción y abusos policiales sean aireados por los medios de comunicación. Cuando los síntomas ya no pueden ocultarse, se intenta falsear el diagnóstico. Ahora pretenden hacernos creer que los casos de brutalidad policial son aisladas excepciones que confirman la regla democrática, y que la ley los persigue con rigor. De este modo, centrando la atención en algunos casos cuidadosamente elegidos, esperan que los árboles nos impidan ver el bosque.

-Es una buena estrategia.

-Pero no les dará resultado: se puede engañar una vez a todo el mundo y todas las veces a una persona; pero no se puede engañar todas las veces a todo el mundo. Hay demasiadas preguntas sin respuesta, demasiadas acusaciones no desmentidas, demasiadas imágenes tan imborrables como la del rostro desfigurado de Unai Romano, demasiados testimonios tan estremecedores como el de Amaia Urizar, violada por un guardia civil con una pistola. Y hoy, gracias a Internet, articular en un cuadro coherente y significativo los datos que el poder intenta dispersar está al alcance de cualquiera. Cualquier texto de denuncia -como este mismo- puede convertirse en un hipertexto capaz de ramificarse una y otra vez hasta abarcar toda la información disponible, que es tan abundante como estremecedora. Para no enterarse de lo que sucede, ya no basta con mirar hacia otro lado: hay que taparse los ojos y las orejas, como los monos de Confucio. Y hay que taparse la boca con ambas manos para no gritar pidiendo la cabeza de los culpables.

++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++

Me llega un correo de Amnistía Internacional. Como no me gusta dar la chapa a la gente con correos reenviados, prefiero ponerlo aquí y que lo vea quien quiera:

Palestina tiene sed

En los últimos años, el ejército israelí ha destruido sistemáticamente viviendas en los territorios ocupados de Cisjordania, en el valle del Jordán, y ha utilizado el acceso al agua como arma para obligar a la población palestina a abandonar la zona.

Mientras los colonos israelíes disfrutan de jardines, piscinas y tienen cultivos de riego intensivo en la misma zona, cerca de 200.000 personas en comunidades rurales palestinas carecen a agua corriente.

El 4 de junio de 2009 el ejército israelí destruyó las casas de 18 familias en Ras al-Ahmar, una aldea palestina del valle del Jordán. Los soldados también les confiscaron el depósito de agua, así como el tractor y el camión que utilizaban para llevar agua a la población. Más de 130 personas, muchos niños y niñas, se quedaron sin un techo ni suministro de agua en la época más calurosa del año.

Desde hace más de cuatro décadas de ocupación, Israel niega a la población palestina el derecho al agua al ejercer el control total de los recursos hídricos comunes y aplicar duras restricciones y políticas discriminatorias. La escasez crónica de agua afecta a aspectos cruciales de la vida de la población palestina, como la higiene, las actividades agrícolas e industriales y la ganadería.

Las cifras son desoladoras. El 90 por ciento del suministro de agua de la Franja de Gaza está contaminado y el gobierno israelí no permite a los habitantes ni recoger agua de lluvia ni trasladar agua desde Cisjordania a Gaza. La mala gestión del agua por parte de la Autoridad Palestina todavía empeora la situación de escasez.

* Israel consume más del 80% del agua del acuífero de la montaña de Cisjordania, frente al 20 % de la población palestina.
* El consumo diario de agua palestino apenas alcanza los 70 litros por persona (la OMS recomienda un mínimo de 100 litros), frente al consumo israelí de más de 300 litros al día.
* Entre 180.000 y 200.000 personas de comunidades rurales palestinas no tienen acceso a agua corriente, a pesar de lo cual el ejército israelí les impide incluso recoger el agua de lluvia.
* Los alrededor de 450.000 colonos disfrutan de tanta o más agua que los 2,3 millones de palestinos. Los colonos israelíes tienen cultivos de riego intensivo, jardines y piscinas.
* En la Franja de Gaza, alrededor del 90% del agua de su único recurso hídrico, el acuífero costero, está contaminada pero Israel no permite llevar agua de Cisjordania a Gaza.

Israel debe poner fin a sus políticas discriminatorias, levantar de inmediato todas las restricciones que impone al acceso de los palestinos al agua y permitir a la población palestina hacer uso de la parte de los recursos hídricos comunes que les corresponde.

++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++

Y para no acabar con mal sabor de boca, recomendar un cómic que acabo de leer:

El guión es entretenido, pero las ilustraciones de Raquel Alzate son una preciosidad. Podéis encontrarlo en La Biblioteca Oculta de Mr. Williams, sección cómics. Las gracias se las dais a Pica, que es el descubridor de la página (por cierto, paisano de la autora). Por supuesto, también lo tenéis disponible en la mulita y en papel pidiéndolo en cualquier librería.

Y para darle un toque multimedia a esta mierda de bitácora, añadamos un vídeo del Dr. Krahe, licenciado en escandalizar viejas:

En verdad quería poner otra, pero no la he encontrado en el puto iutub y os tengo que redirigir, qué desilusión, a la página del archivo de música:
Javier Krahe – El cromosoma

Hace tiempo que me importa un comino,
que el último jalón de mi camino
caiga lejos de Roma.
Hace tiempo que no juego al acertijo,
tan esdrújulo de un padre y un hijo,
y una blanca paloma.

Y lo cierto es que no me desespero,
desde el día en que al célebre madero
lo comió la carcoma.
Pero si me preguntan y lo digo
aparte de algún que otro íntimo amigo
todos creen que es broma.

Y como con eso no se bromea,
esperan que Dios me dé con la tea
de churruscar Sodoma,
o que al menos diga yo, reconfortante,
que me he hecho mahometano o protestante,
hablamos otro idioma.

Pues nada más que eso me faltaba
que tuviera que asirme a la chilaba
del profeta Mahoma,
ni a tripa de Lutero ni aún de Buda.
Prefiero caminar con una duda
que con un mal axioma.

Porque dudo que al final de este asunto,
la cosa no se acabe con un punto
sino con punto y coma,
y no espero un cielo o un infierno.
Lo más confío en que seré algo eterno
gracias al cromosoma.

Tranquilo puedo vivirme mi historia
sabiendo que a las puertas de la gloria,
mi nariz no se asoma.
La muerte no me llena de tristeza,
las flores que saldrán por mi cabeza
algo darán de aroma.

4 comentarios »

  1. Dejo enlace para quien quiera firmar la campaña Exige a Israel que respete el derecho al agua de la población palestina No nos van a hacer ni puto caso, pero que sepan que les tenemos calados.

    Comentario por picapiedra — 28 octubre 2009 @ 14:22 | Responder

    • Me cago’nlaleshe! Copié el texto pero, al ir volao, me olvidé de los enlaces.

      Bueno, pues dicho queda. Hala!

      (a pesar de la opinión sobre las firmas que tengo, y mucho más en este caso…)

      Comentario por Mendigo — 28 octubre 2009 @ 16:42 | Responder

      • Desde luego el estado terrorista de Israel no va a dar marcha atrás ni un solo milímetro por muchos miles de firmas que reciba. Pero que sepan que somos miles las personas que pensamos que Israel es un estado terrorista.

        Comentario por picapiedra — 28 octubre 2009 @ 19:21 | Responder


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: