La mirada del mendigo

6 marzo 2011

Cretinadas a 110km/h

Filed under: energía — Mendigo @ 17:52

No tenía pensado hablar de ello. No me gusta rebajarme al tema del día, al tomate político, a la tertulia de bar impuesta por los medios. No quiero que sea el criterio de los Pedrojotas el que marque la agenda del mendiguiño, las caralladas de los politicuchos no merecen ni comentario.

Por eso no me supusieron ninguna sorpresa las chorradas que dijo González Pons a cuenta de la soviética iniciativa de bajar la velocidad máxima en autopistas. Desgraciadamente, Cayo Lara desperdició una magnífica ocasión para meterse la lengua en el culo, y no dejar en evidencia su pobre formación. Incluso tuve la desgracia de escuchar al Alonsito de los cojones rebuznar en la radio, que él no creía que la medida fuera a reducir el consumo de carburantes. Nadie le paga por creer nada; es un cazurrín al que se le ha enseñado a pilotar monoplazas desde pequeño (hay animales de circo que hacen cosas aún más complicadas).

Pero lo que ya me ha quebrado el animo es la portada de La Razón de la que avisó Halón Disparado. Sólo a un cretino o a un titulado en periodismo se le puede ocurrir obtener como conclusión que a 130km/h un vehículo consume menos que a 110km/h, tras sacar fotografías del ordenador de a bordo con el consumo instantáneo.

Vale. Me muero. Debe ser que no existe rastro de inteligencia en toda la puta redacción, para que ni siquiera los de la limpieza les dijeran que estaban haciendo el ridículo.

Empezamos. En principio, el ordenador de a bordo debería dar una medida bastante exacta del consumo instantáneo, ya que la centralita sabe con una enorme precisión la cantidad de combustible que se está inyectando (en rail común, esto es, a presión constante, proporcional al tiempo de apertura de los inyectores, descontando las inercias). El caso es que todos sabemos (los que hemos tenido un mínimo de interés por informarnos) que los ordenadores de a bordo no suelen dar una medida muy precisa del consumo (igual que tampoco la velocidad), generalmente ofreciendo valores menores a los reales (mientras que marcan velocidades más altas). Puro marketing post-venta, para que el conductor tenga una percepción satisfactoria de las cuatro latas con forma cuca que le han vendido.

Por lo tanto, emplear para la medida el ordenador de a bordo y no instrumentación calibrada no es un ensayo científico, es un eructo propio de foros de coches tontuneados.

Pero hay más, mucho más. ¿En qué condiciones se han obtenido esos consumos? Una ligera pendiente ya modifica el consumo. Una curva hace que nos enfrentemos de forma diferente al viento, lo cual cambia la velocidad aparente o aerodinámica. Hay otro sinfín de detalles que podrían alterar los resultados, desde la carga, la temperatura o la presión atmosféricas o el grado de humedad. Supongamos todo ello constante.

Pero entonces, habría que medir el consumo en régimen constante. Un vehículo que circule a una velocidad constante dada, consumirá menos que el mismo vehículo que, a la misma velocidad, esté acelerando. Incluso, sería muy sencillo conseguir resultados aún más amarillentos.

Picando embrague a la salida de un semáforo, puedo sacar una foto del cuadro con el velocímetro a 10km/h y con el consumo a 30l/100km. Más adelante, puedo llevar el coche a 240km/h y, en ese momento, soltar el acelerador. Los inyectores permanecerán cerrados para retener y, por lo tanto, el consumo en ese instante será nulo. Así, el avispado periodista podrá sacar la segunda foto, con la aguja a 200km/h y el indicador de consumo a 0.

Titular: ir despacio es un despilfarro de combustible. ¡Tenemos que ir a 200km/h para ahorrar!

Entiendo por qué en España no hay tabloides como The Sun, Daily Mirror o Bild. No es necesario: no hay otra cosa más que tabloides en los kioskos. Lo que no hay es la alternativa de la prensa seria. Con todo, aún hay clases. El País y el ABC aún mantienen un mínimo de rigor, Público da una de cal, con buenos análisis, y una de arena con una línea editorial propia de diario gratuito; y si El Mundo destaca por su escaso apego a la realidad, La Razón es pura basura intelectual, un panfleto grosero para homínidos poco evolucionados.

Hay algún periodista que hace los deberes y acude a preguntar donde saben, aunque ya se sabe que el rigor periodístico no ayuda a vender ejemplares.

Con contundencia: sí, reducir la velocidad de 120 a 110km/h sí que supone un ahorro de combustible. ¡Es evidente!

Saber en qué emplea la potencia un motor no es trivial. Desde pérdidas de bombeo, rozamientos mecánicos, rodadura, accionamiento del árbol de levas o consumo de auxiliares (bomba de refrigeración, de combustible, alternador, compresor del aire acondicionado…). Pero según aumentamos la velocidad, hay un término que se hace predominante: las pérdidas aerodinámicas.

Es muy sencillo: la fuerza con la que el aire se opone al movimiento de un cuerpo en su seno se conoce como resistencia aerodinámica y se rige por la siguiente expresión:
D = 1/2 Cx ρ S v²
Siendo:
D = resistencia aerodinámica (drag)
Cx = coeficiente aerodinámico, función de la forma del sólido (adimensional, valor de referencia: un cubo, con Cx=1)
ρ = densidad del aire (función de la presión, temperatura y humedad pero que podemos tomar como cte)
S = sección frontal del sólido, en este caso el vehículo, es decir, su altura por su anchura
v = velocidad del vehículo

Como queremos saber la potencia roba este fenómeno:
P = F v

Sustituyendo la fuerza F por la resistencia aerodinámica D:
Pa = 1/2 Cx ρ S v³
Este es la expresión general para la potencia aerodinámica, es decir, la cantidad de energía disipada por el rozamiento aerodinámico en la unidad de tiempo. Y, por lo tanto, la cantidad de energía extra, es decir, combustible, que tenemos que aportar para circular a esa velocidad.

Lo que implica esta v³ es que una reducción de 120 a 110km/h (un 8,3%) en la velocidad conlleva una reducción del 27,1% en la potencia aerodinámica, independientemente del vehículo en cuestión.

¿Es por lo tanto esperable una reducción en el consumo (energía en la unidad de tiempo) tan alta?
No. La reducción en el consumo dependerá de cada vehículo, pues como dijimos, la potencia producida por el motor se pierde además en rozamientos internos, resistencia de rodadura, el lazo de bombeo, etc. Algunos de estos términos de potencia dependen linealmente de la velocidad (el coeficiente de rozamiento dinámico es independiente de la velocidad, y por lo tanto lo es también la fuerza, en una primera aproximación), por lo que de una reducción del 8,3% en la velocidad se puede esperar una reducción similar en la potencia consumida.

Con todo, insistimos, a velocidades de autopista el término predominante es la resistencia aerodinámica, especialmente en vehículos con alta sección frontal (todoterrenos y monovolúmenes), con lo que la reducción media propuesta por el IDAE del 11% parece ajustarse a las leyes, a las únicas leyes que me interesan: las leyes físicas.

¿Es posible que un coche consuma menos a 130km/h que a 110km/h, como defiende La Razón?
Por supuesto que sí. Ya hemos dicho cómo: si los 110km/h los medimos hacia arriba y acelerando, y los 130km/h en bajada o incluso reteniendo, podremos sacar fotos divertidísimas del salpicadero, pudiendo llegar a conclusiones aún más chuscas que con el ácido bórico y la Orquesta Mondragón. Ahora bien, ceteribus paribus, esto sería extraordinariamente difícil.

Explico esta cuestión. Hasta ahora, he considerado el rendimiento del motor constante, y por lo tanto que una mayor exigencia de potencia (a más velocidad se consume más potencia, esto es impepinable) implica un mayor consumo.

Bien, el rendimiento del motor no es constante, no transforma la energía química de la gasolina en energía mecánica del giro del cigüeñal con la misma eficiencia en diferentes regímenes. Ahora bien, los motores modernos, con inyección electrónica y algunos hasta con distribución variable, presentan valores de eficiencia muy estables a velocidades de giro típicas, como las que tiene el motor a 120km/h. Un truco para hacerse una idea bastante aproximada del rendimiento de nuestro motor a cada régimen de giro es mirar la curva de par (la roja, en este ejemplo, la azul es la potencia).

par potencia

A altas y bajas vueltas, el motor no funciona bien, y el par decae. Pero a medio régimen, los motores presentan una meseta de par. En todo caso, la diferencia de régimen del motor entre ir a 110 y a 120km/h es tan pequeña, que las diferencias de rendimiento termodinámico son casi despreciables.
Incluso en un motor de competición, de carrera ultracorta, con admisión y escape sintonizados para entregar toda la potencia en un margen muy estrecho de revoluciones, dudo mucho que pudiera haber una mejora en el rendimiento del motor tan grande, que compensase la mayor demanda de potencia y lograse consumir menos combustible a 130 que a 110km/h. Desde luego, ningún vehículo de producción en serie. Por lo tanto, el artículo de La Razón es una forma de manipulación grosera a la que tan acostumbrados están, basura para alimentar a los cerdos.

Bien, hasta aquí la parte técnica, la cual es discutible, pero no opinable.

Ahora viene la parte de la opinión. ¿Considero acertada la medida del gobierno?

Veamos, para empezar la considero incompleta, porque sólo se refiere a los automóviles turismo. En función de la importancia que el término aerodinámico tiene en el consumo, yo situaría las velocidades de crucero en:
camiones – 80km/h
furgonetas, todoterrenos y monovolúmenes – 90km/h
turismos – 100km/h
deportivos (sin alerón) – 110km/h
motocicletas – 120km/h

Como comentario, las motos tienen una pésima aerodinámica, especialmente las naked tan de moda (de las aberraciones custom mejor ni hablar, son pura chatarra). Ahora bien, su pequeña sección frontal en comparación con un coche les permite hendir el aire con menor consumo de energía.

¿Significa que estos debieran ser los límites impuestos?
No. Son unas cifras de referencia de velocidades que me parecen lógicas desde un punto de vista energético. Me gustó la medida del gobierno, por lo que supone ponerse el mono de trabajo y ponerse a gobernar. Da una respuesta a un problema muy grave, como es la carestía energética. El que viniera acompañada de una rebaja en el transporte público me hizo descubrirme y, aunque mínima (yo creo que el transporte público debiera ser gratuito), me hizo por una vez aplaudir la decisión del gobierno de gobernar. Como no suelo hablar bien del P$O€ precisamente, supongo que nadie me acusará de seguidismo.

Ahora, tampoco me opongo por oponerme, como un asqueroso tertuliano o politicastro (las diferencias entre ambas especies de babosas se van difuminando, será que se aparean entre ellos).

Por lo tanto, las medidas tomadas por el gobierno, y en concreto la que nos ocupa, me parecieron bien. ¿Habría otras formas de hacer mejor las cosas? Probablemente, pero el movimiento se demuestra andando, y este es un buen primer paso.

Por ejemplo, a mí no me gusta la idea de limitar la velocidad máxima, que no es más que una referencia más o menos arbitraria. De hecho, no me gusta la idea de limitar nada. Yo preferiría recurrir a una subida en el impuesto especial a los hidrocarburos, y ampliarlo al gasóleo de calefacción (que, extrañamente, está muchísimo menos gravado que los combustibles de automoción a pesar de ser fuente de buena parte de la contaminación en las ciudades, y desequilibrar igual nuestra balanza comercial que sus hermanos para motores).

Consumir energía, especialmente energía obtenida a partir de petróleo o gas, nos empobrece como Estado pues tenemos que importarlo (la mitad del déficit de la balanza comercial es debida a las importaciones de petróleo y gas).

Si alguien quiere derrochar la energía, conduciendo a 180km/h su todoterreno ciudadano (otro contrasentido, como inteligencia militar), estupendo. Adelante, si es así de idiota. Pero que lo pague. Y ya que nos está empobreciendo a todos, pues está mandando dólares a los del turbante, sacándolos del sistema europeo (después de intercambiar nuestros euros por dólares, detalle que tiene su aquel), que el sistema se resarza de su estupidez. Lo que pido no es nada tan extraño: España tiene los impuestos a hidrocarburos más bajos de la UE, con excepción de Luxemburgo.

Un precio de los combustibles más altos no sólo afectará a la velocidad a la que conduce la gente (que se nota, la gente no es tonta y ha subido el pie) sino a otros múltiples factores para aquilatar su consumo. Desde el estilo de conducción (importantísimo, evitando acelerones, anticipándose a la carretera), la elección del vehículo, la opción por el transporte público o colectivo, la bici, el paseo…y el reequilibrio territorial, ya que ningún gobierno ha querido actuar sobre la ordenación del territorio, tendrá que ser el barril del petróleo el que nos ordene a la fuerza. Un coste de desplazamiento mayor obligará a vivir cerca de los centros de trabajo, desincentivando esa abominación que son las urbanizaciones en las afueras y las ciudades dormitorio. Si te compras tu casa a 50km de tu lugar de trabajo, has de saber que te va a resultar muy caro en términos económicos (ya que lo es en términos energéticos).

Por supuesto, si la medida del gobierno no es muy popular, la mía sería el acabose.

Y eso que aún no he añadido todo. Además de subir (muchísimo) el gasóleo de calefacción, también pondría el gasóleo agrícola al mismo precio que el normal (ya que es el mismo producto) y eliminaría cualquier tipo de ayudas fiscales al combustible, sea para agricultores o transportistas. Este tipo de ayudas son una burrada, porque fomentan el despilfarro, en vez del ahorro. Si ha de recibir ayudas, cosa que dudo pero dejamos para otra entrada, que sean a la producción, pero nunca al consumo. De esta forma, recibirán la misma ayuda dos agricultores que produzcan lo mismo. Y si el primero es más eficiente en su consumo energético (por ejemplo, no pasadas innecesarias con la vertedera, o no fumiga tantas veces), obtendrá una ventaja competitiva respecto del segundo, aumentando su beneficio o sacándolo del mercado.

La idea es siempre la misma: la energía hay que pagarla a lo que cuesta. No sólo económicamente, sino social y ambientalmente. Quien gasta energía tiene que devolverle a la sociedad el perjuicio que produce (contaminación, balanza de pagos, dependencia…), y esto reza para cualquier tipo de energía.

Para ir terminando. Se ha dicho que esta es una medida recaudatoria. Ya se ha demostrado con los números en la mano que no, que el Estado dejará de ingresar por impuestos mucho más que lo que obtenga por multas.

También el Alonsito dice que a 110km/h te duermes. Pues si te duermes, tienes un problema médico y no debieras conducir. Los profesionales del volante hacen horas y horas rodando a 90km/h y no se duermen.

Otros, menos bocazas, dicen que a 110km/h es aburrido. Ciertamente que es aburrido. Y a 120km/h, y a 140 y a 160. Es que no se espera que rodar por una autopista sea divertido. Podría empezar a ser interesante entre 200-300km/h, y ni tan siquiera sería especialmente peligroso (por ejemplo, de Porriño a Madriz sólo hay tres curvas que planterían problemas tomarlas a más de 200km/h, una a la salida del túnel del Padornelo, otra el acceso de la A-52 a la A-VI en Benavente, y otra a la salida del túnel de Guadarrama). Sin tráfico, con el asfalto seco, no veo mayor inconveniente desde el punto de vista de la seguridad. Pero energéticamente es una barbaridad, que quizá haya quien se lo pueda permitir, pero la sociedad no.

A no ser que queramos regalarles el Estado Español a las dictaduras feudales, tan campechanas ellas, del Golfo Pérsico.
El fondo soberano de Qatar invertirá 3.000 millones en empresas españolas
El 10% se destinará a la recapitalización de cajas de ahorros

Zapatero suma a Emiratos a los inversores extranjeros en las cajas con 150 millones

El fondo IPIC de Abu Dabi compra el 100% de Cepsa
+
+
+
+
Apéndice: las farolas.

Para centrar el discurso, un artículo.
España tiene el récord europeo en consumo energético por habitante, con 118-114 kilovatios hora (kwh) al año por ciudadano, frente a los 90-77 de Francia o los 48-43 de Alemania.

El crecimiento anual del gasto en alumbrado público se sitúa en un 4,7%, frente al 0,7% del crecimiento de la población. España es el país de la Unión Europea con mayor densidad de población en área construida, por lo que iluminar debería ser mucho más barato que en otros países.

Realmente, es divertido pasear por una ciudad alemana de noche, en una agradable penumbra, y pensar que si esa iluminación tan tenue estuviera en Villacascajos de Arriba, los vecinos se quejarían al alcalde de qué poco lucen las farolas, dirían que la situación es tercermundista, y al poco tiempo el alcalde estaría instalando más farolas, para iluminar los grillos y que las acémilas bípedas estén más contentas…dentro de sus casas. Luz, más luz, como gritaba Goethe en su lecho de muerte.

Cambiar el alumbrado de ciudades y carreteras cuesta 2.100 millones

Yo es que debo ser más radikal que El Chivi, pero no veo la maldita necesidad de farolas y abogaría por eliminarlas. Nadie se deja la luz del pasillo toda la noche encendida, por si acaso se te ocurre ir a mear. Todo lo más, se podrían dejar en las zonas urbanas más concurridas, pero apagándolas a partir de las 12 de la noche (o la hora que sea cuando deje de haber gente).

El resto de los casos, no es tan difícil llevar algún tipo de iluminación portátil (léase linterna, foco, frontal), iluminando el camino a tu paso y dejándolo como lo has encontrado, a oscuras, detrás de ti. La noche es oscuridad, el verano calor y el invierno frío, cuando antes lo aceptemos, mejor nos irá.

De hecho, nuestros ojos están perfectamente capacitados para caminar aprovechando la luz de la luna, en días claros (para eso tenemos los bastones en la retina, que manía con convertirnos en inválidos).

Otra solución sería instalar detectores de presencia para que un tramo de calle se iluminase al paso de un transeúnte, apagándose a continuación. Esta solución no es viable con las tradicionales lámparas de sodio (tardan mucho en calentarse), pero sí con las LED que se están instalando ahora.

Y lo que no acabo de entender es la necesidad de iluminar tramos de carretera, cuando los vehículos llevan buenos sistemas de iluminación. Es absurdo. ¿Bajar la siniestralidad? Las cifras no lo demuestran. Seguro que hay actuaciones menos gravosas energéticamente que aumentan la seguridad de las vías (por ejemplo, reflectantes).

Me quedo con la imagen de un pueblo entero iluminado durante toda una noche, cuando nadie, salvo los grillos y las moscas, se aprovecharán de tal luz hasta la mañana siguiente. Quizá sea un engorro cargar con una linterna, pero a cambio de esa pequeña molestia, además de ahorrar no poco y contaminar bastante menos, tenemos el regalo de poder disfrutar de nuevo de noches profundas, negras, como nuestros abuelos.

Y el espectáculo de las estrellas. ¿Se puede ver la Vía Láctea cruzando el cielo de tu ciudad? Posiblemente ya no, ni en las noches más claras, debido a la contaminación lumínica. Pues eso que hemos perdido.

vía láctea

Otras fotos de la Vía Láctea:
1
2
3
4
5

46 comentarios »

  1. Somos nuevos ricos que provienen de un pasado no tan lejano lleno de miseria, y como tal nos comportamos. Compramos besugo en diciembre, encendemos la televisión cuando vamos a colgar la ropa, nos gusta estar en camiseta de manga corta en los inviernos en casa… y cientos de comportamientos similares más. Yo también apoyo la iniciativa de la reducción de velocidad, porque ignoro cual es el ahorro efectivo final, pero tengo muy claro que la medida educará en la corrección de comportamientos absurdos.
    Excelente apunte, una vez más.

    Comentario por picapiedra — 6 marzo 2011 @ 18:38 | Responder

    • Gracias, tronk.

      Este ha sido uno de esos apuntes de desahogo. De hecho, esta semana me ha tocado conducir mucho, y he encendido la radio para distraerme. Y poco a poco me he ido cargando de rabia cuando escuchaba tontería tras tontería. Por qué le dan voz a opinatodos que no saben de lo que hablan? Tan difícil es ir a preguntar a los que de verdad saben de cierta cuestión en concreto? Estoy friiito de demagogias.

      Porque joder, para hablar de lo que no saben, que no usen un medio de comunicación. Si quieren, que se abran un blog. Un poco de vergüenza, coño. Yo tampoco iría a la radio a hablar de la reproducción del calamar.

      Pos eso, que me he quedado a gusto.

      En cuento a lo de nuevos ricos…es lo de siempre, el retrato del hidalgo español que no tiene ni para comer, pero que sale a la calle tieso y ataviado de las mejores galas, por el qué dirán. Que va a un sitio, y tiene que dejar marca de su paso, como los perros. Uf!

      Llevamos varias generaciones de retraso en la educación obligatoria respecto a nuestros vecinos europeos y…joder, cómo se nota.

      Comentario por Mendigo — 6 marzo 2011 @ 22:10 | Responder

  2. Pues una que tiene tendencia a comentar por todas partes, aquí no encuentra gran cosa que añadir al fondo del asunto que está muy clarito.

    De todo esto lo que a mi me resulta más chocante es que resulte más importante si se va a 120 o a 110 que los problemas en la educación pública, la sanidad pública, las ayudas a la dependencia, el tema de los bancos en general y su relación con la vivienda en particular, los derechos de los trabajadores incluida la edad de jubilación, etc.

    Y puestos a gobernar, quizá también le gustaría a una que se volviera a resucitar el tema del teletrabajo que para muchos trabajadores sería estupendo y ahorra también desplazamientos.

    Comentario por Anónima — 6 marzo 2011 @ 19:25 | Responder

    • Buenas anónima, bienvenida.

      Nadie ha dicho que la velocidad en autopista sea más importante que la educación o la sanidad pública. Pero si queremos seguir teniendo dinero, por ejemplo, para educación o sanidad públicas hemos de restringir nuestro desaforado consumo energético, ser más eficientes y más frugales.

      Pero un tema no quita el otro. Ocuparse de la velocidad en las autopistas en nada quita para que no se pudiera nacionalizar la banca. Si no lo hacen es por falta de…voluntad política, llamémoslo así, no porque estén entretenidos cambiando pegatas de velocidad.

      ¿Lo del teletrabajo? Por supuesto. Y la conciliación laboral y familiar. Y la reducción de jornada laboral para fomentar el empleo y la cultura del ocio creativo. Pero vamos, en el caso particular de la energía, el teletrabajo es algo fundamental. Es mucho mejor que tus ideas viajen por pares de cobre, a que tengas que desplazar tu cuerpo metido en un trasto de tonelada y media. Es el futuro, pero las empresas viven en el pasado.

      Comentario por Mendigo — 6 marzo 2011 @ 22:02 | Responder

      • Hola Mendigo,

        Nadie ha dicho que la velocidad en autopista sea más importante que la educación o la sanidad _aquí_, pero por esos mundos hay mucha gente que se comporta como si así fuera o a mí me lo parece.

        He visto a la gente aquí en Madrid, más indignada por la disminución de 120 a 110 de la velocidad que porque, pongo por caso, en Madrid a los niños sanos ya no les hace la revisión un pediatra sino una enfermera, el maquillaje de las listas de espera, o el que vayan a disminuir los profes de la pública más que en Andalucía que ha decidido recortar funcionarios de otra manera que son temas electorales que deberían ser candentes

        Vamos que lo que quería decir es que aún en el caso hipotético de que no se ahorrase nada de nada (que no es el caso), sería una medida con mucho menos impacto en la calidad de vida de la gente que muchas otras que no están causando ni la mitad de rechazo y movilización. O al menos esa es mi percepción. No entiendo a la gente indignada porque “le roban el tiempo a los sufridos ciudadanos” y que no estén igual de indignados o más pidiendo una reforma del sistema financiero😦

        Pero reconforta venir por aquí y leer posts como este🙂

        Comentario por Anónima — 7 marzo 2011 @ 0:45 | Responder

        • Ah, vale.

          No te había entendido, disculpa.

          Sobre la gravedad de los 110km/h, yo te diría que ya mucha gente, antes de ponerse en vigor el nuevo límite, viajaba a 110 o incluso menos. Otros no, pero muchos (entre los cuales me incluyo) habían levantado el pie de forma voluntaria, para consumir menos.

          No es ni mucho menos tan grave. De todas formas, quien quiera ir a 120, 180 o 300…no es tan difícil, con un GPS que te vaya cantando los radares… A quien quiera ir a toda hostia por autopista (no tiene ningún mérito) 110 o 120 le dan igual, porque va a mucho más. Y los que no, la diferencia en tiempo entre 110 o 120 es mínima, incluso en viajes grandes.

          Comentario por Mendigo — 9 marzo 2011 @ 11:35 | Responder

  3. Sin ser un técnico puedo corroborar lo que dices del ordenado de a bordo. Yo alguna vez por curiosidad lo he puesto en autovía a una velocidad constante de 120 y tiene unos picos enormes en el consumo instantaneo desde 0 hasta 10 o 12 litros, todo depende del momento. También he tomado referencias de consumos y en carreteras a 80-90 km/h el consumo en trayectos largos ha sido inferior a una distancia similar en autovía a 120 o 130 km/h.

    Educación en responsabilidad de los usuarios, por ejemplo en el autobús de la empresa y en mi turno de unos 180 potenciales usuarios lo utilizamos una media de entre 10 a 20 personas. Se puede ahorrar en la calefacción, ¿es necesario estar en mangas de camisa en casa? con una prenda más y dos grados menos el ahorro puede ser considerable, y lo digo desde una tierra donde la calefacción es una artículo de necesidad. Y así en muchos más puntos, decimos que estamos en crisis pero por otro lado y como dice Pica nos creemos millonarios.

    Comentario por Javi — 6 marzo 2011 @ 21:13 | Responder

    • Pues ahora que comentas lo del autobús de tu empresa: cuando iba a la escuela (de ingeniería, no la de EGB) me encontraba a veces en el metro con el catedrático de motores térmicos (un pavo inteligente, me caía bien). Y, sin embargo, varios compañeros, alumnos, se empeñaban en ir a clase en coche a pesar de que no había sitio para aparcar y tenían que andar dando mil vueltas (los profesores sí que tienen).

      En Europa ves a trabajadores de cuello blanco llevándose su fiambrera, mientras que en España cualquier peón no quiere menos que comer de restaurante.

      No sé, son detalles…

      Comentario por Mendigo — 6 marzo 2011 @ 21:56 | Responder

  4. La medida estaría bien… Si fuese permanente. Pero ya se han apresurado a decir que era temporal, no vaya a ser. En fin, en cuanto los yanquis finiquiten lo de Libia, volvemos a lo de siempre.

    Lo que propones de aumentar impuestos en lugar de la limitación de la velocidad, pues Escolar comentaba que prefería lo de la velocidad, porque es para todos. A los ricos les da igual pagar más cara la gasolina, pues la pueden pagar. Está bien que se pague la energía por lo que vale, pero en un país que no vuelca los impuestos que se pagan en los ciudadanos, sino que los gasta en chorradas y desfalcos habitualmente, pues no sé.

    Y La Razón… Bueno, la razón le da a sus habituales lectores lo que quieren leer (como casi toda la prensa). Pura bazofia de desinformación, un asco.

    Las fotos de las estrellas son espectaculares. En la aldea aún se pueden ver, te vas a una finca lejos del camino y ya. Lo de la iluminación sí que estaría bien que fuera por demanda (con sensores) o con una linterna. Al final las soluciones más sencillas suelen ser las mejores. Yo me di cuenta en Londres, que vi los parques totalmente a oscuras. He de admitir que me pareció cutre, tonto que es uno. Ahora me doy cuenta de que es razonable, y de que es un derroche iluminar tanto algunas zonas por las que no pasa ni dios en toda la noche. Por eso es bueno salir del terruño de vez en cuando, a veces aprendes cosas de otras personas que ven más allá que tú.

    Comentario por wenmusic — 6 marzo 2011 @ 22:32 | Responder

    • Wen, sinceramente, eso de que es temporal no me lo acabo yo de creer. La carestía del petróleo es de todo menos temporal. Puede que ahora está excepcionalmente alto por lo de Libia, Omán o Egipto, pero al final se trata de un recurso escaso que cada vez es más difícil cubrir su demanda.

      Cuando acabe lo de Libia, puede que vuelva a desinflarse, pero para volver a subir dentro de dos días porque otra cosa ha pasado en otro rincón del mundo. Y así…

      Por de pronto, Arabia Saudí nos ha sorprendido a todos aumentando en 3 millones de barriles su producción diaria, lo cual muchos creían (entre los cuales me incluyo) que no era capaz, y que iba de farol. Bien, parece que Ghawar tiene aún más petróleo del que nos temíamos. En todo caso, nada es eterno. Si ahora cae otro productor mediano de petróleo (Libia es el 18º productor mundial), habrá que ver si los saudíes pueden forzar aún más la máquina para mantener cubrir esa oferta. ¿Libia quizá? ¿Bahrein? Y antes del 2020 se habrán agotado los pozos holandeses y escoceses, y a los noruegos les faltará bien poco…

      Pues eso, que la medida será temporal, pero al combustible caro más vale que nos vayamos haciendo a la idea.

      Sobre lo de subir los precios o la limitación de velocidad…sí, es cierto, es compleja la cuestión. Por eso decía que, a partir de ahí, eran sólo opiniones. De todas formas, ricos no hay tantos. Quien quiera tirar el combustible, yendo a toda ostia con su enorme cochazo, puede hacerlo, mientras compense a la sociedad el daño que le hace con su conducta. Todo depende del precio, hay que ponerle precio. ¿Quieres comprarte un devorador de gasolina? Estupendo, pagas la mitad de impuesto de matriculación, y adelante.

      Es como en el caso de los agricultores o transportistas. Si subes una burrada el combustible (ponle a 2 ó 3€ el litro), la gente se buscará la vida para consumir menos. Eso joderá al pobre más que al rico, ciertamente. Pero el dinero conseguido podrá usarse para redistribuir esa riqueza y ayudarle de otra forma (por ejemplo, con transporte público gratuito). De esta forma, el pobre ahorrará todo lo posible en combustible, bien para el Estado y bien para él. Lo que se gaste de más, se le devuelve con crecer en servicios públicos, bajada de otros impuestos indirectos como el IVA, etc.

      El rico, si se aviene a ahorrar como el pobre, estupendo. Y si no, alimentará con su dinero las arcas del Estado. Como al final, a todos nos duele el bolsillo, de esta clase serán pocos.

      Resultado: en pocos años tendríamos una flota de vehículos extremadamente eficiente (se acabaron los monovolúmenes, todoterrenos y demás chorradas), una agricultura menos mecanizada y un transporte de mercancías por ferrocarril. Y se acabó, de paso, irse a vivir al chalet de Baiona o Vilaboa e ir a trabajar a Vigo todos los días, atascando Rande.

      Me parece una medida de mucho más alcance que limitar sólo la velocidad máxima en autopista a los vehículos particulares.

      Comentario por Mendigo — 7 marzo 2011 @ 0:32 | Responder

  5. De acuerdo en casi todo.

    Lo único con lo que no estoy tan de acuerdo es en la crítica que haces de los que viven en ciudades-dormitorio. La gente no se va a vivir a ciudades dormitorio porque sea más guay, más bien al contrario: es porque no se pueden permitir los precios de las ciudades.

    Yo ahora mismo vivo en un pueblo cerca de la ciudad (Compostela) donde viví toda mi vida hasta hace pocos años. Me vine aquí porque en la ciudad el precio de la vivienda es el triple o cuádruple, por sólo unos 15km. de diferencia.

    En ciudades como Madrid la situación es aún peor. Nadie se hace 50km. todos los días para ir a trabajar porque le guste, los haces porque no te quedan más webos ya que un piso en el centro cuesta más de lo que ganarás en tu vida. Si a un madrileño que se ha tenido que ir a 50km. le regalan un piso junto a su lugar de trabajo, seguro que no tendrá ningún problema en olvidarse del coche e ir a patita a trabajar.

    También, por supuesto, está el caso contrario: en la FINSA de Santiago, por ejemplo, tienen servicio gratuito de autobuses para sus empleados, pagado por la propia empresa. Sin embargo la mayoría van en su propio coche a trabajar, como señores. Que el autobús es para pringados. En fin.

    Por lo demás, aún no tengo muy claro si la medida de los 110Km./h me parece bien o mal (estoy en debate conmigo mismo). Y sí que opino lo mismo sobre la iluminación. Es increible ir por cualquier parte, sea donde sea, y ver que tienen que estar iluminando toda la noche cualquier calle, plaza, carretera y a veces hasta piedras como si fuera de día. ¿dar algo de luz en las calles urbanas? pues vale. Pero no: hay que meter una luminaria espectacular. En donde vivo yo, que a partir de las 12 no hay absolutamente nadie en la calle, hay farolas en todas las calles cada 5 o 10m alumbrando toda la noche, ya me dirán para qué.

    Lo de las luces LED está muy bien, aparte de que sea un negocio redondo para algunas empresas (en principio a corto plazo, ya que las LED duran muchos años, pero bueno). Pero podrían empezar eliminando la exageración de farolas que hay instaladas.

    Un saludo.

    Comentario por marcostonhin — 7 marzo 2011 @ 0:27 | Responder

    • Nas Marcos!

      Si ya sé por qué la gente sale de las capis: por la especulación inmobiliaria. Cierto, los precios son inasumibles. Coño, pues hagamos que sean asumibles. Trabajemos sobre ello, en vez de dejar que “el mercado” cree otras soluciones ineficientes.

      Yo no critico las opciones personales de nadie. Lo que quisiera es que el Estado se ocupase de que tú no te tuvieras que pirar de Santiago para encontrar piso. Vivir en las afueras significa no sólo tener que coger el coche para trabajar, sino también para hacer la compra, llevar los críos al cole (o que tengan que ir en autobús), ir al médico, a cualquier trámite…

      Pero mira, sólo contando el ir y venir al curro (suponiendo que trabajes en Santiago): 30km * 220 días laborables = 6600km /año
      En litros, suponiendo un consumo de 5l/100km: 330l
      En pelas: 430€
      En una vida laboral de unos 40 años, habrás gastado: 17.200€ en combustible, sólo en desplazarte al trabajo. Pero vivir en las afueras te supedita muchas veces al coche para hacer cualquier cosa, así que no sería de extrañar que, a lo largo de tu vida, esta cantidad supusiera casi el doble. Eso, considerando moneda constante y precio de combustible como ahora, que si el barril revienta dentro de unos años por encima de los $200…

      ¿A que ya no parece tan barata la idea de vivir en las afueras?

      Apertas!

      Comentario por Mendigo — 7 marzo 2011 @ 0:45 | Responder

      • Mi piso me costó 6000€ más impuestos. Por el momento ya me he ahorrado así a ojo, con el cambio de ciudad, unos 12.000€ en el piso; 18.000€ si me hubiera comprado un piso igual de grande, y 25 o 30.000 si fuera además más o menos céntrico (y hablo de precios de hace 12 años), cosa que en Santiago ni me hubiera planteado. Y eso que es Santiago, no Madrid. Como ves, aunque trabajara en Santiago me seguiría mereciendo la pena comprarlo donde lo compré. Evidentemente tienes razón en que es todo por especulación: un ladrillo cuesta lo mismo en un páramo perdido de León que en el centro de Madrid. Pero ¿de quién es la culpa, del que vende los pisos por ese precio o de los que están dispuestos a pagarlo? Lógicamente, si yo vendo un piso tonto sería si no le saco todo lo que pueda, que “Dios dijo Hermanos, no Primos”😉

        De todos modos lo del desplazamiento no es mi caso: mi lugar de trabajo está a menos de 1km. de donde vivo, y la única razón por la que suelo ir (que no es siempre) en coche a casa en lugar de dejarlo en el trabajo es por si me hace falta para lo que sea (llevar a la niña al médico, bajar a tomar unas cañas, etc.). Si mi coche fuera sólo mío y no fuera también el que uso para el trabajo, iría a patita.

        En cuanto a lo de eliminar las ayudas al combustible, tienes que tener en cuenta también que una de las razones del tremendo aumento de precio de todo (alimentos, ropa… todo) es el aumento del precio del transporte debido principalmente al combustible. Si subes el combustible con impuestos, también subirá el precio de todo. Lo que te quiero decir es que aunque intentar mantener bajo (relativamente) el precio del combustible afecte directamente a los transportes, indirectamente afecta a todos.

        La solución, por supuesto, y al igual que con los desplazamientos de casa al trabajo, pasa por eliminar ese transporte y tratar de promocionar la producción local al menos para productos básicos (comida y ropa). Yo mismo he estado (con resultados en mi opinión decepcionantes, pero más por falta de organización que por falta de potencialidad) en algún grupo que intentaba algo parecido: promocionar la producción y comercio locales, en lugar de grandes almacenes con productos que requieren un inmenso sistema de transporte. La conclusión que saqué es que es perfectamente viable para pequeños núcleos de población: podríamos comer todos los días comida mucho más sana, sabrosa y natural por el mismo precio, o menos, de lo que nos cuesta la basura insípida que compramos en el super.

        Claro que no se qué iban a comer en las grandes ciudades como Barcelona, o Madrid que ni siquiera tiene pesca: quien los vería cultivando patatas en el Santiago Bernabeu o cebada en la Casa de Campo jejeje.

        Comentario por marcostonhin — 7 marzo 2011 @ 12:19 | Responder

        • Si has comprado el piso cerca de tu lugar de trabajo, estupendo. Pero sigamos el ejemplo de alguien que no lo haya hecho, supongamos que tienes que ir a Santiago a diario para currar. Si sube el combustible (sea por impuestos, o por la cotización del barril) ya habrá de existir una mayor diferencia entre el centro y la periferia para compensar salir de la ciudad, y habrá de ser mayor a más distancia del centro, hasta llegar un punto que no sería rentable una vivienda ni aunque te la regalasen.

          Por eso digo que una subida en el coste de la energía va a provocar una reordenación del territorio. A la fuerza, con dolor, porque no se quiso trabajar sobre ello voluntariamente, cuando había tiempo. Y el que se haya comprado su casita a 50km de la capi, verá como su valor se hunde según suban los precios de la energía.

          Una cosa: luchar contra la especulación no se trata de buscar culpables, sino de evitar esa espiral que infla la burbuja. En una burbuja todos somos culpables y potenciales víctimas, al aceptar como normales precios absurdos.

          Más cosas: el precio del transporte es muy bajo, y sólo en parte debido al combustible (hay que pagar al conductor, el camión, el beneficio del expl…empresario :P). XDDDDD
          En serio, una carestía energética sólo la notarían aquellos productos que tienen un escaso valor específico (por unidad de masa), como el ejemplo que pongo siempre del agua. Es una aberración energética cargar un camión en Andalucía con ¡AGUA! para traerla ¡A GALICIA! Joder, no nos sobrará otra cosa, pero agua…

          Con una energía más cara, todos esos productos de bajo valor específico se buscarán en fuentes locales, como dices, porque se habrán vuelto de nuevo competitivas. Y es estupendo, como mencionas, porque consumir alimentos locales (ejemplo de producto de bajo valor específico), además de ahorrar energía en el transporte, permite acortar el tiempo de almacenamiento y acercar la recogida al consumo (no cortar la fruta aún verde del árbol y madurarla en cámaras), mejorándose la calidad del producto.

          En otros productos no, y los teléfonos móviles seguirán viniendo de China porque el coste de su transporte es minúsculo, y aunque se cuadriplique no supone más que una pequeña parte del coste del producto (les puede afectar mucho más, por ejemplo, las fluctuaciones de divisas).

          Aps, y lo de cultivar patatas en el Bernabeu es otra razón más por la cual una energía cara desincentivaría las megaciudades, pues allí los precios de los alimentos serían más caros, ya que habría que traerlos de más lejos.

          Mejor ciudades de tamaño mediano (100-300.000 hab) con alta densidad de población.

          Comentario por Mendigo — 7 marzo 2011 @ 17:05 | Responder

          • Por cierto, en Madriz puedes encontrar pescado más fresco que en los supers de Santiago, y aún que en la lonja de Pontevedra.

            No es coña.

            Comentario por Mendigo — 7 marzo 2011 @ 17:06 | Responder

            • Ya se que no es coña jejeje. Un amigo de Madrid siempre nos vacila con el cuento de que “el mejor marisco no es el de Galicia: es el de Madrid”. Tiene toda su lógica, al igual que el pescado, ya que de momento en las lonjas los mejores productos marítimos se lo llevan para vender en Madrid, ya que allí se venden mucho más caros y con un beneficio mucho mayor, a pesar del transporte (por ahora).

              Comentario por marcostonhin — 17 marzo 2011 @ 13:26 | Responder

  6. La verdad a mi no me afecta la limitación de 110km/h porque ya era mi velocidad media. En si es una medida lógica para cualquiera con un mínimo de conocimiento y que tenga un presupuesto normal lo que pasa es que la mayoría de los opinadores profesionales no tienen el problema económico.

    Por dar sólo un par de datos Malaga – Pontevedra a 110km/h (velocidad media) mi Civic del 93 se come 5.9l/100km. Con velocidad media de 127km/h 7.4l/100km. Alguna vez tengo hecho recorridos a 90km/h para ver su consumo mínimo y 5.3l/100km.

    El tema del precio hay que valorarlo desde una perspectiva distinta al individualismo. Los impuestos para la sociedad no son un costo, como lo es el barril de petroleo, sino que son una transferencia. Me explico, el dinero que pagamos vía impuestos se redistribuye dentro de la sociedad y suelen ser una medida correctora de desigualdades sociales. Siempre van a pagar más impuestos los que más consumen y eso reduce su renta individual. Ese importe recaudado luego se reparte dentro de toda la sociedad y provoca una tendencia de igualar rentas.

    Que el incremento en el precio de los combustibles subiría el precio de los alimentos es totalmente cierto hasta que se ve que el 80% del precio de los mismos se queda en el tramo mayorista y distribuidor. Si los agricultores no tienen problemas para llevar el alza del precio de los combustibles a su precio de venta no se arruinarían y la subida final no sería tan grande ya que sólo sería por el 20% del valor producto. En el caso de los transportistas es similar mientras sean capaces de llevar esa subida a su precio final.
    Por el lado de los consumidores una reducción del IVA al 4% desde el 8% para todos los alimentos (ahora sólo unos pocos tienen el 4%, pan, leche, arina, huevos…) provocaría que los precios finales para los consumidores ni se notasen.
    Por ello yo también abogo por una subida fuerte del precio de los combustibles fósiles pero vía impuestos. Según mis números un litro de gasolina – gas oil a 1.5-2€ me pondría los 100km 9-12€, 600km 54€-72€, anualmente 10.000km 900€-1.200€ con un coche con 18 años y tendría el efecto deseado, reducción de su uso a lo indispensable y compensar el uso del transporte público.

    De la iluminación no hace falta que diga nada, a mi me gusta Francia e Escocia (a Alemania nunca fui) donde esta todo medio en penumbra y se disfruta de un cielo nocturno precioso.

    PD: Ahorrar no es de pobres es de ecologistas. Reducir, Reutilizar, Reciclar. Pon las 3 Rs en tu vida.

    Comentario por kike — 7 marzo 2011 @ 10:41 | Responder

    • El problema es cuando los agricultores suben un 20% el valor del producto, y el mayorista decide entonces que le compensa traerlo de China, Mozambique o Chile. Para mi la solución más viable es precisamente eliminar al mayorista en la medida de lo posible y promocionar el comercio local. Vamos, la plaza de Abastos, como se hizo toda la vida.

      Comentario por marcostonhin — 7 marzo 2011 @ 12:24 | Responder

      • Pero es que el agricultor chileno también tiene que comprar el petróleo a precios internacionales, por lo tanto la subida en los costes de producción debido al alza del petróleo es para todos igual. Y a eso, le sumas traer las uvas o las manzanas desde Chile…

        Si la subida de costes de producción es por subir los impuestos a los combustibles, siempre puedes ayudar a ese agricultor por otro lado. Así, el ahorro que consiga en el combustible, se lo quedará él. Con la energía barata, no hay una señal cara al agricultor para que ahorre en energía.

        Y de todas formas, habría que plantearse la moralidad de primar el sector primario nacional, a costa de arruinar a los productores del tercer mundo. Eso es un dumping como una catedral, que como lo hace todo un hemisferio contra otro, y no sólo una empresa, se permite.

        Comentario por Mendigo — 7 marzo 2011 @ 17:11 | Responder

        • De todos modos no es la primera vez que esgrimes el mismo argumento (tanto para hablar de agricultura como de industria como de casi cualquier sector): si en una actividad se gana poco, pues que suba los precios y listo. Mira tú qué fácil, seguro que a nadie se le había ocurrido antes.

          Es como decir: si a un asalariado no le llega el sueldo, que gaste menos y todo solucionado.

          Comentario por marcostonhin — 7 marzo 2011 @ 19:14 | Responder

          • Marcos, cariño, te importaría leer lo que he escrito justo ahí debajo?
            😛

            Y no, tu ejemplo es bastante malo.

            Comentario por Mendigo — 7 marzo 2011 @ 22:58 | Responder

            • Zorra a mi nunca me llamas cariño a pesar de lo que sudamos juntos todos los días.

              Comentario por kike — 8 marzo 2011 @ 9:29 | Responder

              • …de lo que me haces sudar todos los días, so cabrón.

                Si no me tratas bien ¿cómo te voy a llamar cariño? Traeme unas birras, unos taquitos de queso y jamón, y ya verás cómo te como la oreja.
                😛

                Comentario por Mendigo — 9 marzo 2011 @ 11:37 | Responder

    • Muy de acuerdo, salvo por dos temores.

      1: que no siempre agricultores y transportistas (sobre todo autónomos) son capaces de trasladar ese aumento de costes a su producto/servicio. Y es lo que les está arruinando, no la subida de costes en sí (que, al fin y al cabo, es connatural con la economía) sino que acuden dispersos a un mercado dominado por unas pocas manos fuertes, que son las que imponen los precios. Es lo que llaman libre mercado, los cínicos.

      2: no siempre, desgraciadamente, los impuestos son redistribuidos. Antes bien, cuando se sube el IVA (indirecto) para salvar a la banca, y ahora sale que van a vender las cajas así saneadas a los tiburones internacionales con un descuento del 50% sobre su valor en libros… Ha sido al revés, los impuestos que pagamos todos, han servido para acabar en la cuenta de resultados de unos pocos. Lejos de ser redistributivos, son concentradores.

      Que es para lo que sirve el estado en el modelo neoliberal: para sangrar más a los ciudadanos, y permitir mayores beneficios a los capitalistas.

      Pero vamos, ciertamente esto es una desviación perversa del sistema fiscal, y la norma debiera ser como tú dices.

      Comentario por Mendigo — 7 marzo 2011 @ 17:17 | Responder

      • El 1 es un poco más complejo. La ultima vez que hable con un transportista de media distancia autónomo me dijo que el problema para ellos eran las grandes compañías que compraban los camiones por volumen y contrataban a falsos autónomos dependientes para conducirlos que no siempre eran nacionales sino que eran polacos que les daba igual ya que las autopistas son iguales en toda la unión. Otro problema es que los camioneros se constituyen como autónomos y no como empresa SL o SLU y tienen peor fiscalidad con el IVA y dificultad con el IVA intracomunitario.

        Es mucho un problema de eficiencia ya que no se hacen viajes en un único sentido sino en que cerca de tu destino debes conseguir carga para volver y que el regreso te suponga al menos recuperar el precio del combustible y eso hace bajar el precio de algunos trayectos. No se paga al mismo precio el km Paris- Madrid que Madrid-Paris.

        2 OK en un mundo ideal pasa eso en “La tierra de la pandereta” ya es otro tema.

        Comentario por kike — 8 marzo 2011 @ 9:36 | Responder

        • Bueno, pero los transportistas ya tienen empresas que les gestionan los viajes para que no vayan nunca en vacío. Eso no diferencia a un autónomo de una gran flota.

          La diferencia es, como apuntas, los conductores: contratan rumanos, polacos, sudamericanos…a los que les pueden multar pero no quitarles puntos. Y les meten horas a saco (lo cual es maravilloso para la seguridad vial de todos).

          Además, los autónomos tienen que pagar la hipoteca al banco, lo cual hace que sean menos competitivos que empresas con más músculo financiero (acciona logística está creciendo mucho, veo un montón de camiones suyos).

          Cuando la burbuja, la construcción movía mucho material y había curro para todos. Muchos camioneros se metieron por su cuenta y ahora están con el camión parado, porque no hay curro para todos y no pueden competir en costes, pero pagándole al banco –> ruina.

          Es lo que hay, las crisis suelen ser una merienda de negros para los peces pequeños que creyeron que todo el monte es orégano. No es nada nuevo…

          Comentario por Mendigo — 9 marzo 2011 @ 11:42 | Responder

  7. Hola Mendi
    Vaya post que te has marcado.

    A mi esta y todas las medidas propuestas para el ahorro me parecen cojonudas. Aunque sean pequeñitas. El gobierno ha abierto la puerta y verdad es que les importa un cojón la popularidad.
    Te dejo este link que puede aclarar el porque de las medidas y las que vendrán así como el paseito de Zapa por oriente medio.
    http://visionesdeotrotiempo.wordpress.com/2011/03/01/hoy-el-495-del-petroleo-para-espana-en-peligro/

    Por otro lado, creo que no eres consciente de una cagada del gobierno en las medidas, y es que quiere aumentar a un 7% de biodiesel, actualmente al 4.5 o 5% no lo recuerdo, con lo que no hace falta que te lo diga a ti la cagada que supone.

    Está claro que el petróleo barato se ha acabado y por tanto nuestra sociedad va a cambiar queramos o no.

    Las medidas de ahorro han llegado y creo que veremos muchas más.

    un saludo

    Comentario por karkos — 7 marzo 2011 @ 14:59 | Responder

    • Karkos, sí que lo había leído sí. Pero para una vez que hablo bien del gobierno, no quería ensañarme con la mierda esta del biodiésel. Digamos que lo he dejado correr, y me he quedado con la parte positiva.

      Carallo, hoy te has levantado piquista, eh? Si quieres, le podemos añadir el corte del suministro de gas argelino, libio y qatarí, si las cosas se siguen torciendo para las monarquías y dictaduras petroleras. Lo que me parece alucinante es que, ante el terrible peligro que tenemos de hundir una economía terriblemente dependiente del petróleo y gas, la gente esté mesándose los cabellos por lo de los 110km/h. La gente no se ha dado cuenta que es una minimísima medida en comparación con el racionamiento energético que nos espera cuando llegue el pico…si llega, porque yo creo que será una falsa meseta (con altibajos, pero siempre ascendente).

      Comentario por Mendigo — 7 marzo 2011 @ 16:49 | Responder

  8. Si creo que soy ya un convencido piconero ejejjee, Y la verdad es que ya no tengo muchas dudas del pico, lo de meseta estable es una bonita ilusión, si te la quieres creer pues nada. El caso es que el miércoles pasado participé en la organización de una charla sobre el petroleo http://ellocalripollet.blogspot.com/2011/02/xerrada-debat-el-problema-dels-recursos.html

    Y el ponente http://www.icm.csic.es/oce/es/content/emilio estuvo explicando unas cuantas cositas interesantes. Como lo casi imposible que es sacar el petroleo de los pozos que están descubriendo, explicó que Repsol habia vendido YPF y se había asociado con los chinos para explotar los pozos brasileños que ha encontrado y que no tiene pasta suficiente. (Estos tipos ayudan a las petroleas a hacer prospecciones).
    Hizo una exposición brutal de la crisis, desvinculandola de la parte financiera y relacionandola con el precio de los alimentos y el petroleo. Asi como dando datos de empresas de toda calaña que fueron incluso antes de la crisis a dar charlas al instituto de ciencias del mar y que entendían que el petroleo andaría en unos años en 200 euros.

    Mostró al menos 8 informes oficiales de todo tipo, ejercito, aseguradoras, petroleras .. explicando que el petroleo convencional está ya en caída.

    Explicó que la empresa total le ha dicho a su gobierno(Francia) que apueste por la nuclear.
    Explicó que Francia tiene problemas de suministro de Uranio. De hecho el año pasado lo sufrieron y españa ya les vende energía. De hecho el pico de uranio es oficial que fue en el 80.

    Que los chinos ya no venden sus tierras raras. Con lo que hacer molinos de viento fuera de china será más jodido asi como baterias y todo tipo de electrónica.

    Que los ingleses el verano pasado tiraron de recurosos estratégicos para no aumentar la demanda en un pico de demanda.

    Que españa ahora mismo no recibe petroleo de libia.
    Que hay revueltas por tema de abastecimiento de petroleo por todos los lados contó una anecdota del barco hesperia el que va a la antartida en una parada en chile.

    Fueron 1 hora de exposión y media de preguntas que aclararon mucho. Además de otra casi hora cenando con él.

    El ponente asi como muchos de sus compañeros están muy preocupados y el problema es que saben que los políticos conocen el problema pero no entienden porque no hacen nada.

    Asi que yo he

    Comentario por karkos — 7 marzo 2011 @ 23:15 | Responder

    • Te has cortado, tronk. Si quieres acabar…

      Te explico por qué creo que llegaremos a una meseta: al subir la cotización, aumentan muchísimo las reservas (reservas no es todo el petróleo que existe en el subsuelo del planeta, sino sólo aquel que es extraíble de forma rentable con las conticiones técnicas y económicas de cada momento). Con el barril a 200$, es rentable extraerlo de las margas, de las pizarras, del betún de las arenas. Es incluso rentable obtener combustibles sintéticos a partir del carbón, cuyas reservas son descomunales. Esa nueva entrada de alternativas al petróleo es lo que amortigua el pico y crea una meseta…ascendente.

      Lo de la escasez de uranio es más una falta temporal. Todo es cuestión de que se pongan en funcionamiento nuevas minas, que con los nuevos precios ya son más rentables (económicamente, pero exigen más energía y daño al medio para conseguir la misma cantidad de yellowcake).

      Y sí, China se está reservando tierras raras, y es el mayor productor. Ya no tiene que exportarlas, tiene industria que las emplea. Magnífico para ellos, una desgracia para los demás.

      Comentario por Mendigo — 9 marzo 2011 @ 11:30 | Responder

      • Mendi

        Pues creo que tienes el punto de vista equivocado.
        Tu punto de visto debería ser energético y no de pasta.(Si al final eres un capitalista jajajaj)
        El petróleo se ha de medir por su TRE y estamos que el de los pozos convencionales está ahora entorno a 20:1, hace unos años estábamos a 100:1 con lo que cuando se dice 85millones tenemos un 95% de energía neta en vez de un 99% como antes. Como ya no podemos crecer más no podemos recuperar ese 4%, porque estamos en meseta y cada vez vamos a tener esos petróleos tan guapos, arenas bituminosas con un tre 5:1 y los pozos abisales igual (golfo de mexico) tambien con un 5:1, tenemos un 80 % de esos 85 millones. Con lo que no hay manera de compensar realmente ese 15%.

        Estoy de acuerdo que va a compensar económicamente extraer petróleo de las arenas, pero su producción no están inmediata y es posible que su producción no sean tan rápida como el declive de los pozos convencionales (se habla que la media es un 6% de caida).

        Estoy de acuerdo que los pozos en aguas profundas van a ser rentables pero se tardan de 10 a 15 años en montar un pozo estilo México con una inversión brutal y jugando con los límites de la ingeniería.

        Además hay que pensar que la producción agrícola a esos precios va a caer, asi como el transporte, así como el consumo en gilipolleces, cuanto va a costar cualquier cosa con petróleo a 200 pavos?
        Caerá la demanda, caerán los precios, caerá la oferta, y luego se aumentará la demanda, subirán los precios y subirá la oferta hasta su nuevo pico que ya nunca superará esos 85-90M diarios.
        Pero mientras el petróleo barato seguirá gastándose porque será el más rentable. Y siempre nos zampamos lo más rentable.

        Medigo es normal que el precio esté a 105 pavos? Cuando hace 5 años estaba a 60?. Inflacción, especulacación? Puntualmente si puede ser pero al final la razón más simple es la que vale nos estamos quedando sin energía.

        Un saludo

        Comentario por Karkos — 9 marzo 2011 @ 15:09 | Responder

        • Jajajaja, qué cabrón.

          Mira, tienes razón, para no tenerla. Es importante la TRE (punto de vista energético), para reducir la cantidad que podemos extraer en la medida que gastemos energía para obtenerlo: pero es que ese gasto ya está incluido en el precio a partir del cual un yacimiento profundo, por ejemplo, empieza a ser rentable. Por eso hasta ahora no se habían aprovechado las arenas bituminosas, porque el gasto de energía tan enorme que supone sacar petróleo de ellas no justificaba la inversión. Ahora, al haber subido el precio del petróleo, y haber subido por encima del de las otras fuentes de energía (se habla de usar la nuclear para crackear el betún en petróleo), se hace rentable.

          Sólo existe una realidad: se mire desde el punto de vista que se mire, si se mira bien, ha de dar el mismo resultado.

          Y por favor, no relaciones la viabilidad económica con el capitalismo. Economistas han existido de todos los pelajes. Precisamente el capitalismo es un sistema poco eficiente económicamente (multiplica sistemas, redistribuye mal los recursos y no optimiza la capacidad de producción, incluso destruyéndola -los que no triunfan en el mercado-, en vez de reconvertir esa capacidad para que sea competitiva).

          No vamos a regalarle la ciencia económica a los capitalistas…

          Comentario por Mendigo — 9 marzo 2011 @ 18:17 | Responder

          • Jeejejej
            Aprovecho cada vez que puedo para pincharte jjeje y veo que alguna vez lo consigo jajaj

            Lo que yo te discuto es que no habrá meseta, habrá caida siplemente porque no hay energía para poder mantener esa meseta.
            Independientemente de la rentabilidad económica. Tu crees que porque sea rentable será posible y yo creo que no.
            El petroleo barato no es solo barato en términos económicos, es barato en tiempo y en energía y eso empezamos a no tenerlo y hay que sustituirlo
            Por otros que tardan más y cuestan más energéticamente y en tiempo por lo tanto la caida de energía total es inevitable.

            “Sólo existe una realidad: se mire desde el punto de vista que se mire, si se mira bien, ha de dar el mismo resultado.”
            Pues eso mismo si tu miras todo la energía que se utiliza y se utilizará ahora para sacar la misma energía quedará menos energía eso sumado a un recurso que va desapareciendo a medida que se consume deja menos energía.

            Sobre el capitalismo, te voy a dar mi visión del capitalismo no muy académica pero es mia ajajaja
            Es simple, todo lo que genere más dinero vale. La variable principal es el retorno monetario la pasta.
            No hay ningún otro componente que merezca la pena de estudiar.
            Vamos que el capitalismo es la máxima expresión de “el fin justifica los medios”. Traducido Conseguir más pasta a costa de lo que sea.
            Por eso la viabilidad económica(La pasta en este sentido) es el pistoletazo de salida para hacer cosas. Y esa es la sociedad que tenemos.
            Solo se crean y se hacen cosas por la pasta.

            un saludo.

            Comentario por karkos — 10 marzo 2011 @ 9:26 | Responder

            • Nas Karkos.

              Si yo encantado de que me provoques…😛

              Al final, vamos deshaciendo la madeja. Tú crees que no hay suficiente energía, o que al menos no llegará a tiempo. Yo creo que sí que la hay, y que si se producen consumos no cubiertos por la demanda serán transitorios.

              Al fin y al cabo, es un continuo: se agotan nuevos pozos, sube el petróleo, se prospectan más, se construye la infraestructura para explotarlos, se reutilizan campos abandonados… Es decir, ciertamente construir plataformas lleva varios años. Pero es que nunca se han dejado de construir; en este momento se están construyendo unas mientras se desmantelan otras. Y eso que creo que el petróleo abisal no es, en cantidad, solución más que para unos pocos años.

              Lo que me temo son las arenas bituminosas y el carbón (convertible en gas de síntesis por el proceso de Fischer-Tropsch y, de ahí, en olefinas y alquenos que componen las gasolinas). El petróleo convencional se agotará, y el de aguas profundas también, en un plazo de décadas. Pero si resulta rentable extraer combustibles líquidos del betún o del carbón, en la tierra hay de ambos para al menos un par de siglos. Esto sería catastrófico para el planeta.

              Por eso te digo, que energía hay, lo malo es que resulte rentable obtenerla. Y al precio actual del barril, ya resulta.

              Una alternativa sería la electrificación del transporte (ferrocarril y vehículo eléctrico) y la calefacción (bomba de calor). Si estas alternativas son más rentables, disminuirían la presión sobre el barril, bajando de precio y, automáticamente, cayendo las reservas disponibles.

              La tecnología está ahí, pero…

              Por cierto, me gusta tu definición de capitalismo. Se comprueba que el capitalismo no le hace ascos a nada, y puede reinar cómodamente en la China del PCCh como en los palacios de las monarquías feudales, teocracias de todo signo…

              Comentario por Mendigo — 10 marzo 2011 @ 11:44 | Responder

  9. Lo de vivir cerca del trabajo es un sueño para muchos, pero algunos los tenemos bastante difícil, y no siempre por los precios de los pisos.

    Yo trabajo en una consultora y, sin cambiar de empresa, me ha tocado currar en:
    Ciudad Lineal
    Aravaca
    Las Tablas
    Boadilla del Monte
    Hortaleza

    ¿Dónde me voy a vivir? ¿O me mudo cada dos por tres?

    La única solución para mí sería el teletrabajo, pero parece que las empresas españolas no están por la labor.

    Comentario por Red — 8 marzo 2011 @ 10:58 | Responder

    • Ciertamente, hay cometidos en los que se exige una movilidad.

      En el tuyo, no sé hasta qué punto es necesario desplazarte a la empresa en cuestión, quizá sigamos magnificando la importancia del contacto directo.

      Pero, en general, tienes un centro de trabajo al que acudes a diario.

      No para tu caso, pero para otros trabajadores que cambien de empresa o de lugar dentro de la misma, sería una solución la vivienda estatal, en el que no adquieres la propiedad sino que pagas por su uso. No es alquiler, porque el alquiler remunera el uso (de los ladrillos, podríamos decir) y la inversión (el capital, el suelo). El terreno sería del Estado (todo debería ser del Estado, por ser una forma de capital) y alquila sólo el uso de esa vivienda. O puede venderla, pero eso, el usufructo, no la propiedad del suelo que seguirá siendo siempre, y únicamente, del Estado (es decir, de todos).

      Pero claro, esto ya es demasiado para la ideología de la mayoría, y no lo soportan.

      Comentario por Mendigo — 9 marzo 2011 @ 11:24 | Responder

  10. Un par de apuntes:

    La potencia consumida por la resistencia aerodinámica no es relevante; cierto que crece con el cubo de la velocidad, si, pero al mismo tiempo disminuye el tiempo de viaje, y potencia es energia por unidad de tiempo. En realidad, lo relevante es la resistencia aerodinámica per se, que crece con el cuadrado (con permiso del señor Reynolds).

    La resistencia a la rodadura tambien es relevante, y creo que también varía con el cuadrado de la velocidad.

    Siendo el consumo (en l/km) función creciente aproximadamente con el cuadrado de la velocidad (al menos a partir de 80-90 km/h), cualquier disminución supone un ahorro, la cuestión es “donde ponemos la raya”. Es decir, porqué 110, y no 90? en primera aproximación, de 120 a 110 hay un ahorro en proporcion 121/144 (o sea, un 16%); de 110 a 90, aún reduciríamos en proporción 81/121 (un 33%), y en conjunto, de 81/144, que hace un bonito 43%. Eso sí sería reducir la factura !!

    Aún reduciríamos más si contásemos el gasto energético en la construcción de infraestructuras, especialmente en zonas de orografía complicada; tanto desmonte y terraplén (que son litros de gasoil en máquinas de movimiento de tierras) para conseguir trazados que permiten circular a 150 (o a 200), pudiendo resolverlo con más curvas (el paisaje también lo agradecería, y los vecinos, por el ruido).

    Y que decir del AVE: si en vez de circular a 300 km/h, circulara a 200, cuanto ahorraría?. 900/400, o sea una reducción del 55%. Sin contar con el ahorro en túneles y viaductos. En que estará pensado Pepiño?

    Y los aviones? ….Cuanto nos va a ahorrar la huelga de AENA?

    Vamos, que acabo de hacer un viajecito en coche respetando los límites escrupulosamente (todos, incluso los que ponen para las salidas de camiones de las obras del AVE Palencia-León, por donde no sale ningún camión, más que nada porque ha sido el domingo y no trabajaban, pero no se van a molestar en cubrir las señales), y se me ha hecho largo largo largo….., eso si, he notado el ahorro en combustible, en litros, digo, que no en euros :S

    Comentario por santi — 9 marzo 2011 @ 15:46 | Responder

    • Pues efectivamente, sí señor. El consumo en relación al tiempo crece con el cubo de la velocidad, pero el consumo en un trayecto fijo con el cuadrado, es evidente. Muchas gracias, compañero, tienes toda la razón.

      Igualmente, tienes razón que habría que considerar la turbulencia del fluido, y por lo tanto Cx sería función de la velocidad. La cuestión es que, cuando dan los datos del Cx, no hacen referencia de a qué velocidad corresponde. Vamos, que podemos dejar al señor Reynolds de lado para estos cálculos tan básicos.

      Puestos a sacarle punta, también habría que tener en cuenta al señor Mach, especialmente a altas velocidades (unos 300km/h) en los que considerar incompresible el aire empieza a introducir un error apreciable.

      Me mola, hacía años que no tocaba nada de esto. Y es muy bonito.

      Como digo, yo creo que la raya la debería poner cada usuario, en función de su vehículo, de la prisa que tenga, y por supuesto de la seguridad en la carretera. Eso sí, cargar el combustible con impuestos que permitan compensar el daño que hace (a la naturaleza, a la economía, a la salud pública) el consumir ese litro de carburante.

      Con lo que ya no estoy tan de acuerdo es en lo de más curvas: añaden más kilómetros al recorrido, lo que, a la larga, sale más caro que el combustible de las máquinas. Eso sí, el impacto ambiental es superior (o no, al haber menos kilómetros, y parte de ellos transcurrir bajo túneles o falsos túneles). Los viaductos no tengo yo muy claro si son más o menos agresivos para la naturaleza, al menos no dividen el territorio, pero son una fuente de ruido tremenda.

      El AVE…por supuesto que se debería bajar la velocidad de diseño, para aquilatar costes. La cuestión es que entonces ya no amenaza la competitividad del avión. Por otra parte, las pérdidas aerodinámicas del AVE no son tan grandes (en función de la masa desplazada) como en otros vehículos. Es un tema jodidillo, en el que a veces estoy a favor, y las más, en contra.

      Comentario por Mendigo — 9 marzo 2011 @ 18:05 | Responder

      • Por favor, mueve el cometario anterior (siguiente) para que cuelgue del tuyo

        Sobre aplicar impuestos, yo también estoy de acuerdo. Pero aumentar el precio supone un aumento del IPC, y todo gobierno serio sabe que eso es malo malísimo; en cambio, si se reduce el consumo (la demanda) por otros mecanismos, como por ejemplo éste de limitar la velocidad (o por ejemplo, racionando la gasolina), el precio tiende a bajar, mejorando el IPC, y así matamos dos pájaros de un tiro.

        Todo ello, claro, suponiendo que la reducción del consumo sea y significativa (y un 2%, que habrá que ver si es real, no me parece muy significativo)

        Comentario por santi — 9 marzo 2011 @ 21:48 | Responder

        • No puedo moverlo. Sólo podría borrarlo y crear otro con tu nombre. Pero entonces tendría que hacer lo mismo con mi respuesta…si no te importa, creo que mejor así (de todas formas, en cuanto se responde a diferentes comentarios anidados, esto acaba siendo un sindios). XDDDD

          El IPC ahora mismo no es mayor problema. De hecho, en el mercado interno lo que tenemos es deflación, lo que sube son productos importados (cereales, petróleo, cobre…), cuyos precios son totalmente ajenos a lo que hagamos en nuestro cachito de mundo.

          En cualquier caso, una subida de impuestos supone una subida puntual en el IPC, lo cual no es nada grave (el susto de un trimestre alto y ya está). Lo peligroso es la escalada que puede tomar el petróleo, con el resto de fuentes de energía detrás.

          En cuanto la reducción de consumo…yo me espero sobre un 10% si el barril se mantiene a estos precios. Pero ¡ojo! no porque la medida del gobierno, sino porque la gente hará un esfuerzo en ahorrar combustible (no sólo en velocidad, sino en km recorridos, estilo de conducción…). Y, también, porque un petróleo caro va a traer una parada en el crecimiento, lo cual implica menos producción, menos transporte, y menos consumo de combustibles.

          Comentario por Mendigo — 10 marzo 2011 @ 12:04 | Responder

  11. Al señor Match lo dejaremos tranquilo de momento, mientras no hablemos en km/minuto XP

    Lo del AVE, no tengo datos de consumo específico, pero sería interesante, especialmente en comparación con los trenes convencionales (bueno, y con los aviones); no sólo de Cx vive el hombre, también de resistencia a la rodadura, y, sobre todo, habría que ver el consumo asociado a las aceleraciones y frenadas (y demos gracias al altísimo de que la vía del AVE sea casi horizontal); por cierto, el AVE tiene interesantes efectos aerodinámicos en los túneles.

    Las curvas más cerradas a veces añaden km de forma significativa, pero a veces es al contrario, dar los radios requeridos en las autovías obliga a abrir los trazados en zonas complicadas.

    Sobre el efecto paisajístico, también influye el “estilo” de construcción; en zonas de montaña, por ejemplo, es una gozada ver lo bien integradas que están las vías de FEVE corriendo con trazados imposibles por una ladera empinada o por un desfiladero, comparado con cualquier via “moderna”. Claro que entonces se picaba casi a mano, y los movimientos de tierras se hacían con mulas.

    A mi me gustan los túneles y los falsos túneles, lo malo es que en la mayoría de los casos se prefieren los desmontes salvajes, por cuestiones de coste, principalmente. E incluso cunado se hacen túneles, las embocaduras se desmontan, dejando unas cicatrices brutales (¿qué costaría prolongar el tubo unos metros y restaurar el perfil de la ladera un poquito? bueno, costaría dinero)

    También prefiero los viaductos a los terraplenes, aunque el ruido sea algo mayor (y supongo que corregible); en cuanto a ruido e incidencia paisajística, prefiero las carreteras deprimidas (como la ronda de Dalt en Barna, o parte de la M-30, a las sobreelevadas; suponen problemas no solo económicos sino ingenieriles importantes, pero en ruido, no hay color. Aunque, por otra parte, es más difícil naturalizar un viaducto que un terraplén. Pero al menos permiten ver el horizonte entre los pilares.

    Comentario por santi — 9 marzo 2011 @ 21:39 | Responder

    • Santi, tienes algún enlace sobre la aerodinámica del AVE en un túnel? Me parece curiosa la cuestión.

      Sobre lo de las autovías, el coste de pasar un desmonte a un falso túnel no debe ser tan grande. Eso sí, en el pliego de condiciones tienes que forzarlos, porque si no, evidentemente, la constructora se los ahorra. De esta forma, estableces puentes pseudo-naturales para la fauna.

      La entrada a Galicia del ferrocarril, por Lubián, costó muchas vidas de trabajadores. Si recorres la zona, te das cuenta por qué. La pista del marroquí, ya en Ourense, se llamaba así por el ingeniero que la diseñó, que era de allí. Daba servicio a las obras de construcción de la vía, aunque los lugareños dicen que para lo que servía era para evacuar los cadáveres.

      Los políticos se han empeñado en que el AVE gallego entre también por esas sierras. Bueno…ellos lo ven muy fácil, yo aún me pregunto cómo lo van a hacer.

      Comentario por Mendigo — 9 marzo 2011 @ 21:49 | Responder

      • No se gran cosa del tema, es por comentarios con algún amigo ICCP, el asunto es casi “balístico” (porque se parece mucho a un proyectil recorriendo el cañón de un arma). Los efectos son ondas de presión (aquí aparece por fin el señor Mach!!) que pueden resultar bastante molestas para los viajeros. El caso es que este asunto, junto con los problemas geotécnicos, ha condicionado en cierta medida el túnel del AVE Madrid-Segovia.

        He visto algún enlace sobre el tema::
        http://ropdigital.ciccp.es/pdf/publico/1998/1998_noviembre_3381_04.pdf
        http://www.gruner-gmbh.at/aktuelles_gmbh_at/pdf_pool/D_HAB_Porto.pdf

        si quieres diseñar un túnel:
        http://www.tillier.net/stuff/hsr/TM%202.4.2%20Basic%20Tunnel%20Config%20R0%20090730%20A%20TM%20Excerpt.pdf

        y este documento que me guardo para leer con más calma, porque parece interesante:
        http://www.fcaminoshierro.com/elias.pdf

        Comentario por santi — 9 marzo 2011 @ 22:31 | Responder

        • Sólo he ojeado por encima el primero, a la tarde los leo.

          Es un caso similar a las ondas de presión y rarefacción creadas al abrirse y cerrar las válvulas de un motor, en los conductos de admisión y escape. No creo que sea muy difícil atenuarlas, así a bote pronto se me ocurre aumentando la rugosidad del túnel con nervaduras. También podría funcionar bocas de túnel abocinadas, para que la reflexión de la onda en los extremos fuera progresiva.

          Bueno, luego miro a ver cómo lo han solucionado.

          Y, por cierto, he leído un trocito sobre lo que ocurre cuando se cruzan dos trenes. Telita, una muralla de aire chocando contra otra a escasos centímetros. Eso sí que me parece un problema peliagudo.

          Muchas gracias, muchas, por los pdfs.😉

          Comentario por Mendigo — 10 marzo 2011 @ 12:14 | Responder

        • Especialmente interesante el segundo, el último no merece la pena.

          Comentario por Mendigo — 11 marzo 2011 @ 22:48 | Responder

  12. Después de escuchar todas las cretinadas habidas y por haber, inclusive la de los simios del volante como Alonsito o Alguersuari, ahora toca cerrar la bocaza a todos los que decían que la medida sólo iba a servir para poner más multas: ha habido menos multas y se ha rebajado el consumo de combustible un 8%.

    El nuevo límite de 110 km/h y el alza de los precios reducen un 8% el consumo de carburante en marzo

    Comentario por Mendigo — 28 abril 2011 @ 22:27 | Responder


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: