La mirada del mendigo

8 marzo 2010

¿Es funcional el funcionariado?

Filed under: economía — Mendigo @ 20:27

Mayo del año pasado. El ayuntamiento me cobra el Impuesto de Circulación de un vehículo que ya no es de mi propiedad. Ya han pasado los 15 días cuando me doy cuenta, así que el banco no puede devolver el recibo.
Bien, voy al concello en cuestión y planteo el asunto, aporto el justificante de la transmisión del vehículo en el 2008.

Hasta aquí, nada que objetar. Un error lo tiene cualquiera, Tráfico le manda a los ayuntamientos notificación de las transferencias, y algún funcionario no debió hacer bien su trabajo y me pasaron el siguiente recibo (luego me enteré que no es infrecuente). Errare humanum est, y sobre todo si el humanum no ve peligrar su puesto de trabajo si errare continuamente.

Ahora viene lo curioso. Si fuera una empresa privada, al justificar el cargo improcedente, inmediatamente me hubieran devuelto el dinero indebidamente cobrado, presentándome además las excusas (pasar al cobro un recibo que no existe es algo muy similar a robar). La devolución sería en metálico, por transferencia o con cargo a la tarjeta, si hubiera pagado con ella. Muchas gracias, buenos días, y ahí se hubiera acabado el problema.

No. Esto es la administración pública. Reconocen que ha sido un error, no hay problema, vaya al edificio tal, ventanilla de registro, y presente una reclamación adjuntando los papeles. La presento. Meses después, sigo sin recibir nada. Es que se ha puesto la jefa de baja… Vale. Para devolver un recibo indebidamente cobrado hace falta que firme hasta el Rey. Vuelvo a los meses (insisto que esto se inició en Mayo), y falta mi DNI. Aporto la fotocopia del DNI (que antes no me habían pedido, para qué la querrán). Vuelvo al cabo de otros meses, y que si no me lo han abonado ya es porque falta el número de cuenta. ¿El número de cuenta será el mismo del cual me lo habéis sacado indebidamente, no? Se trata simplemente de que restablezcáis la situación antes de que me cobraseis ese recibo. Pues no, parece que no es evidente. Luego aparece mi solicitud, y resulta que sí que había cubierto el número de cuenta.

En resumidas cuentas, diez meses después, después de perder tiempo y paciencia en repetidas visitas, sigo sin ver mi dinero.

Además de las molestias que me ha ocasionado (la pérdida de tiempo de un ciudadano en hacer papeleos también es pérdida de productividad en su trabajo), resulta que para hacer una devolución que en una empresa ocuparía no más de cinco minutos de un empleado, en una administración es un interminable trámite que me lleva de ventanilla en ventanilla, y ocupa el trabajo de un pelotón de funcionarios. Si contamos la hora de trabajo de los funcionarios que se han ocupado del tema, probablemente salga más cara la devolución que el propio impuesto.

Es un ejemplo de la legión de funcionarios cuya ocupación es complicar lo que es sencillo con el único propósito de justificar su puesto de trabajo. Porque si se hicieran de forma sencilla y eficiente, sería patente que sobraría el 95% de la plantilla.
+
+
+
Siguiente absurdo.

Entrego un presupuesto para la Xunta. En Excell, porque para la administración no existe vida más allá de Microsft, y obliga al ciudadano a pasar por el aro. El funcionario, pez medianamente gordo, me echa para atrás el presupuesto: no cuadra…por un céntimo. He hecho mal la suma de los conceptos, me dice. Cómo voy a hacer mal una suma si eso es una función sumatorio, lo suma la propia hoja de cálculo.
¿Qué era? El redondeo. La visualización de las celdas de dinero la tengo ajustada a céntimos, pero como sabéis, Excell no calcula sólo con esa cifra visualizada, sino que emplea todos los decimales. En resumen, la suma estaba correcta, por supuesto, esa diferencia de un céntimo de euro era debido a que el muy subnormal había sumado manualmente cantidades parciales redondeadas, introduciendo un error que fue arrastrando y dio al final un error de un céntimo (a estas alturas, yo estaba quemado por estar perdiendo el tiempo por un puto céntimo que joder, ya se lo podía dar yo, que la misma llamada ya costaba mucho más).

La cuestión estaba positivamente explicada, pero para que le entre en la cabeza de ese solípedo bien enchufado en la Xunta tendría que venir Supercoco a explicárselo. Un puesto de la responsabilidad de ese tío, que es quien tiene que aceptar presupuestos pero que muy gordos, que en una empresa privada harían temblar a más de uno…en manos de una acémila que no entiende que las cifras tienen más de dos decimales.

De nuevo, resumiendo. Tuve que mandar de nuevo el presupuesto por mensajero urgente, artificialmente “corregido” (es decir, sumando lo que él quería que sumase, no el resultado matemáticamente correcto). Es decir, gastarme unos buenos euros porque según un deficiente mental “no cuadraba” una suma por un céntimo de euro.

Un funcionario de la misma Xunta que sigue construyendo en el Gaiás un edificio que, sin saber aún de qué coño va a servir, excede en un 500% el presupuesto inicial (de 108 a 550 millones de euros, y eso que sólo se van a realizar dos de los cuatro edificios de los que constaba el proyecto).

Por 442 millones de euros de ampliación de presupuesto no ponen pegas, y me vienen a tocar los cojones por un céntimo de euro que, además, estaba correctamente sumado.

Aberrante.

En la privada, a ningún jefecillo intermedio se le ocurre perder el tiempo por un céntimo. Ahora bien, al jefecillo que se le dispare un presupuesto un 500% le cortan las pelotas. Y con razón.
+
+
+
Y la tercera, esta mañana.

Os pongo en circunstancias. Tras una lucha que a veces más bien parecía los trabajos de Heracles, por fin he conseguido poner las tierras de mi padre a mi nombre. Parece sencillo, pero ha sido una labor de años, para pasar documentos, algunos del s.XIX, a referencias modernas de polígono y parcela. En total, 53 fincas. Para quien se crea que estoy hecho un terrateniente, es que no conoce el minifundismo gallego. En alguna de las “fincas” puedo abrir las piernas, quedando ambos pies en las parcelas vecinas. Todas juntas están valoradas en dos mil euros (valor comercial, el valor catastral de alguna es de unos céntimos).

Sobre lo absurdo que ha llegado a ser el proceso, entre el notario, el registro y el catastro no voy a referirlo aquí pues necesitaría más espacio que la Odisea (y en verdad que lo fue).

Sólo voy a narrar la peripecia final que pone la guinda a un cúmulo de despropósitos legales, de incoherencias entre las normativas y leyes y la razón.

Abro el buzón y me lo encuentro atiborrado de cartas. A reventar. El cartero debió estar empujando para que cupieran todas. 53 cartas. El catastro me había mandado 53 cartas para avisarme que cada una de las fincas estaba ya inmatriculada a mi nombre. Yo sólo había hecho 1 solititud, que correspondía a un único expediente. ¿No podían haber escrito la relación de fincas en una (o varias páginas)? ¿No podían haberlo metido todo en uno (o dos) sobres?

Ya no es el desperdicio de papel, o de dinero que cuesta el correo. Es por pura lógica, por no caer en el absurdo.

En cualquier empresa, si a cualquier empleadillo se le ocurre meter 53 folios, que tratan absolutamente de lo mismo y que forman parte de un mismo expediente, en 53 sobres distintos, y va a correos a mandarlos por separado…¿Qué le hacen? No sé, yo creo que no existe nadie tan simple (por decirlo suavemente) que se le ocurra tal cosa.

Pero como estamos en la Administración Pública, los sobres y el Correo los paga el Estado, y no hay nada mejor que hacer…pues hacemos el ridículo.
+
+
+
Conclusión: ¿Todo lo público es ineficiente? Esa es la conclusión a la que quieren que lleguemos, convirtiendo todo servicio público en un maremagnum burocrático que no conduce a nada. Mucho papeleo y poco servicio público, y esto reza no sólo a los funcionarios de ventanilla, sino también a la sanidad (para hacer una mamografía tienes que perder horas y horas yendo de un sitio a otro, con lo cual o pasas de realizar la prueba o directamente pagas 60€ y te la haces por la privada, porque con la salud no se juega), la educación…

Como sabéis los que por aquí recaláis, yo defiendo que las empresas sólo puedan ser o estatales o colectivas (mejor dicho, o puramente colectivas o colectivas con participación estatal en aquellos segmentos donde por tamaño o importancia estratégica lo recomienden).

¿Entonces? Entonces, para hacer que funcionen y puedan competir en pie de igualdad con las empresas privadas, no podemos mantener un ejército de burócratas ineficientes que sólo sirven para complicar las cosas al ciudadano. Hay que simplificar procedimientos, muchas veces recursivos, absolutamente injustificables hoy en día, con bases de datos y redes de comunicación.

Servicios públicos sí, por supuesto. Empresas públicas sí, y a competir con ventaja contra las privadas. Pero para que esto sea sostenible no puede haber una casta funcionarial con empleo de por vida. Una cosa es puesto de trabajo fijo, y otra vitalicio. La inmunidad conlleva al abuso. Ni absolutamente desprotegido y aterrorizado, como el trabajador de la privada (especialmente con los nuevos contratos); ni absolutamente irresponsable de sus actos, como el funcionario.

Insisto, si trabajador público = funcionario, estamos atando de manos al Estado para poder convertirse en agente económico.

Y voy a picar más duro. Durante la época de vacas gordas en la construcción, las plantillas de las constructoras estaban hiperdesarrolladas. Al llegar las vacas flacas, han empezado a echar gente, como consecuencia natural de una menor actividad en el sector (prohibir los despidos es una simpleza, porque hay que reconocer que ninguna empresa, tampoco colectiva, puede permitirse seguir pagando los salarios de trabajadores que están una mano sobre la otra, pues no tienen carga de trabajo para ellos).

Bien. ¿Y todos los funcionarios públicos que fueron contratados con el boom inmobiliario para atender a la avalancha de proyectos, registros, firmas, etc? Porque fueron contratados en un momento puntual, pero su contrato es DE POR VIDA. ¿A qué se dedican ahora, si el Estado no puede despedir? Sin embargo, no hay carga de trabajo para ellos.

Otro ejemplo. Duranto los locos años del ladrillo, muchos ayuntamientos aumentaron locamente sus plantillas, enchufando a sus amiguetes en cualquier puesto a perpetuidad (las oposiciones municipales, especialmente en los ayuntamientos de villas y pueblos, son el paradigma de la corrupción y el nepotismo). Tenemos por ejemplo una verdadera horda de policías municipales, garruliños con pistola. Ahora, al acabarse la fiesta, muchos ayuntamientos tiene el presupuesto justo para pagar los sueldos de esta tropa que, a estas alturas, es indespedible. ¿Es justo que el Estado se cargue con una obligación que la empresa privada no tiene?
+
+
+
Para terminar. Un estudiante español, después de acabar su carrera, es muy probable que acabe en el paro o con un empleo precario y sueldo mileurista. Excepto…si ingresa en el ejército como suboficial. De esta forma, tendrá automáticamente un sueldo de 1800€ (grupo A1), 40 horas semanales que no te discute nadie, sanidad privada, manutención…

Pero ayer me enteré de una cosa. Desde hace unos años (creo que es cosa de Bono, si alguien quiere confirmármelo), los suboficiales, al llegar a los 45 años, pueden elegir entre seguir cobrando su talegada por no hacer nada (en el mejor de los casos), o retirarse en una especie de jubilación anticipada, con 1200€ de sueldo. Y, además, ninguna cortapisa legal para acogerse a otro trabajo, perfectamente compatible con esa pedazo de pensión.

Tanta inequidad, mientras se quiere que nos jubilemos a los 67, y aún encima recortar la pensión…

Y recordemos, que esta gente ni tan siquiera ha tenido que pasar una oposición.

Esto me lo contó un teniente, pero para la soldadesca hay algo parecido y no me quiero ni imaginar para los oficiales…

Sinceramente, en estas condiciones, el edificio del Estado se me antoja simple y llanamente insostenible. Las empresas reduciendo los gastos de personal de forma salvaje (excepto los cuadros, claro, que ellos mismos se ponen el sueldo) y, mientras tanto, el Estado (es decir, todos) tiene que cargar con semejantes generosidades principescas, como si esto fuera el país de Jauja.

El Estado socialista no puede ser una ONG. Pretenderlo es atarlo de pies y manos y entregar el sector público a una iniciativa privada que, pese a los dividendos y sueldos pantagruélicos de los directivos, es mucho más eficiente.

La empresa pública puede ser, por principio, más eficiente. Pero tiene que jugar con las mismas reglas que su rival privado.

31 comentarios »

  1. Por cierto, el plan de austeridad portugués. La misma mierda que en Grecia, que en España…los gobiernos ¿socialistas? responden con recortes sociales y privatizaciones. Pero, al menos, el ejecutivo portugués sube la fiscalidad AL TRAMO SUPERIOR DE RENTAS.

    Aquí, todos los esfuerzos vienen siempre del mismo lado, del débil.

    Comentario por Mendigo — 8 marzo 2010 @ 20:38 | Responder

  2. Yo quiero añadir aquí un apunte…y es que los empleados públicos deben tener una estabilidad por el mero hecho de evitar que cada x años los Gobiernos cambien a toda la plantilla para meter a los amiguitos de su cuerda…Otro cantar es el mayor control del trabajo, los incentivos, la organización, que sin duda necesita el Sector Público…No olvidemos también que en la Administración están los que más trabajan porque, los que trabajan, trabajan por cinco…Y tampoco hay que generalizar aunque entiendo la fama lograda a base de muchos sufrimientos de ventanilla de los ciudadanos-administrados…

    Comentario por Campurriana — 8 marzo 2010 @ 20:55 | Responder

    • Pero también los empleados privados deberían tener una estabilidad, que no tienen. Y los empleados públicos no tienen estabilidad, es que están unidos con cimientos a su puesto. Y eso tampoco.

      No es que cada X años el gobierno cambie de plantilla para meter a sus amiguitos. Es que cada X años, además de los amiguitos que metió el anterior, el nuevo crea nuevas plazas para meter a los suyos (también de por vida) y pagar favores. Porque…cuánto pagaría un opositor por un empleo de por vida. Millones.

      Y ya no te cuento aquellos organismos donde durante décadas manda el mismo partido político. En algunos municipios gallegos, o incluso en diputaciones como la de Ourense. Qué curioso! Toda la diputación de Ourense son familiares o amigos de cargos del PP. Como decía Fraga, siempre son del PP los que aprueban las oposiciones…porque son más listos. Vaya si son más listos!!!!

      Mira las secretarias de los concellos pequeños. La mujer del alcalde o de alguno de los concejales. Una analfabeta que ni tan siquiera sabe encender el ordenador. Pero ya tiene enchufete de por vida. Y para hacer el trabajo real, una becaria que van alternando.

      Y de que en la administración están los que más trabajan, supongo que será a broma que os contáis los que estáis en el chollo. Porque hay sectores en los que se meten diez horitas entre pecho y espalda y sin rechistar. Ahora me cuentas a ver qué funcionario se mete diez horas todos los días.

      Pero vamos, que no sólo me refiero al tópico de que los funcionarios sean unos vagos (que no por tópico es menos cierto). Es que aunque trabajaren, su trabajo no sirve para nada. Es pura y puta burocracia que en la vida privada se soluciona en cinco minutos, porque no hay tiempo para perderlo en gilipolleces, y porque la mano de obra cuesta cara para dedicarla a chorradas. No como la mano de obra para el Estado, que parece que le sale gratis…

      Comentario por Mendigo — 8 marzo 2010 @ 22:16 | Responder

  3. lo siento mendi, pero mientras leía los primeros párrafos me descojonado de risa, pero me imagino que a ti no te a echo ni puta gracia.
    Bueno con este tipo que has topado,¿le abrimos una cartilla con un centavo? es tronchante y vergonzoso a la vez.
    Venga tio, no vengas de rural, tu por lo menos eres conde de los fincarios por lo menos,jejejeje

    Campurriana- que hay cambio de gobierno cada x tiempo de acuerdo, pero es que todos los amigotes de los dos partidos que actualmente suelen gobernar están metidos, ¿como elegimos a los que se tienen que quedar fijos? ¿que partido a sido el primero en meter a los suyos? todo esto se ataja haciendo las cosas bien, quien haga correctamente el trabajo queda el que no pone mas que trabas, a la puta calle, y para terminar, no dudo que halla funcionarios eficientes, lo que dudo es que estén en las ventanillas, por que lo que la pasado a mendi nos a pasado a todos los que hemos tenido que andar con papeleos similares, ahora bien, si conoces de alguno te felicito, que seguro que los hay fijo.

    Comentario por Mikel — 8 marzo 2010 @ 21:29 | Responder

    • Yo creo que lo mismo le pasa a todo el mundo, sólo que la gente se resigna. Y yo no me resigno a que las administraciones púbicas tengan que ser absurdas e ineficientes por definición. Y, sobre todo, no me resigno porque es un servicio, el de la administración, que estoy pagando yo con mis impuestos, y que se lleva buena parte de las tarta de los presupuestos en pagar a unos tipiños que no sirven para nada, más que para complicar lo sencillo y hacer imposible lo difícil.

      Se sabe que un trabajador es imprescindible cuando, si eliminas su puesto, el sistema no funciona. Se sabe que un trabajador es perfectamente prescindible cuando, eliminando su puesto, el sistema funciona mejor.

      El 95% de los burócratas son prescindibles, basta con informatizar las bases de datos e interconectarlas. Contratar a un equipo de informáticos para que mantengan el sistema y punto pelota.

      Comentario por Mendigo — 8 marzo 2010 @ 22:08 | Responder

    • Por cierto, puedes reírte todo lo que quieras, no te preocupes. Para eso lo contaba.

      Eso sí, si a tí te pasa algo parecido, no te olvides protestar. Porque yo protesto y se quedan con cara de flipaos. Haaala, y este como se atreve a protestar.

      A uno de la DGT, que me hizo perder horas por una cagada suya (me dio la documentación de otro coche, el muy subnormal), cuando me entregó el papelito correcto le dije:
      ¿y no hay nada más?
      Su cara de merluzo interrogante…
      Me debes una disculpa.
      BLABLABLABLANOTENGOPORQUEDISCULPARME.
      Lo harías si tuvieras honor.
      Se quedó mudo, el tipiño. Y que rechiste, que aún le calzaba una ostia.

      Asco de gente que cree que disculparse es de débiles. Cuando es al revés, hay que ser muy fuerte para aceptar los errores y disculparse cuando nuestra falta ha causado perjuicio a alguien.

      El mundo (y las ventanillas en especial) están llenas de escombros humanos, que creen que por haber ganado una plaza (a ver de qué manera) ya no tienen nada que demostrar en esta vida, y pueden tratar al resto de ciudadanos con desprecio.

      Comentario por Mendigo — 8 marzo 2010 @ 22:27 | Responder

  4. Clientelismo, enchufismo, nepotismo, vagancia… y sí, Campurriana tiene razón, no se puede generalizar porque no es una cuestión de esfuerzo, es una cuestión de ineficacia. La Administración Pública es ineficaz porque es un laberinto burocrático donde nunca se han aplicado los estudios y planes de organización del trabajo con los que han machacado en la empresa privada. La razón fundamental creo que radica en que nadie arriesga nada, ni su dinero (es de todos, o lo que es lo mismo, puede ser tratado como si no fuera de nadie) ni el puesto, que es vitalicio tras cumplir la hazaña de aprobar unas oposiciones.
    Yo también reclamo que los medios de producción estén en manos de quienes producen o de una Administración Pública, pero no de este tipo de administración, desde luego. Y hay que empezar la criba por donde es más necesario. Si el equipo de fútbol va mal, destituyen al entrenador. Pues que apliquen el cuento por ministerios, diputaciones y ayuntamientos.

    Comentario por picapiedra — 8 marzo 2010 @ 22:21 | Responder

    • Mira, si tienes un ratito te aconsejo un libro: El Proceso, de Kafka.

      Es alucinante. Es la mejor radiografía del absurdo burocrático que se ha hecho nunca. Sorprende ver que la administración actual sigue padeciendo la misma esclerosis que debió padecer el autor en el s.XIX.

      La administración pública sobra, en un 95%.

      Las empresas deben estar regidas por los trabajadores y, sólo cuando entre capital del Estado, por unos consejeros que lo representen sus intereses en las asambleas. Puuunto pelota.

      Y el resto del trabajo gestor, corresponde a trabajadores administrativos con exactamente los mismos derechos que el personal productivo o los servicios auxiliares (bonito nombre para el personal de limpieza).

      Porque ninguna empresa, ni pública ni privada, soportaría para ser gestionada tener que mantener a una legión de funcionarios vitalicios. El trabajo administrativo que realizan 50 funcionarios, lo hace un trabajador en una empresa privada. Eso sí, no se lía en gilipolleces como el céntimo arriba o abajo, o en enviar 53 cartas en sobre distintos, propio de un subnormal que se aburre.

      Comentario por Mendigo — 8 marzo 2010 @ 22:35 | Responder

  5. En este pais el que tenga mucha paciencia se puede permitir el lujo de malgastarla en los mostradores de las administraciones, pero como tengas poquita y te toque lidiar con funcionarios ya te puedes tomar unas pastillitas de esas que te hacen verlo todo de rosa.

    Cuando un funcionario saca una plaza lo plantan en un puesto y de ahí no se mueve aunque tenga telarañas en la ventanilla. Deberían hacerles polivalentes y si, según la época, en un departamento están tocandose lo güitos pues ¡hala! a producir a otro sitio donde haya mas carga de trabajo.

    En cierta ocasión fuí a la Junta para hacer unos papeles de la casa. Mientras sufría una cola kilométrica en una ventanilla observé como algún que otro probo funcionario se ilustraba con la prensa, otros debatían animadamente y alguna entraba en su oficina con la bolsa de la compra. Tras eso, para terminar, voy con un papel a donde me indican, de aquí me redirigen a otra oficina desde donde una amable señora me acompaña a la puerta para redirigirme nuevamente a otra. Por fín acabé y al cabo de unos meses tuve los documentos tramitados.

    Burocracia a tope, eficacia bajo mínimos.

    Comentario por Javi — 8 marzo 2010 @ 23:32 | Responder

    • La cuestión es que pareciera que tú tienes todo el tiempo del mundo (cuando tienes que pedir horas en el trabajo, porque esa gente sólo abre en horario laboral, teniendo que aguantar la mala cara del encargado), que tu único quehacer en la vida es estar chupando cola y yendo de una ventanilla a la otra.

      Será que el tiempo del dios-funcionario es sagrado, pero el del resto no vale nada, y nos pueden tener como monigotes, de aquí para allá, muchas veces por un error suyo. Y no le puedes toser, porque como es invulnerable, puede detenerte un trámite indefinidamente que te puede joder la vida (por ejemplo, como comentas, una casa). Él no tiene nada que perder, basta con que alegue que extravió tal papel y no le va a suceder nada. A lo sumo, una reprimenda de su jefe, que para qué, total, una amonestación verbal que no tiene ningún alcance.

      En el s.XXI no debería existir ninguna ventanilla.

      Comentario por Mendigo — 9 marzo 2010 @ 9:19 | Responder

  6. Unas cosillas.

    – No confundir funcionario con empleado público. Los empleados públicos de las administraciones pueden ser funcionarios o trabajadores por “contrato laboral”. No se ha demostrado científicamente una diferencia en su rendimiento.
    – CASO 1: Intenta que te devuelvan dinero cobrado de más de una factura de telefónica o endesa. El Proceso + Saw.
    – CASO 2: Generalmente (no sé si en este caso) todos los peces medianamente gordos son colocados a dedo. Si manejan pasta SEGURO que son colocados a dedo. No confundir con los técnicos, que no cambian con el cambio de gobierno y no deciden nunca cuestiones monetarias.
    – CASO 3: Me jugaría el bledo de Rhett Butler a que por un cúmulo de despropósitos legales y de incoherencias entre las normativas y leyes, ES OBLIGATORIO enviar 53 cartas distintas.

    No sé exactamente cómo funciona el maldito ejército, pero si tú mismo dices que no pasan oposiciones ¿por qué los metes en el saco del funcionariado? (por el título)

    La burocracia es una verdadera mierda. Hay n problemas (con n tendiendo a infinito) que deben mejorarse. Sé que esto es un post de descargos. Pero, please, lee http://www.vnavarro.org/?p=3995

    Comentario por Anna — 8 marzo 2010 @ 23:39 | Responder

    • Buenas Anna. Pues de eso va todo mi argumentario, que funcionario no puede ser igual a empleado público.

      E incluso el empleado público también tendrá una baja productividad si detrás tiene a un funcionario que le da absolutamente igual si el trabajo se hace o no.

      -Caso 1: tienes razón, son empresas tan grandes que también están muy burocratizadas. Aún así, suele bastar con la amenaza de recurrir a consumo para que te lo devuelvan. A un funcionario se la pela. De todas formas, me refería a una empresa de tamaño pequeño-mediano, en la que puedes hablar directamente con el empleado, con una plantilla administrativa de 5-10 trabajadores. Vamos, lo que correspondería a la gestión de tributos de un ayuntamiento mediano.

      -Caso 2: Creo, y digo sólo que creo, no era un puesto de libre designación. De todas formas, cuando sacan unas opos semiocultas, con plazo breve, con un temario hecho a la medida de UN opositor, y con un entrevistador que es primo hermano de ese opositor…yo llamo a eso nombrar a dedo. Con la salvedad que, si algún día cambia el partido dirigente, ése ya se queda ahí de por vida.

      Cuando entra una nueva administración, hay opos para meter a los suyos. Además de los que ya están. Y, con ello, el personal asalariado se infla, se infla…

      -Caso 3. Estoy seguro de ello, Anna. Como he dicho, no todo es culpa de la desidia o la incompetencia de los funcionarios. También el que se dirigen por una miriada de reglamentos y directivas a cuál más estúpida. El sistema es, muchas veces, ineficiente. Y en algunas, absurdo.

      Y sí, efectivamente, este es un post para desahogarme un rato. He leído todos esos artículos de Navarro, un Keynesiano, y siendo una persona que valoro yo voy mucho más allá: considero que todo trabajador debería ser o trabajador público, o colectivo. Pero igual que es injusto que un trabajador esté encadenando contratos de 6 meses, y en cuanto rechiste puede ser despedido…es injusto que un trabajador tenga un contrato vitalicio, haga lo que haga. Si un trabajador es inepto o no rinde, tiene que ir a la calle, en una empresa privada y más en una empresa pública, porque está poniendo en peligro el resto de puestos de trabajo de sus compañeros.

      Comentario por Mendigo — 9 marzo 2010 @ 9:14 | Responder

  7. Windows copa el 97% de los PC de la Administración.

    ¿Cuánto se gasta la administración en software privado, sólo porque un funcionario se niega a aprender a usar el Open Office, y ya ni te cuento un sistema operativo diferente? Con lo que le costó aprender cómo funciona un ratón, y a escribir con dos dedos…

    Comentario por Mendigo — 9 marzo 2010 @ 8:58 | Responder

    • Mejora las estadísticas de usuarios de a pie. Llevo trasteando don *nix desde el 1996 y no fue usable al 100% hasta el 2002, ahora mismo una vez configurado no se toca un sistema *nix hasta que rompa el PC. En realidad desde el 2009 un sistema Windows no debería ganar ni un sólo concurso publico más ya que Vista y Windows 7 hacen perder productividad en el trabajo.

      El gran problema actual de los entornos *nix es el de los trabajadores que no quieren usarlos porque presenta una nueva curva de aprendizaje que no quieren empezar, lo mejor es que esa curva también tienen que hacerla en el software de MS porque realmente no tienen ni puta idea pero son más felices pensando que saben.

      Actualmente la administración se ha movido muchísimo a nivel estado para no obligar a usar software privativo a los ciudadanos y en la UNED es brutal. Actualmente en la I. Informatica esta vetado el uso de software de MS. También se de varias universidades más, sin embargo en bellas artes de Pontevedra, los profesores obligan y alientan a usar software pirata, ya que no corrigen si no se puede abrir con el los programas de Adobe que distribuyen.

      El colegio de arquitectura con un programa diseñado por ellos para matar el autocad esta haciendo un esfuerzo en portarlo a *nix y su licencia esta en 499€ frente a 1999€/año del autocad para uso profesional.

      La junta de Extremadura usa a *nix como arma arrojadiza y politica, cuando compra soft de MS no paga más de 22€ por licencia del Windows XP.

      Comentario por Kike — 9 marzo 2010 @ 9:51 | Responder

      • Ejem, a mí en Industriales de la UNED, los profesores no me aceptan trabajos si no están en .doc o en .xls. Y, sin embargo, en las descargas directas ponen el Open Office.

        Pero vamos, que si dices que están cambiando las cosas, pues estupendo.

        Comentario por Mendigo — 9 marzo 2010 @ 10:58 | Responder

  8. Tres cosas hay en este post:
    1-El burocratismo. Todos lo hemos padecido (yo hice la prestación social prostitutoria en un Ayuntamiento).
    2-Lo del ejército. Hay un test de inteligencia (o algo así) y otro físico (con baremos diferentes para las mujeres). Pero para ascender hay que hacer exámenes y cursos y más cursos y etc. (o recomendación).
    3-El proceso. De kafka. Esa novela no va sobre el absurdo de la burocracia. Esa novela es el mejor ejemplo literario de una corriente estética que empezó con Poe: la conspiración. Todo el mundo sabe algo sobre el proceso a K. menos K.; el señor K. es el único que no llega a saber de qué se le acusa. Cuando viaja a su pueblo natal se entera de que allí todo el mundo lo sabe (incluso su familia). Todos sus compañeros de trabajo, etc. sobre el burocratismo es mejor El castillo, también de Kafka. (creo que has equivocado los títulos, normal porque seguro que los has leído uno tras el otro.)

    Hasta luego
    Joseluis

    Comentario por Joseluis — 9 marzo 2010 @ 9:20 | Responder

    • Muy buenas, José Luis.

      Hace ya tiempo que leí El Proceso, pero yo entendí que muestra el desconcierto de un ciudadano que tiene que enfrentarse a un sistema burocratizado que no entiende y que amenaza con engullirle. En este caso, es una burocracia judicial, pero podría ser cualquier otra.

      El Castillo…sí, es cierto, también trata sobre la burocracia, aunque ésta me resultó más hermética. Quizá su autor así lo pretendía, pero a ratos me daba cuenta que había perdido el hilo.

      Para suboficiales entras directamente con una carrera, creo. Por supuesto que luego hay cursos, academia y no se qué rollos (el tema no lo domino, como es obvio). Si yo no les quito méritos! Pero vamos, que más tienen que estudiar los funcionarios de la vida civil, y ni siquiera ellos se pueden prejubilar a los 45 años.

      Comentario por Mendigo — 9 marzo 2010 @ 11:06 | Responder

  9. Lo reconozco, soy funcionario. Mea culpa.
    Bueno, realmente, estoy orgulloso de ser funcionario. Además, mi trabajo me ha costado, trabajando en la privada de lunes a sábado, mañana y tarde, preparando las oposiciones por la noche y los domingos, una especie de clausura durante año y medio. Y suma y sigue para aprobar otras y acercarse a tu tierra.

    Bueno, al grano, lo más importante que quería comentar ya lo ha dicho Anna. Mendigo, lo que te ha pasado, sí, nos ha pasado a todos alguna vez, incluso a los funcionarios.

    Caso 1. Es culpa tuya, por tener domiciliado un recibo del ayuntamiento. Bueno, en serio, yo no los tengo, aunque claro, como soy funcionario, puedo escaquearme para pagarlos (en mi descargo, lo suelo hacer los jueves por la tarde que no trabajo). Tu dinero una vez cobrado pasa a ser dinero público (de todos) y no se puede devolver así como así, hay unos procedemientos establecidos y unas fases de control para hacer cualquier pago (i.e. varias firmas). Es decir, en un ayuntamiento, que no debe estar muy descentralizado, todos deberían estar en el mismo edificio, con lo cual no debería tardar más que unos días. Lo que te ha pasado es una sinvergüencería, sin más. Supongo que los ayuntamientos no tienen pelas y retrasan los pagos todo lo que pueden. En estos casos lo mejor, en vez de pedir la devolución, es pedir compensación en el siguiente tributo que tengas que pagarles (el de Vigo lo hace). Suelen aceptarlo más rápido porque no tienen que devolver la pasta.

    Caso 2. Respuesta de funcionario: no debería pronunciarme porque no conozco los pormenores del caso en los que el funcionario basó su decisión. Bueno, sí, ¡menuuuudo memo! Doy por hecho que el presupuesto estaba cuadrado (en las sumas finales me refiero, creo que es un imperativo legal), aunque por parte del funcionario hay que valorar su diligencia a la hora de comprobar que las sumas coincidiesen con lo declarado por ti. Él mismo debería haberse dado cuenta que era un tema de redondeos y hacer la vista gorda, no perder el tiempo y tirar para delante. Bueno, pasemos. Pero una vez que se lo explicas tú, creo que no sabe valorar su tiempo de trabajo (aparte del tuyo), gran pecado de los funcionarios y sus jefes (hasta arriba de todo). Yo creo que la Administración gasta casi todo su presupuesto en personal, eso lo dice todo.

    Caso 3. Sólo de escucharlo se me revuelve el estomago (de verdad, me está doliendo). Es una auténtica pesadilla, y no sé en tu aldea, en la mía sólo está catastrado un 20% de las fincas, y de estas un 90% están mal. Es como darse de golpes la cabeza contra un muro, y claro si llamas a un perito para que haga planos de las fincas (si alguien sabe donde están), que es lo que el catastro quiere, solo sus honorarios pueden multiplicar varias veces el valor de las propiedades (que para quien no crea al Mendigo, apenas valen nada, nadie las quiere porque son más una carga y un quebradero que otra cosa, pero nos pueden los sentimientos). Y esto no solucionaría para nada la lentitud en la resolución. Por cierto, creo que es un servicio que está privatizado, o “encomendado” a empresas privadas. Y ni aún así. Dejo el tema, cada vez me duele más el estomago.

    Bueno, como decía Ana en la administración hay funcionarios (sin contrato de trabajo) y hay personal laboral (con contrato de trabajo). Estos últimos pueden ser despedidos como en cualquier empresa, con las garantías del Estatuto de Trabajadores. Rara vez se aplica.

    En cuanto a los funcionarios, tiene derecho a la permanencia en su puesto de trabajo. Esto, en principio, es una garantía para el servicio público. El cliente (administrado) no siempre tiene razón, y si no la tiene le puedes decir que no sin que te despidan por defender el bien público. Lo mismo al político de turno si quiere hacer una chanchullada. Eso no quiere decir que no haya un régimen disciplinario y se pueda castigar, sacarle el puesto e incluso echar a un funcionario. Tiembla la mano mucho para aplicarlo.
    El problema es la organización del trabajo, pero como decía Ana, los puestos de funcionarios de arriba se nombran a dedo (entre los amigos, no siempre entre los mejores) por el gobierno de turno y los de más arriba ni siquiera tienen que ser funcionarios (Director General, sí, hombre, el hijo de Pepín, es un lince, está en segundo de derecho, y además, le debemos mucho, con lo que trabajó él por las Nuevas Juventudes del partido – ¿te suena?).
    Y los organigramas se pueden cambiar, es más por ley se deberían actualizar todos los años, cosa que no se hace. Que quiere decir esto, si en el servicio de control de obras sobran puestos de trabajo, se eliminan, y se crean puestos allí donde haga falta (p.e. INEM), y a los funcionarios se les recoloca en los servicios en los que hace falta gente , o en las vacantes que van surgiendo (y nos jodemos, ya habrá un concurso para cambiar si no nos gusta). Pero, eso correspondería a la gente superpreparada del párrafo anterior.

    Unha aperta

    Comentario por Dumbledore — 9 marzo 2010 @ 10:01 | Responder

    • Buenas Dumbledore!

      No hace falta que te excuses, compi. Mis viejos son funcionarios (de educación) y yo mismo lo intenté pero desistí (soy demasiado vago, y cerraron las plazas a las que iba con lo que tenía que volver a prepararme otro temario, y pasé).

      1. Creo que en su día me exigieron domiciliar el recibo. Creo, no estoy seguro. Me parecería muy bien que el dinero público estuviera tan bien controlado, si de verdad estuviera así de controlado SIEMPRE. Pero parece que sólo hay control cuando se trata de enmendar un error. En cambio para otras cosas, parece que es una caja de la que todo el mundo puede coger.

      2. Los presupuestos deben cuadrarse, pero el mío lo estaba. Pero habría que haber tenido en cuenta todos los decimales. Pero vamos, si quieres te cuento otra similar: tuve que reenviar un presupuesto porque la cantidad era de XXXXXX euros, y no de XXXXXX,00€. Sabes perfectamente que en la privada sería inaudito que alguien se parase en esas nimiedades. Que si redundasen en un mejor control del dinero público…pero luego hay una tradición española, que son las ampliaciones. Te aprueban una obra con un presupuesto, y luego te van concediendo ampliaciones. Entonces ¿para qué coño sirve un presupuesto, si se incumple reiteradamente? Pues para darle la obra al que querías dársela, y luego darle la “gratificación”. La UE quiere terminar con esta característica peculiar española, pero para eso sí que se unen PP y P$O€. Es absurdo, ser tan tiquismiquis por un lado y luego aceptar presupuestos escandalosos. Ni que decir tiene que esto no ocurre en la privada, donde verdaderamente sí que vigilan por el dinero.

      3. Lo de las fincas, mejor lo dejo aparte. Vale, ya veo que a ti también te toco. Al final, es pasar de un derecho consuetudinario, donde es la gente del pueblo la que sabe dónde están las fincas, a un sistema normalizado de polígonos y parcelas. Dicho así suena bien, pero luego vas al catastro y descubres que los lindes están mal. Cuando cambiaron el padrón, el concello contrató a una empresa privada, y esta empresa realizó todos los cambios sin pedir documentación alguna, bastaba que alguien dijera que era suya para que se la cambiasen. De esta forma, perdí varias fincas, y ni maldita gana que tengo de reclamar. Sólo reclamé una, que estaba a nombre de otros, y porque esa estaba cercada, es donde llevo años intentando plantar castaños, y ya va cuatro veces que me arde cuando empiezan a dar los primeros erizos, y donde está enterrado un gato que tuve. Y esa por mis cojones que no la perdía. El resto…pfff. Es un puro caos, como bien sabes. Así es absolutamente imposible que el campo gallego pueda salir jamás de la agricultura de subsistencia. No puedo meter ahí la reja de un tractor sin entrar en la del vecino. Si planto una hilera de árboles, las ramas entran en la del vecino. Imposible mecanizar nada. Imposible atender a 53 pedacitos dispersos de mierda.

      Y, sin embargo, no quería renunciar a ellos. Mi padre se esforzó en identificarlos para que yo no los perdiera, y no quería que esa tierra, que para mí (menos la parcela que te digo) no tiene ningún significado, pero para él sí, se perdiera. Mis primos de ciudad han pasado mucho de romperse los cuernos con ese rompecabezas. Años, le he dedicado años, rastreando con el SIGPAC, preguntando a la gente de la aldea, yendo al catastro de Ourense…no compensa ni de coña.

      Pero mira, te cuento una cosa. Cuando repasaba la documentación, me encontré cosas como la de una leira, que compró mi abuelo allá por el 1910, a una mujer. En la propia escritura decía que la mujer necesitaba ese dinero para pagar el enterramiento del marido (una mujer tenía que justificar por qué disponía de su patrimonio). La mujer no firmaba porque declaraba no saber, y lo hacía el escribano en su lugar, previa presentación de la cédula de identidad.

      Por esa tierra que ahora no vale una mierda (excepto la urbanizable, que por esa sí que se pegan) hubo un tiempo que valía un mundo. Que tuvieron que hacer grandes sacrificios para mantenerla, porque la contribución los machacaba (por eso no se tenía una finca sin cultivar, porque era una carga improductiva). Por respeto a esa mujer que vendió esa tierra a mi abuelo para pagar el entierro do seu home, é que non podía despreciala. Boteille horas, pero ó final conseguino. Aínda non o creo.

      Apertas, Dumbledore!

      Comentario por Mendigo — 9 marzo 2010 @ 12:09 | Responder

  10. 1.- Tu jefe marca tu nivel de trabajo. Si tus jefes son esos politicos que vemos a pie de calle (no los de la tele) que esperas de sus subordinados.

    2.- Alguien a visto alguna empresa de certificación dandole un certificado de calidad a alguna administración. (la verdad yo me cagaba en los sellos pero después de ver auditorias de las buenas dan estopa a los empleados por un tuvo)

    3.- Es necesario el miedo para cumplir con tu empleo ¿?

    4.- Cual es la formación continua en un puesto administrativo del estado. Yo siempre veo viejos que no se han seguido formando después de obtener su plaza.
    5.- Privatizar las administraciones del estado crearía más dinamismo como en las empresas privadas (jejeje como me gusta nombrar a la bicha)
    6.- Usar un esquema de empresa privada para la administración no dejaría más espacio para la corrupción. Si puedes amenazar a un funcionario con despedirlo no se callara más al ver el cazo de sus superiores.
    7.- Informatizar ¿? si la administración no contrata informáticos titulados. Y peor si los contratase no los alentaría a reciclarse constantemente que es lo más importante de mi profesión, nunca un I.I puede dejar de aprender y estudiar a la vez que curra.
    8.- Gas mostaza ¿?
    🙂

    Comentario por Kike — 9 marzo 2010 @ 10:01 | Responder

    • Nas Kiño! Que me quedaba responderte.

      3.- Es necesario que haya una contraparte que pueda aplicarte una sanción si no cumples para lo que te están pagando.

      5.- Lo que crearía sería una corrupción del copón bendito. Aunque, eso sí, tendría su parte buena porque se podrían imponer objetivos claros a cumplir.

      6.- Un esquema de empresa privada pero con trabajadores públicos.

      Comentario por Mendigo — 9 marzo 2010 @ 19:39 | Responder

  11. Voy a darle un poco de mas humor.

    A qué grupo de funcionarios pertenece usted?

    -Hay tres grupos: Incas, Mayas y Aztecas

    -No sé que grupos son esos…

    -Sí, hombre:

    -El que Inca los codos para leer el periódico.

    -El que siempre llega tarde y pregunta: ¿Mayamao alguien?

    -El que siempre se va antes de tiempo y dice: Aztecargo que yo me piro.
    —————————————————————————

    Se encuantran dos amigos.

    -¿Que tal Pepito?, cuanto tiempo sin verte. ¿A que te dedicas ahora?- Le dice uno al otro

    -Pues mira, aprobé unas oposiciones y ahora soy funcionario – responde el otro

    -Buen trabajo chaval, poca faena, buen horario y por las tardes sin trabajar!!

    -Perdona, -le puntualiza el amigo- es por las mañanas cuando no trabajamos, por las tardes es que no vamos!!!.
    —————————————————————————–
    Este no tiene nada que ver, pero es cojonudo

    Va un weas por la autopista a 130 por hora, y en eso que le empieza a perseguir un RP… El weas se para en el arcén, y ve cómo se para delante de él el coche, se baja un poli, se acerca y le dice:

    – Señor, iba usted a 130 km por hora cuando la velocidad máxima permitida es de 120, ¿lo sabía? Tendré que hacerle la prueba de alcoholemia.

    A lo que el chofer responde:
    – Bueno, no me voy a negar a soplar, pero le aviso de antemano que daré positivo… es que verá, trabajo en un circo y cuando tengo que tragar y escupir fuego uso alcohol, y quiera que no, siempre me trago algo… pero si usted quiere soplo, aunque ya sabe que daré positivo.

    Al mismo tiempo le señala los asientos traseros, donde hay varias garrafas, mazas, diábolos, palos chinos, bolas… de tóo.

    – Está bien señor, no le haré soplar, y por esta vez se librará de la multa… ha tenido suerte.

    Verá, es que a mi siempre me gustó mucho el circo, desde pequeño… ¿me podría hacer usted un favor?

    – Usted dirá.

    – Pues me encantaría que me hiciese usted una pequeña demostración, si no es mucho pedir.

    Dicho y hecho, el conductor sale del coche, coge sus bártulos y empieza a hacer malabares, primero con las bolas, luego con las mazas… mientras lo mira el Poli.

    En esto que pasa un camión, y el camionero se asoma por la ventanilla tocando la bocina y gritando al Poli:

    – ¡¡¡HIJOS DE PUTAAAAA!!! ¡¡¡QUE CADA VEZ LO PONÉS MÁS DIFÍCIL!!!

    Comentario por Mikel — 9 marzo 2010 @ 10:58 | Responder

    • Jejejejeje

      Qué coño es un weas? Y un RP?

      También a ti se te atasca el teclado, como a Wen? O es que yo no me entero de ná?

      Comentario por Mendigo — 9 marzo 2010 @ 15:48 | Responder

  12. weas–http://es.wikipedia.org/wiki/Wea

    RP–Productos que no han sido clasificados y están en espera de que suceda

    RP–Aspectos meteorológicos de las sequías tropicales. Simposio de la OMM, Nueva Delhi, Diciembre de 1981

    RP–Trastorno genético que causa la degeneración de las células de la retina. Si es severa, puede llevar a una ceguera total.

    El chiste esta copiado, y mira por donde no era lo que yo me imaginaba, wea vaya puede tratarse de un tio, pero RP no me cuadra nada, en fin digamos que wea es un tio y RP algo relacionado con la poli

    Comentario por Mikel — 9 marzo 2010 @ 17:19 | Responder

    • RP (creo yo) se refiere a Radio Patrulla, que es el nombre que reciben en algunos países latinoamericanos las patrullas motorizadas… o algo. Aquí lo explican.

      Comentario por Anna — 9 marzo 2010 @ 17:36 | Responder

      • Aaaanda. Fale.

        Pues yo aporto el significado de weas:
        http://www.asihablamos.com/word/palabra/Weas.php
        Weas
        Chile Chile
        1. Dícese de los testículos y el escroto que los contiene.
        2. “Weás”, acentuado de tal manera, quiere decir estupideces, imbecilidades, ñoñerías, etc.

        Ejemplo : “1. a)”Deja de hincharme las weas culiao!”
        b)”Mierda, me pateó en las weas!”
        2. “Deja de decir tanta weá weón!””

        Sinónimos : Bolas Testiculos Cocos Compañones Los amigos Estupideces Imbecilidades Tonterias ñoñerias
        Antónimos : Genialidades Aportes

        Comentario por Mendigo — 9 marzo 2010 @ 19:36 | Responder

        • jajajajajajajajajajaja

          Mira que me llevo partido el pecho con todo esto… Desde el post a los comentarios.

          Memorable.

          Comentario por wenmusic — 9 marzo 2010 @ 21:08 | Responder

          • ¿Te parece bonito? Yo contando mis duelos y quebrantos con las Administraciones Púbicas y tú te regocigas y cachondeas con la narración de mis tribulaciones.

            XDDDDDDD

            Qué cabrón. Seguro que tú también tienes unas cuantas que contar…

            Comentario por Mendigo — 9 marzo 2010 @ 23:07 | Responder

        • http://www.weaindiantribe.com/index2.html

          Comentario por Mikel — 9 marzo 2010 @ 21:53 | Responder

          • Hombre, yo no creo que con weas se refieran a un miembro de una tribu perdida en el quinto pimiento.

            Aunque a decir verdad, no parece que estén hablando de sus pelotas…

            Oye, porqué no aceptamos que weas es sinónimo de lepero, y dejamos el chiste como “Va un lepero a 130 por la autopista…”.

            RP=picoleto, y ya está. ¿Os parece?:mrgreen:

            Comentario por Mendigo — 9 marzo 2010 @ 23:10 | Responder

  13. Las autonomías suman ya 2.000 entes que esquivan el control público
    Las comunidades han duplicado en diez años el conglomerado de sociedades, fundaciones, consorcios, agencias y otras entidades.

    Comentario por Mendigo — 15 marzo 2010 @ 9:51 | Responder


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: