La mirada del mendigo

2 diciembre 2011

Abandono Ubuntu

Filed under: salud — Mendigo @ 15:31

Mi primer paso dentro del universo Linux fue Guadalinex, la distribución de la Junta de Andalucía, hace ya más de un lustro. Por supuesto, al principio tenía muchas preguntas y bastante miedo. Todavía pesaba sobre mí el chiste ese de libros imposibles: gastronomía inglesa, cultivo de la fresa en Groenlandia, Linux fácil…

Pronto pasé a la distribución Linux más extendida, con un montón de foros en todos los idiomas tratando de cualquier problema que pudiera presentársete: Ubuntu. Tras un corto (mucho más de lo que creía, unas semanas) periodo de adaptación, me encontraba como pez en el agua con mi nuevo sistema operativo, disipados mis infundados temores. Ubuntu es un sistema operativo muy sólido y seguro, que básicamente se abstiene de hacer algo muy frecuente en los Windows: tocarme los cojones. Es sencillo, es útil, funciona. Como la mayoría de los programas no son comerciales, no les interesa tanto una presentación efectista. Son programas bien hechos, bien programados, en constante revisión de bugs.

De hecho, las únicas ocasiones en los que me he tenido que pelear con el ordenador no ha sido por causa del software libre, sino por su relación con sistemas privativos. Los controladores. Muchos fabricantes de hardware (tarjetas gráficas, wifi, scanners…) y desarrolladores de software (el puto flash de Adobe, que el día que desaparezca deberá ser fiesta mundial) no liberan el código de sus productos, haciendo imposible que la comunidad linuxera pueda desarrollar drivers específicos optimizados.

De hecho, mantengo Windows en una partición para poder hacer funcionar el scanner, pues he sido incapaz de conseguir que funcione bajo Linux. Pero realmente, como no uso mucho el scanner, la partición de Windows (el XP, por supuesto, con el SP3 un buen sistema operativo, el Vista no lo quiero ni ver y el W7 me causa dolor de cabeza) está criando telarañas. Puede pasar más de un mes sin que recurra a ella.

La seguridad que me da, por ejemplo, saber que no tengo un troyano instalado que me espíe las contraseñas cuando entro en la web del banco, en la de Paypal o en mi correo, o la tranquilidad que da abrir correos sabiendo que no puedes ser infectado por ningún malware…eso es impagable.

Y, cuando necesitas un programa, no tienes que romperte de nuevo las bolas bajándotelo de la mulita, consiguiendo el parche o el generador de claves…simplemente acudes a los repositorios, escoges, y el sistema ya te lo baja e instala. Como un señor, sin necesidad de andar sisando, sin romperte las bolas.

Linux difícil? Linux es mucho más fácil que Windows!!!!

Al menos gracias a distribuciones como Ubuntu, que acercan Linux al usuario final, que no quiere saber de informática, sólo tener una herramienta útil a su disposición (igual que quien conduce un coche no quiere saber de mecánica, le basta que su vehículo no le de quebraderos de cabeza).

Eso sí, para quien sabe más, Linux te permite adaptar ese software a tus necesidades. Hasta el punto que puedes coger el código, modificarlo, compilarlo, y hacerte un programa a tu gusto. La modificabilidad del software libre es absoluta. Es amable con el neófito y transparente para el profesional informático.

Linux es libertad, pero también comunidad. Los programas son desarrollados por voluntarios que, progresivamente, han ido creando no sólo un sistema muy robusto y eficiente, sino también un ecosistema de programas para dar alternativas a las necesidades más genéricas. No hay dinero de por medio, eres libre de descargar, usar, modificar y distribuir el software libre. Lo cual no quiere decir que no sea un medio de ganarse la vida: al contrario, mucha gente encuentra en el código libre su forma de vida, prestando servicio técnico a empresas o realizando adaptaciones de algún programa para las necesidades concretas de una empresa.

Nada que ver con la desagradable experiencia que tienes que pasar en Windows, en que después de pagar por un programa (jamás de la vida, siempre crackeados) tienes que aceptar largos contratos en los que te prohíben hacer mil cosas con TU copia del programa, esa que acabas de comprar y no barata. Si entras en Linux, olvídate de que te obliguen a “Aceptar” páginas de condiciones abusivas. En Linux tú eres el dueño del sistema, nada te está vedado, olvídate de DRMs y restricciones legales; eres libre de hacer con tu ordenador lo que quieras, el sistema no te pondrá impedimentos. Y sin necesidad de pasar por caja.

Libertad para el individuo y desarrollo colaborativo (tú mismo puedes colaborar, aún sin saber nada de informática, enviando bugs o proponiendo mejoras), GNU/Linux es un sistema alternativo al modelo jerárquico capitalista.

No quiero identificar Linux con Ubuntu, existen otras muchas distribuciones (no todas gratuitas, pero sí todas libres, son conceptos distintos). Fedora, Suse, Red Hat, Gentoo…pero indiscutiblemente Ubuntu es la más extendida y, por lo tanto, la más probada y la que ofrece un mejor soporte. Es la más adaptada al usuario corriente y moliente, el que decíamos que quiere usar su coche sin saber los problemas de la junta de la trócola, a la vez que también sirve para el entendido que quiera añadirle y quitarle piezas para hacer un bólido.

Después de hacer este panegírico de GNU/Linux en general, y de Ubuntu en particular ¿por qué digo que abandono este sistema operativo?

Bien, la culpa es del nuevo Jesusito de nuestro tiempo, al que su propia estupidez llevó a la cruz y que sólo falta que alguien diga que lo ha visto resucitar al tercer día. Quizá dentro de unas décadas alguien diga de él que le vio caminando sobre las aguas.

Efectivamente, me estoy refiriendo a Steve Jobs, al que todos describen como un genio y a mí sólo me parece un cretino que supo aprovecharse económicamente del talento ajeno (empezando por el co-fundador de Apple, Steve Wozniak, que era quien realmente cardaba la lana). Mientras tanto, los verdaderos pioneros mueren en el anonimato.

Por supuesto que lamento la enfermedad y muerte de este payaso, como lamento la de otros personajes tóxicos, dañinos para la sociedad. No puedo celebrar la muerte de Franco o de Carrero Blanco pero su desaparición del mundo de los vivos ha permitido que este mundo sea mejor.

En el caso de Steve Jobs, se puede decir que su misma necedad fue la que lo condujo a su muerte, al preferir tratamientos alternativos, meditación, o el infantilismo de la simple negación de la enfermedad al empleo de medicina. Y medicina es todo aquello que cura, no es ni oriental y occidental. Si es medicina, cura. Y si no cura, no se le puede llamar medicina. Cuando el bueno de Steve renegó de sus supersticiones y buscó remedio en la medicina científica, era ya demasiado tarde, el cáncer había sufrido metástasis y estaba extendido por todo su cuerpo.

Un buen ejemplo de por qué es importante que hubiera una ley anticharlatanería.

Hace poco nos reíamos con el príncipe de los magufos, el Dalai Lama, que cuando se vio con un problema de salud serio recurrió, no a sus holísticos pases mágicos, sino a un hospital para que lo curasen (creo que era un problema de cálculos renales, pan comido para la medicina científica del s.XXI). Steve Jobs, a la postre una persona de pobre formación intelectual, se creyó esas patrañas y, su credulidad y superchería le llevaron a la tumba (un cáncer de páncreas, descubierto como fue su caso en fase temprana, tiene bastantes posibilidades de superación).

Es trágico cuando muere una persona, especialmente de una enfermedad tan atroz. Pero cuando una persona, teniendo medios para sanar, rechaza supersticiosamente estos medios y le abre la puerta a la Parca, hay que reconocer que, en cierta forma, cumple las teoría de Darwin. El cáncer lo mató, pero murió por gilipollas.

Bueno, basta de furia iconoclasta. No es necesario tirarle más piedras al ídolo, nuestra sociedad es fértil creándolos pero también los devora a velocidad inusitada. Dentro de unos pocos años ya nadie se acordará de este pringao, y Apple será una empresa moribunda a menos que se reconvierta y fabrique…a saber, molinillos de café (si alguien sabe de un ATF inverso sobre Apple, por favor, que me lo haga saber).

Cuando yo era peque, IBM lo era todo. Hace poco dudaba si seguir ensamblando PCs.

Tengo que explicar por qué el aborrecimiento que tengo a Apple, sus productos, y su endiosado creador me ha llevado a abandonar Ubuntu.

Apple ha sabido hacer muy bien sólo una cosa: hacer caja. Vender una imagen, de forma que los clientes acepten pagar un sobreprecio por adquirir uno de sus artículos respecto a otro con idénticas características técnicas (Apple no fabrica ni un tornillo, una empresa china le ensambla, en fábricas con condiciones de trabajo inhumanas, con componentes de otros fabricantes, eso sí, siempre de la máxima calidad).

Hasta hace poco yo consideraba a Apple una pijada, una frikada propia de quien tiene poco aprecio a su dinero y tiene que distinguirse por lo que tiene (aquí puedo hacer la excepción de profesionales que necesitan una máquina de elevadas prestaciones, por ejemplo en el entorno gráfico, pero ésta es sólo una pequeña parte de su cuenta de resultados).

Pero de un tiempo a esta parte, parece que quien quiere ser algo tiene que tener un producto de Apple, ha trascendido de ser un artilugio tecnológico a ser un rasgo de distinción social. Hasta aquí hemos llegado, si antes me parecían una chorrada, ahora ya sí que los detesto. No quiero nada con la puta manzanita así me lo regalasen.

Quiero decir, si me tocara en una tómbola, lo aceptaría, por supuesto. Para sin desempaquetarlo revenderlo a algún incauto. Con el dinero obtenido podría pagarme un equipo informático durante el próximo medio siglo. No exagero, me gasto 200€ cada 8 años en un ordenador (que es cuando ya está desfasado o, simplemente, peta). De ahí a los 1600€ de un ordenador de Apple, hacen 64 años con ordenadores que, simplemente, me bastan y sobran con sus capacidades.

En este blog me he mostrado repetidamente a favor de la normalización, de la estandarización, una idea de los alemanes que ha permitido reducir extraordinariamente los costes, e independizar al consumidor de la esclavitud a una empresa. De hecho, si ahora mismo me puedo permitir tener un ordenador personal como en este que estoy escribiendo, es porque está normalizado. Si, por ejemplo, cada módulo de memoria RAM tuviera que ser específico para cada placa base, los módulos costarían 200€ y no 20€.

Que es lo que pasa con el negocio cautivo de los repuestos de automoción, por ejemplo. Hace poco tuve que pagar 70€ por un silent block, que no deja de ser un puto cacho de goma. Pero sólo Mercedes hace ese cacho de goma, y le pone el precio que le da la gana. ¿Más ejemplos? Mirad el precio de un cargador Nokia, cuando sólo es miserable doble bobinado, un transformador-rectificador para pasar de 220V alterna a 5V de continua, y que en un chino lo pillas por 3€.

Apple es famosa por quebrar esta norma e idear conexiones específicas, para que los incautos tuvieran que pasar por caja en la propia marca en vez de acudir a marcas auxiliares. O eso, o buscar por eBay el consabido adaptador. Apple siempre se ha destacado por coartar la libertad de su cliente, obligándole a pagar no sólo cuando adquiere el producto sino para quiere repararlo u obtener nuevas funcionalidades. Por ejemplo, la tienda donde adquirir aplicaciones Apple. Steve Jobs quería cerrar todo el círculo de negocio, que una vez que el cliente había caído en la red de la manzana no saliera de ella y dejase todo el dinero en la propia marca. Otras lo han intentado (ya le gustaría a Nokia que hubiera mucho tonto que comprase el cargador o el manos libres que venden al décuplo de precio) pero Apple lo ha conseguido, y esta es su gran aportación a la sociedad: una forma de tener preso al cliente y que este, encima, este satisfecho y orgulloso.

Apple, y el engreído, soberbio y mezquino Steve Jobs, son los grandes enemigos de la libertad en el mundo electrónico. Mucho más que Windows, a pesar de ser Bill Gates el que siempre se lleva la mala prensa de los usuarios mientras que, alucinantemente, Jobs era visto como el Mesías, y sus bobadas sobre el éxito enseñadas como la verdad revelada.

gnu

Como comentó Richard Stallman, padre del software libre, activista por la libertad dentro y fuera de la red, tras la muerte de Jobs:

Steve Jobs, el pionero en hacer de la computadora una cárcel cool diseñada para quitarles la libertad a los tontos, ha muerto.

Como dijo Hardol Washington, Alcalde de Chicago, sobre su corrupto antecesor, el Alcalde Daley, “No estoy feliz de que hay muerto, pero estoy feliz de que ya no está”. Nadie merece morir, ni Jobs, ni el señor Bill, ni otras personas culpables de crímenes mayores. Pero todos merecemos el final de la maligna influencia de Jobs en la computación de las personas.

Desafortunadamente, esa influencia continúa a pesar de su ausencia. Sólo podemos esperar que sus sucesores, en su intención de continuar con su legado, sean menos efectivos.

También recomiendo esta breve entrevista que le hicieron en Público sobre el mismo asunto:
“Apple ha hecho que la gente admire programas que son enemigos de su propia libertad”

En resumen:
Apple y el charlatán (que fue tan gilipollas de creerse su propia palabrería, no como el de la túnica azafrán) de su creador sostienen, por encima de otras empresas como Microsoft o Google, la bandera de la sumisión del usuario a la empresa, la negación de la libertad en la red en favor de la omnipotente compañía que le vende su felicidad, su personalidad, su relieve social.

Apple representa la antítesis de mis ideales, y por lo que he abrazado con pasión el proyecto GNU/Linux. Sin embargo, alucinantemente, la dirección de Canonical ha sido la de seguir la estela de Apple, haciendo que Ubuntu se parezca cada vez más al software de Apple, productos cerrados, escasamente configurables, que dirigen al usuario por un camino marcado.

Gnome2, el entorno de escritorio predeterminado en Ubuntu, sobrio y útil, fue abandonado hace dos versiones (Ubuntu actualiza cada seis meses su distribución) por Unity. La respuesta de Gnome ha sido su versión 3, un calco aún más descarado de la shell de los iMac.

¡Me niego a tener un sucedáneo de iMac! Por supuesto, tanto Unity como Gnome3 siguen siendo software libre, pero siguen la tendencia iniciada por Apple, y abandonan la sobriedad de Gnome2 por la simpleza visualmente efectista del 3.

Por ahí no paso, no sólo no quiero nada de Apple, sino que no quiero nada que se parezca ni remotamente a Apple. Si para ser alguien he de tener un iPad, iPod o iPollas, prefiero seguir siendo un nadie al cuadrado, y muy orgulloso de ello.

Por todo lo anterior, me he decidido a abandonar Ubuntu.

Eso no significa, ni muchísimo menos, renunciar a Linux, que ha simplificado enormemente mi vida, hecho mucho más cómoda y gratificante mi relación con el ordenador, que ha pasado de ser mi enemigo a mi compañero, del cual sigo aprendiendo sus entresijos.

He desinstalado Ubuntu para intalar…Kubuntu!!! El mismo sistema operativo pero sustituyendo el entorno Gnome por el KDE. Conocía el KDE3 por algunas distribuciones específicas, pero no había probado el soberbio KDE4. Impresionante, estoy encantado con él, y doy gracias al cadáver de Steve Jobs por haber, indirectamente, llevado a probar el KDE.

Ya tenía instalados en Ubuntu programas propios de KDE, como mi querido Digikam o el K3B, tostadora mucho más completa que el simplón Brasero. Ahora tengo una panoplia de programas mucho más configurables que sus correspondientes en Gnome, desde el Dolphin (con Nautilus ni siquiera con el editor de registro era capaz de dejarlo como yo quería) hasta el Kate, editor básico de textos con muchas más funcionalidades que Gedit.

Realmente, el cambio me tiene encantado. En unos pocos días me he habituado a los nuevos menús y particularidades de los programas y ahora disfruto de un entorno que me sorprende a cada paso por lo bien acabado que está. Las posibilidades de configuración son enormes, pero sin perder la simplicidad para el que no quiera andar toqueteando.

Chapeau!

Así que, abandonado Ubuntu por plegarse a las modas del momento…

¡VIVA KUBUNTU!

kubuntu

Nota: Para ponerlo aún más fácil, si a alguien le ha picado la curiosidad, y quiere probarlo, puede descargarlo (por supuesto, gratuitamente) de su página oficial (el 32bits le va bien a todos, si dudas de cuál necesita tu ordenador no te compliques y descarga éste).

La instalación es bastante más sencilla que un sistema Windows, y no hay que renunciar a él (en la instalación escogemos la opción de convivir en nuestro disco duro con el sistema de Microsoft, y cada vez que arranquemos el ordenador podremos elegir entre uno u otro). Tan fácil como desgargar el archivo, grabar la imagen en un CD y reiniciar el ordenador con él dentro (asegurarse que la secuancia de arranque de la BIOS lee primero el CD antes del disco duro, igual que para instalar Windows).

A partir de ahí, el asistente te irá guiando a través de la instalación. Te hará unas preguntas: si quieres chafar Windows o convivir con él en el disco duro; el idioma que quieres, también está en gallego, por cierto; la distribución de teclado, hay incluso en asturiano, la zona horaria (cada uno la de su país), el nombre de usuario que quieres y tu contraseña. Me parece que para responder a esas preguntas no hay que tener un elevado nivel de conocimientos informáticos.

Y eso es todo. Te vas a hacer un café y, a la vuelta, ya tienes instalado Kubuntu en tu ordenador.

Más sencillo de lo que ahora mismo estás pensando, te lo aseguro.

+
+
+

Edito:
Vicenç Navarro – El otro Jobs

59 comentarios »

  1. Diría que lo dle Unity ha molestado a los tradicionales del sistema, porque desde luego la adopción de un entorno que es calcado al de Mac o incluso al de W7 hará que mucha gente se pase al Ubuntu al no tener un sistema raro que te descoloca todo de lo que ya estabas acostumbrado.

    La del entorno era una de las quejas por las que mucha gente se negaba a pasarse a Ubuntu y ahora que lo hacen para atraer a más gente… es que son malísimos.

    Comentario por andresrguez — 2 diciembre 2011 @ 15:50 | Responder

    • Jajajajaja

      Sí que es cierto, y en cierta forma era previsible la bronca. Era un cambio demasiado radical para gente que estaba muy satisfecha con Gnome2.

      A ver, yo lo he expuesto, como siempre, desde un punto de vista muy exagerado, buscando la provocación, la antítesis.

      Realmente con Unity no llegué a encontrarme a gusto desde el primer minuto hasta el último. Y lo estuve probando cerca de un mes. El Gnome3 me lo instalé desde los repositorios ppa, y aunque visualmente es precioso, al final siempre notaba que me faltaba algo. KDE4 es muy parecido al Gnome2. KDE siempre ha sido un Gnome con más opciones (quizá demasiadas, depende). Ahora que Gnome ha cambiado de forma tan radical, yo he saltado a KDE como forma precisamente de…quedarme con Gnome2. Que no es más, en el fondo, que la distribución de W95: una barra de herramientas con un lanzador y algunos iconos de tarea.

      De todas formas, y que quede claro, me parece magnífico que en Linux haya todo tipo de distribuciones y entornos de escritorio. Que me guste KDE4 es una opción personal, como me gustan los helados de chocolate. Pero no por eso quiero que retiren los de vainilla del supermercado.

      Comentario por Mendigo — 2 diciembre 2011 @ 22:51 | Responder

      • De ahí la facilidad de distribuciones diferentes… por lo que no debería de ser problema.

        Probé la última versión de Ubuntu hace unos días y me encontré con el nuevo escritorio y en el primer momento dije… coño es una copia de W7 o de Mac pero me pareció una forma de poder atraer a mucha gente que ni locos entrarían en Ubuntu por las diferencias que tenían antes

        Comentario por andresrguez — 3 diciembre 2011 @ 13:33 | Responder

        • Bueno, pero para alguien acostumbrado a XP, que es la mayoría, es más fácil dar el salto al Gnome2 que al 3. La gente aún se está habituando al W7 y los que se han comprado un iMac, poco van a andar fuchicando en su ordenadorcito para meterle un arranque dual con un Ubuntu, sea como sea ese Ubuntu.

          Así que, si es por comerle mercado a Windows, hacer más sencilla la transición, yo creo que sin duda mejor mantener la barra de tareas y el menú con los lanzadores, igual que llevamos acostumbrados a hacer desde el W95 hasta ayer por la mañana.
          😉

          Comentario por Mendigo — 3 diciembre 2011 @ 19:51 | Responder

  2. – Respecto a win-7, yo lo tengo en este mismo PC y te diré que de momento me gusta más que win-XP. Nada que ver con Vista, un SO tocanarices, lento como ninguno simplemente porque cada vez que movía el ratón tenía que hacer mil comprobaciones (tuve dos PC con Vista, y formateé los dos a los pocos días para meter XP). Todos sabemos que win-xp tiene una marcada tendencia a ralentizarse con el tiempo, a poco que lo uses. En todo win-xp he tenido siempre antivirus, anti-spy, y realizado periódicamente tanto la revisión del sistema de archivos como la desfragmentación del disco, y aún así cada vez iba más lento, de forma irremediable. Con win-7 también pasa, por supuesto, pero de forma mucho más lenta. De hecho en éste PC que tengo ahora, con Windows 7 y XP, va mucho más rápido el W-7.

    Hasta ahí win-7.

    – Apple. Miña madriña qué tema más complicado. La gente que usa Apple dice que es lo más fiable y que mejor funciona, y que pagas por algo. Pero si compruebas las especificaciones, efectivamente: puedes tener lo mismo por muchísimo menos dinero. Es un sistema seguro, pero es rígido, inamovible… pero mucha gente considera ésto una ventaja: si no puedes estar cambiando cosas, es difícil que te lo cargues xD . Y en lo que sí está todo el mundo de acuerdo es en no hay detalles para los clientes: da igual lo que tengas, te van a cobrar absolutamente por todo. Una vez te compras algo de Apple se convierte en un gasto continuo.

    – Steve Jobs. Hay cosas que son innegables: Steve Jobs fue uno de los grandes genios del siglo XX. Pero no como diseñador o como informático: era un genio del MARKETING. Sólo hay que ver los antecedentes: copiando aquí y allá, fue siempre capaz de presentar cosas que existían desde hacía años pero que nunca habían llamado la atención, como una innovación maravillosa que todo el mundo debía tener (el caso del iPad es el que me parece el más sonado). Cuando le echaron de Apple (imagino que por lo que dices: porque técnicamente no aportaba demasiado), la empresa cayó en picado y estuvo a punto de quebrar. Volvió Steve Jobs y no sólo repuntaron, sino que se ha convertido en una de las empresas de informática con más ganancias. No es un gran técnico, pero si es un gran visionario y sabe vender (su presentación del iPod es mítica, considerada una de las mejores de la historia). ¿que en el fondo era un tipo sin escrúpulos que hacía lo que fuera por ganar pasta? Efectivamente, pero hay mucha gente así que no sale del arroyo.

    – Linux. Tuve instalada hace años una versión de Ubuntu y la desinstalé al poco por pereza (pereza a acostumbrarme al sistema). Vale, podría haberla mantenido un tiempo para adaptarme y demás, pero total en casa los juegos sólo valían para windows (o mac), y en el trabajo los programas que uso sólo funcionan en windows (muchos sólo en XP, y alguno reciente sólo en W7, lo que me obliga a tener una doble partición w7-wXP).

    Ahora los juegos de PC los tengo abandonados: el poco tiempo que tengo para estar en casa (quién fuera asalariado) lo dedico a estar con la familia, no a encerrarme en la nube, así que me plantearé volver a arriesgarme con Linux y a ver qué pasa (con el del trabajo no puedo, como ya he dicho). ¿Recomiendas Kubuntu? Vale, a mi me da igual, con alguno hay que empezar.

    De todos modos también te tienes que plantear la posibilidad de que te has convertido en un carcamal que no acepta los cambios😛

    Comentario por marcostonhin — 2 diciembre 2011 @ 18:05 | Responder

    • Hombre, ya puestos, el mejor genio del s.XX en marketing fue Hitler. Sus discursos en Nüremberg sobrepasan a la famosa presentación del iPod. Convenció a una nación entera de que el crimen era admisible e incluso loable.

      Yo también abandoné hace años los juegos (para los cuales necesitas Windows, aunque cada vez salen más en Linux). Y lamentablemente existe un déficit de aplicaciones profesionales en Linux. Al menos gratuitas, porque de pago sí que hay bastantes cosas. Pero bueno, es que las herramientas profesionales en Windows TAMBIÉN son de pago, y no son precisamente baratas (cuánto cuesta una licencia de CATIA? creo que más de un kilo, no?).

      En el tema de la ingeniería mecánica, a lo mejor te interesa esta distribución (no es un programa, es una distribución con los programas necesarios para el cálculo de elementos finitos): CAELinux.

      Está desarrollada por un clúster de empresas francesas, entre ellas Renault, Dassault u AREVA. Totalmente libre y gratuita.

      Eso sí, sólo corre con procesadores de 64bits (de hecho, es una distro 64bits, porque en esos cálculos matemáticos sí que se aprovecha la ventaja respecto a los 32bits en velocidad de proceso).

      Comentario por Mendigo — 2 diciembre 2011 @ 22:33 | Responder

      • ¿Alguna distribución libre para scada industrial no habrá, supongo? Ya sería lo propio.

        Comentario por marcostonhin — 4 diciembre 2011 @ 22:10 | Responder

        • Libre no lo sé y gratuita casi seguro que no. Porque además supongo que necesitarás un sistema muy particular, que se adapte a tus máquinas, no? Pero cada vez más, en sistema de producción, las empresas de soft compilan para varios sistemas operativos, al menos para Windows y Linux, por ser una plataforma muy estable.

          Si sé de algo que te pudiera ser útil, te lo hago saber. De todas formas, para el trabajo más genérico como la administración, sí que puedes tirar perfectamente con soft libre y gratuito, y te ahorras un dinerillo en licencias (incluso sin pasarse a Linux, cambiando del Microsoft Office al LibreOffice, por ejemplo).

          Comentario por Mendigo — 4 diciembre 2011 @ 23:22 | Responder

    • Ah, respecto a lo de carcamal, puedes decirlo bien alto. Y con orgullo!

      En serio, quién lo diría, pero yo soy una persona muy conservadora. Cambiar por cambiar, por seguir una moda, me parece absurdo; sólo me interesan los cambios cuando realmente aportan algo nuevo, un progreso.

      Mira, para que veas lo carcamal que soy. Esta es la moto de mis sueños: Honda RC30. ¿La reconoces? Apenas salieron unidades, y no sé si alguna llegó a España. O, por ejemplo, prefiero un Golf serie I o II a uno actual.

      Comentario por Mendigo — 2 diciembre 2011 @ 22:38 | Responder

      • Cambiar por cambiar, me parece una tontería a mi también. Yo estoy muy a gusto (dentro de un orden) con XP. Compré un portátil con Vista preinstalado y me parece un horror. Claro que tengo un PC del año 99, y otro de 2002, y tan ancho🙂 De momento me valen, no necesito cosas raras.

        No he probado linux, a ver si me animo (no tengo a nadie en mi entorno para comtarme como va, por eso no me he lanzado)

        (y el teléfono, un nokia antiguo, para hablar es más que suficiente)

        Lo reconozco, yo también soy un carcamal refractario a los cambios.

        Pero me estoy pensando pedirme para Reyes una tableta, por leer en la cama.

        Comentario por santi — 2 diciembre 2011 @ 23:58 | Responder

        • Yo le regalé una chinorris a mi compañera. Por 49 ouros puesta en casa, en eBay. Pantalla 7″ con navegador GPS incluido y procesador ARM a 800MHz. Eso sí, sin Wifi. Y corriendo un Windows CE 6.0 por debajo.

          No he probado a leer mucho tiempo con los eBooks de tinta electrónica, tipo Papyrus. Esta es una TFT color como cualquier otro artilugio electrónico. Pero no es nada cansada para la vista, más o menos igual que leer en papel.

          Si le vas a dar uso de eBook, contando que cuesta la décima parte que una iPollas, desde luego vale lo que cuesta.

          Por cierto, me ganas en carcamalidad. Este PC es del 2006 y el del pueblo, del 2002. Y ya estoy pensando en cambiarlo…(me muero para editar ahí fotos, realmente me muero). Más o menos planteo que un ordenador me debe durar unos 8 años, por ahora mi viejo Pentium IV lleva 9, y con las cosillas que comenta abajo Manolox puede que tire algún añito más.

          Si te decides con Linux, y puedo servirte de ayuda… (aunque aquí hay quien sabe muchísimo más que yo, pero bueno, para dar los primeros pasos sí que creo que te puedo ayudar).

          Comentario por Mendigo — 3 diciembre 2011 @ 20:03 | Responder

          • En algún momento tengo que renovar el parque, pero me jode un poco: hace unos años no hacía nada distinto que ahora (excel, word, alguna cosa en PP, autocad, VLC, oir música, emule, explorer, …..), y con lo que tenía iba como un tiro, y ahora, sólo entrar en algunas páginas me deja esperando diez minutos. ¿Alguien sabe porqué un XP que hace unos años iba de maravilla ahora parece una carraca?
            (he llegado a pensar si no se desgastará la electrónica y por eso va más lento xD)

            Pero ahora mismo, con esos mimbres no se si se puede instalar nada nuevo.

            Para la tablet, estoy pensando qué coger, de momento, pero de lo visto, creo que me voy a decidir por un iPad
            😉

            Comentario por santi — 7 diciembre 2011 @ 21:43 | Responder

            • Flash, Java, HTML5…las páginas ahora son pesadísimas.

              Por ahí abajo han mencionado algunos gestores de ventanas increíblemente ligeros, que podrían rejuvenecer tu parque. Por ejemplo, puedes probar este sistema operativo en el viejo: http://www.xubuntu.org/

              Eso sí, cuando se trate de abrir una página, no esperes milagros, porque toda la basura que llevan incrustada hay que ejecutarla. Como mucho, yo te diría que usaras extensiones, tipo Flashblock, para evitar que se carguen aplicaciones no deseadas (publicidad, la mayoría).

              Y el iPad…también te puedes comprar unas mallas de leopardo y una cinta de Boney M. , ya puestos.
              😛

              Comentario por Mendigo — 8 diciembre 2011 @ 2:32 | Responder

              • Ya tengo cintas de Boney M (es lo que tiene ser viejo)
                Pero lo de las mallas me lo apunto (qué idea!!)

                Comentario por santi — 9 diciembre 2011 @ 11:56 | Responder

                • No hace falta que las compres. Creo que vienen en el pack al comprar el iPad, además de unas plataformas. Y con los temas de BoneyM precargados (que sólo podrás escuchar X veces por el tema de DRM, y si quieres más, a pasar por caja).

                  Ays! Así cómo voy a hacer de ti un hombre de provecho!
                  😛

                  Comentario por Mendigo — 10 diciembre 2011 @ 10:12 | Responder

  3. Yo tenía pensado reinstalar el Ubuntu en el fijo, desde la actualización a Unity me da muchos problemas al navegar. Aparte de eso la nueva visual que le han dado no me gusta nada, estaba acostumbrado a las anteriores y no me consigo acostumbrar a esta. desde que la instal me he vuelto a mover más con el Güindos´.

    Una pregunta técnica, si instalo el Kubuntu ¿puedo machacar directamente el Ubuntu?

    Comentario por Javi — 2 diciembre 2011 @ 18:19 | Responder

    • ¿Problemas al navegar? Cuenta, cuenta. Pudiera ser que no hayas instalado los drivers privativos de la gráfica? Cuente un poco lo que te pasa. Es que la navegación no depende de Unity, una vez que Unity te abre el navegador, no pinta nada. Cuál usas?

      En cuanto a la pregunta. ¿Cómo lo tienes instalado? En dos particiones, una para Ubuntu y otra para Windows? Entonces, es tan sencillo como ponerla encima del Ubuntu (después de haber salvado los archivos, claro, porque al formatear esa partición todo desaparece). Si quieres, puedes mandarlos a la partición de Windows (aunque cuando andamos formateando, es mejor hacer copia de seguridad de todo, un corte de corriente en un mal momento y nuestro disco duro puede quedar inservible).

      Te cuento como se hace: cuando instalas Ubuntu (Kubuntu, Xubuntu, Lubuntu…) tienes tres opciones:
      1) opción bomna nuclear: formatear todo el disco duro, cargarte todo lo que hubiera, y dejar Ubuntu como opción única
      2) añadir la nueva distribución a los discos duros que hubiera. Te conserva las anteriores, y hace un cachito para añadir otra más.
      3) editar manualmente la tabla de particiones.

      Escoges la 3, la de los machotes.

      Entonces verás la tabla con las particiones que le tienes hecho a tu disco duro. Asumo que sólo tienes dos, una NTFS para windows y una ext4 para Ubuntu. Pues bien, la de NTFS la dejas como estás, y pinchas en la de Ubuntu y le das a formatear, en ext4 (es un formato de archivos nuevo, más rápido que ext3) y le pones el punto de montaje como / (es decir, directorio raíz).

      Ya está, con eso, te formateará la partición donde tienes Ubuntu, y empezará a instalarte en ella Kubuntu.

      Si quieres ya ir a por nota: por seguridad y comodidad, yo suelo añadir otra partición más, también en ext4. De hecho, es la partición grande. Pongamos 20Gb para todo Windows, otros 20 (aunque con 10 va que chuta) para los archivos de programa de (K)Ubuntu. Y el resto del disco duro va para una partición formateada en ext4, y a esta le meto como punto de montaje /home.

      Es decir, mis archivos, mi carpeta de usuario está en otra partición del disco duro. Si casca el sistema operativo, siguen estando a salvo. O, por ejemplo, si como ahora quiero meter otro sistema operativo. Chafo el que había, pongo en su lugar otro, pero mi /home sigue estando donde estaba.

      Aps!

      Se me olvidaba. En la tabla de particiones te encontrarás con una pequeña partición de 1 o 2Gb. Es la SWAP, el sistema la crea automáticamente. No hace falta que la toques, déjala como está. Es una especie de apoyo en el disco duro de la RAM. Cuando tienes un ordenata que va justito de RAM, empieza a usar esa partición del disco duro como RAM. Eso sí infinitamente más lenta. De hecho, cuando el ordenata recurre insistentemente a la SWAP es señal cierta de que te toca ampliar la RAM.

      Si tienes alguna otra duda…

      Comentario por Mendigo — 2 diciembre 2011 @ 22:25 | Responder

      • Muy claro. Cuando tenga un rato monto el Kubuntu encima del Ubuntu. Ya tengo particiones para guardar los archivos aparte, fotos y demás hierbas. La tengo en NTFS y por lo menos Ubuntu la reconocia sin problemas, espero que Kubuntu también.

        Lo de la navegación en Ubuntu fue a partir de la última actualización, antes iba bien. Consiste en que tarda una eternidad en cargar cualquier página y parece que se bloquea hasta que carga. Uso el Firefox, pero probé con el crome y otro tanto de lo mismo. En cambio en un portatil que tengo con una partición de Ubuntu va bien y tiene la última actualización. Como he dicho prefería la interfaz de las anteriores.

        Muchas gracias por la información, te has ganado un pincho de morcilla (por lo menos)😉

        Comentario por Javi — 2 diciembre 2011 @ 23:01 | Responder

        • Sí, desde hace ya tiempo, Ubuntu tiene soporte completo para NTFS. Y Kubuntu, Lubuntu, Xubuntu…son exactametne lo mismo, pero con otra cara. Es como cambiarle la carcasa a tu móvil. Cambia el aspecto externo, pero las tripas son las mismas.

          La navegación es un problema de drivers de la tarjeta wifi, está clarísimo. O la de ethernet, aunque éstas no suelen dar problemas. ¿Cuál usas? Hay veces que todo va bien, y sacan una actualización del kernel y algo se te jode. Generalmente tardan poco en arreglarlo, pero si no, todo es cuestión de volver al kernel anterior y listo (desde el mismo grub). Si es lo de siempre, el problema del software libre es… cuando tiene que lidiar con controladores privativos.

          Espera a arreglar ese problemilla con la wifi para ofrecer el pincho. Por ahora, no me lo he ganado todavía.

          Comentario por Mendigo — 2 diciembre 2011 @ 23:16 | Responder

          • Ahora que leo los comentarios…
            Hay una forma mucho más fácil de instalar kubuntu. Sencillamente sin instalar el sistema.

            Me explico. Ubuntu es un sistema operativo al que se le añade el escritorio gnome. Si quisieras tener también kde pues simplemente lo instalas y ya tienes los dos disponibles. También incluso puedes tener 3, 4, 5, 6, 7 o los escritorios que te de la gana en un único sistema. (en un único ubuntu en este caso).
            Podrías por ejemplo ahora mismo en tu ubuntu instalar xfce4 simplemente tecleando “sudo apt-get install xfce4” y ya tendrías dos escritorios sin historias de particiones ni salvar datos ni nada. Al arrancar, cuando llegas al “GDM” (que es donde pones nombre y contraseña) pues eliges cual quieres usar y listo. También puedes poner fácilmente que uno de ellos sea el que arranque por defecto sin elegir nada.
            Si quisieras “lubuntu” pues idem “sudo apt-get install lxde” y ya tendrías 3, que serían gnome, xfce4 y lxde
            Si quisieras….sudo apt-get install pekwm icewm openbox …..si quisieras

            Es decir que puesde tener tantos escritorios (y/o administradores de ventanas) como te de la gana.

            Y si como es tu caso quisieras tener KDE (o kubuntu que es lo mismo que ubuntu con kde) pues aquí hay varias opciones. A saber:
            Opción 1 – kde completo completísimo con absolutamente todas sus aplicaciones y el idioma español: “sudo apt-get install kde-full kde-l10n-es”
            Opcion 2 – Un kde básico + idioma español (que no te engañe lo de básico porque también en más que completo). “sudo apt-get install kde-standard kde-l10n-es”
            Opción 3 – El kde-plasma “sudo apt-get install kde-plasma-desktop kde-l10n-es”

            Y ya con eso tienes KDE (o kubuntu si quieres llamarlo así) y al próximo reinicio lo eliges y ya.
            Si en el futuro no te gusta pues lo desinstalas como cualquier otro programa (es un conjunto de ellos y no pocos precisamente) y aquí no pasó nada. O también pongamos que te gusta y quieres quedártelo al tiempo que eliminar gnome, pues no cap problemo.

            #######################################################
            Y después de todo este rollazo añado una cosita:
            Dices tener un problema de lentitud o algo así. Suponiendo que ese problema no fuera consecuencia del escritorio actual o de alguna de sus aplicaciones/bibliotecas, si no que fuera por otra causa, la que sea, con el método que yo te propongo sería casi lo más lógico que persistiera el problema de lentitud.
            Por apuntarlo más que nada.

            Comentario por manolox — 3 diciembre 2011 @ 0:21 | Responder

            • Gracias Manolox, creo que ire por la línea bruta e instalaré el Kunbuntu sobre el Ubuntu. Puede que lo de la lentitud sea por problema del driver de la ethernet, pero antes iba bien, el wiffi solo lo uso de vez en cuando en el portatil, pero en este me van bien tanto el wiffi como la ethernet.

              Como he dicho voy a tirar por la línea del gobierno y los mercados, a lo bruto. Me cargo lo que había y pongo lo otro encima, aunque en este caso lo que yo voy a poner es mejor, jodeeer… ya no es en la misma línea.

              Comentario por Javi — 3 diciembre 2011 @ 19:39 | Responder

              • Pensándolo bien es lo más sensato. Es posible y fácil instalar los dos en un mismo sistema pero no deja de ser cargar al sistema con tropocientos programas y dos mega escritorios.
                Suerte.

                Comentario por manolox — 4 diciembre 2011 @ 16:54 | Responder

                • Para probar puede, pero por lo mismo que dijiste del cruce de librerías. Una vez que te has decidido, mejor en lo posible ceñirte a ese. Vamos, creo.

                  Estas navidades me pondré con el XFCE en el ordenata viejo, ya te contaré qué tal.

                  Comentario por Mendigo — 4 diciembre 2011 @ 23:18 | Responder

  4. – Windows XP SP3, por mi trabajo es ahora mismo el todo terreno, todo terreno porque esta totalmente soportado por las administraciones, por todo el software importante del mercado corporativo y por todos los usuarios. Para mi ahora mismo es el culmen de la compatibilidad pero también trae lo peor de los sistemas windows, inseguridad para el administrador ya que tu peor enemigo, el usuario, siempre consigue tocarte los cojones, inseguridad en la red, que ciclicamente con el sistema totalmente parcheado, totalmente lleno de antivirus, maldware y demás mierdas te jode el trabajo.

    – IOS, un unix mono, y ahí termino. Difícil de incorporar al mercado corporativo por falta de programas, caro al estar vinculado a un hardware que sin incorporar nada en especial tiene todo en pegas cuando casca y resulta que si cambias algo por tu cuenta es fácil que no funcione al 100%. Muy bonito para el usuario final que se siente “especial” al usarlo pero que no aporta nada nuevo.

    – Windows 7 (mismo nucleo que vista pero parcheado). Necesitas un micro doble nucleo, 4GB de ram y una aceptable tarjeta gráfica por la mierda del aero. Te esta dando el coñazo con avisos de acceso de administrador para absolutamente nada ya que el puto usuario normal no lee lo que le aparece en pantalla y al administrador no nos soluciona una mierda cuando un programa ejecutado como servicio puede hacer los mismos destrozos que en windows XP. Resultado, es un intento de mejora en la seguridad pero sin llegar a buen puerto, es un sistema pesado con respuesta lenta (y os lo juro que uso muchisimas máquinas) y que molesta al usuario innecesariamente.

    -GNU/Linux, caos, un puto caos tres millones de distribuciones, cada una con su nicho particular de perfección y a la vez sin llegar a ser enamorar en el 100% de las tareas. Hay unas normas ISO, IEE y ANSI para que luego la forma de acceder a una ruta de un programa cambie en cada distro. Como el 80% del código lo pagan grandes empresas (olvídate de la idea romántica de programadores por amor al arte) es un paradigma de estabilidad, eficiencia y escalabildad, vamos lo que se le pide a un servidor. Para el usuario es el miedo hecho SO para el administrador de sistemas es la gloria bendita.

    -UBUNTU, va camino de convertirse en la prueba de que cuando lo tienes todo y la cagas pasas a ser el mas odiado. La idea de UNITY era y es crear un mismo inferface para PC, smartphone, televisor y cualquier aparato inteligente, vamos la idea de Steve Jobs de que todos sus productos tenga un mismo estilo para que se diferencien a simple vista. El resultado por ahora es que una interface para teléfono queda como el culo en un PC y más para un PC que usa alguien que quiere un PC no un teléfono.

    – KDE vs GNOME, hay en los albores de GNU esta guerra ya existía, ya había un sentimiento entre la sencillez y la limpieza de GNOME y la implementación de cualquier necesidad que se diera por parte de KDE. Que si uno consume más recursos, que si el otro te da mil opciones, que uno es más limpio, que el otro bla bla bla… al final los hombres usan la consola😄.

    – Mate es el fork de GNOME 2, es la idea del software libre, yo puedo seguir mi nueva versión probando cosas y otro hacer una copia del codigo, adaptarlo y seguir como simpre. Mate será una de las opciones para los que KDE no mola, GNOME 3 Shell tiene demasiadas pijadas, GNOME 3 Unity da asco.

    PD: información tecnica, el servidor gráfico es una cosa, el escritorio GNOME/KDE otra el gestor de ventanas GNOME.Metacity o GNOME Shell o GNOME Unity o KDE Plasma y otro son las bibliotecas que se usan para desarroyar el gestor de ventanas o las aplicaciones de escritorio KDE/QT GNOME/GTk+. En realidad las aplis de escritorio corren en cualquier escritorio y con cualquier gestor de ventanas.

    Comentario por kiño — 2 diciembre 2011 @ 19:18 | Responder

    • El XP a mí me gusta, es un sistema bastante ligero, aunque intrínsecamente inseguro como todo Windows. Eso sí, lo primero que hago con un XP es ponerle el escritorio clásico. Soy un cavernícola!

      El W7 lo probé un poco porque era el que me traía el pequeñajo preinstalado. Días después acabé aburrido de él, me agobiaba, y además me consumía demasiados recursos. En ese ya me he quedado con la LTS, te hago caso. Tener una distribución Ubuntu optimizada para Netbook es una gozada, exprime al máximo el Atom.

      Linux: ciertamente es lamentable que cambien las rutas, de una distro a otra y entre distro consecutivas. Al final, no sabes si ir al etc, al usr… Pena, porque en principio la idea era buena, cada cosa en su carpeta.

      Unity: efectivamente, Unity tiene sentido en un smartphone. Es más, con todo lo que la odio, pero en una pantalla de 7″ o menos me parece todo un acierto. Ahora, en la de 10″ del pequeñajo, ya prefiero tener mi barra (que además se oculta automáticamente, no come espacio) con las cosas que tengo abiertas, información…

      Gnome 3: Es realmente bonito. Y ya me estaba acostumbrando a mandar el ratón a la esquina para sacar el menú. Está muy bien hecho pero es muy muy poco configurable. Había cosas, applets, que siempre estaba echando en falta.

      KDEvsGnome: El KDE4 es bastante pesado de recursos, pero si le quitas el 3D no pierde nada de funcionalidad y funciona bastante mejor. Gnome2 era estupendo, y si hubieran asegurado una línea de desarrollo probablemente nunca hubiera cambiado. Pero no quería quedarme en un escritorio que había entrado en vía muerta. Y Gnome3 es mucho más pesado que el 2, no sé si al nivel de KDE4.

      No tenía ni idea de Mate, voy a echar un ojo.

      Comentario por Mendigo — 2 diciembre 2011 @ 22:07 | Responder

  5. Me sorprendió lo que dices al principio de que empezaste con guadalinex y de ahí a ubuntu, porque seguí exactamente la misma secuencia. Empecé con gualinex 4, de la que tengo un grato recuerdo y de la que aprendí muchísimo en su foro. Luego pasé a ubuntu y estuve un tiempo usándola.

    Y bueno, el mundo del software libre afortunadamente no se acaba en unity-gnome3 y kde4. También en esto me sucedió algo muy parecido a ti, solo que yo meto en el grupo de los abandonables a kde en todas sus versiones y a gnome en todas sus versiones. Es también por una cuestión técnica. Me cansé de escritorios cada vez más sobrecargados, que cada vez necesitan más recursos y que cada vez se parecen más a… ¿Hasta donde piensan llegar? me pregunto. Porque con 1 GB de ram, lo cual no es poco, empiezan a renquear algunos sistemas con estos escritorios.

    El caso es que una vez en debian y con la sana costumbre de “constriur” el sistema desde cero, comencé a buscar alternativas y acabé instalanlo y probando concienzudamente unos cuantos entornos y administradores de ventanas. Aquí dejo un enlace a una galería fotográfica para quien quiera hechar un vistazo. Hay 9 en total de cuantos probé y ya digo, ninguno kde ni gnome. http://www.zimagez.com/galerie/Mis-escritorios-28316-0.php
    El vencedor fue IceWM. Pequenísimo, transparente, robusto. Un jodido diamante. Al principio de instalarlo tiene uno las sensación de haber regresado a windows98, pero tras 4 arreglos y descubrir su potencial acabó por prevalecer.

    Esto que te ha sucedido con ubuntu, que en realidad es cosa del escritorio, le está pasando a mucha gente según puede leerse en las páginas de informática. Mucho descontento que busca como hacer para regresar al clasico gnome2, al clásico kde3.5 o en su defecto a xfce4.

    En fin, que somos afortunados los usuarios de software libre porque tenemos alternativas viables a cascoporro.

    Comentario por manolox — 2 diciembre 2011 @ 23:27 | Responder

    • Bueno, a mí me gusta más el Crystal. Qué tetas más bonitas. Pero…escritorio? Dónde hay ahí un escritorio? Te lo digo en serio, yo tengo a ese par de tetas de fondo de pantalla y no me concentro. En serio, es que me cuesta desviar los ojos para leer los datos. Se me desvía la mirada a cada paso.

      Bueno, venga, a lo que vamos. ¿Cómo puede haber tanta diferencia entre estos, el IceWM o el Crystal y el LXDE (Lubuntu), que también se suponía que era un escritorio ligero? ¿Qué procesos son los que ahorran para que consuma sólo 90MB de RAM? Por cierto, también estaba pensando probar Xubuntu (mucho más ligera que Lubuntu, eso ya lo había leído). ¿Qué es lo que me perdería?

      Además, en cuanto abra un navegador o el LibreOffice, se me va a disparar de nuevo la RAM y el procesador, así que…

      Lo que sí es cierto es esa tendencia a la barroquización de los escritorios. Que tampoco le añaden funcionalidad ninguna. Yo no encuentro más rápido un archivo o ejecuto una tarea en W95 que en W7, en el Ubuntu 5.10 que creo que es con el que empecé al Ubuntu 11.10 con Unity o Gnome3. Más bien al contrario. Antes tenía controlado dónde estaba cada cosa y que ventanas tenía abiertas, mientras que en estos últimos…

      Por cierto, casi mejor ni te digo la RAM que estoy usando en este momento, para escribirte esto, porque me da hasta vergüenza.

      Comentario por Mendigo — 3 diciembre 2011 @ 2:35 | Responder

      • Te cuento un poco la película. Quede claro en primer lugar que sé algo del tema por hacer uso de todo esto, pero no soy técnico de nada y tal vez diga alguna burrada.

        Primero que hay que diferenciar entre “entorno de escritorio” (o desktop) y administrador de ventanas. Ya lo apunta kiño en el comentario 4.

        Un entorno de escritorio sería el conjunto de programas completo en el que hay un sistema de “X” para arrancar el servidor gráfico, un administrador de ventanas (metacity en el caso de gnome o kwin en kde), y unas aplicaciones para configurar partes esenciales del mismo “desktop”, (por ejemplo en gnome el network-manager para la red, el monitor de actualizaciones, el instalador synaptic, etc). También en un entorno de escritorio hay la aplicación que maneja lo que conocemos como el escritorio, que es la carpeta especial llamada escritorio que se muestra en pantalla y permite entre otras cosas disponer un fondo de pantalla y mostrar iconitos. En gnome esta función es una carácteristica implementada por el administrador de archivos “nautilus”. También un entorno de escritorio tiene un menú, una barra de tareas, un configurador de nosequé y otro de nosecuantos…Un entorno de escritorio tiene todo.

        Administrador de ventanas es nada más el programa que administra las ventanas. El que las dibuja, redimensiona, mueve y lo que sean que hagamos con ellas.
        Con un administrador de ventanas tal cual no puedes hacer mucho y sucede que algunos proveen otras funcionalidades para que en definitiva podamos disponer un sistema usable. Serían por decirlo de algún modo un pseudo-escritorio. Por ejemplo openbox tiene un pequeño programa para configuración del mismo y ofrece un menú básico más un gestor de arranque llamado openbox-session. Pero no tiene barra de tareas y tampoco forma nativa de gestionar el fondo de pantalla o iconos del escritorio. Tampoco tiene para gestionar la red inalámbrica, las carpetas compartidas, el proxy, las actualizaciones, etc.
        Otro ejemplo de pseudo-escritorio sería icewm, que tiene un gestor del fondo de pantalla (icewmbg) un menu, una barra de tareas, gestión de atajos y “dos” gestores de arranque llamados “icewm” e “icewm-session”. Punto. No tiene más.
        Estos administradores de ventanas no tienen cosas propias de los entornos de escritorio y si las quieres tendrás que buscarlas en terceros programas. Según los casos se necesitaría un programa para implementar atajos de teclado, otro para tener una bandeja de sistema, otro para poner tener fondo de pantalla e iconos lanzadores, otro para configurar la red, otro para cambiar los temas de colores-fuentes-iconos, otro para el salvapantallas….y todo lo que necesites. Y un administrador de ventanas (sea o no pseudo-escritorio) TAMPOCO tiene entre sus aplicaciones cosas tan esenciales como un editor de texto (gedit en gnome p.e.), o un administardor de archivos (p.e nautilus en gnome o dolphin en KDE), o un compresor de archivos (file-roller en gnome p.e)…. Y estos programas tan “imprescindibles” deberás instalarlos o buscarlos por separado ya que no son parte del adm. de ventanas.

        Por resumirlo con una clasificación:
        Escritorios completos serían: Gnome, KDE, TDE, LXDE, XFCE4, Rox-Desktop, E16 (enligthtenment), E17 (enligthtenment), Windowmaker, Afterstep, etc.
        Administradores de ventanas tirando a pseudo-escritorio serían: Openbox, IceWM, Fvwm, Fvwm-crystal, Fluxbox, Blacbox, Firebox, etc.
        Administradores de ventanas “puros”: Metacity (el de ahora de Gnome), Kwin, Sawfish (el de antes de Gnome), Pekwm, JWM, Ratpoison, Oroborus, Plasma (el nuevo de KDE)….de estos hay decenas de ellos.

        Esta ladrillo viene a cuento para responder a cómo es que al arrancar el sistema este consuma nada más 90 mb (que dices tú supongo viendo alguna de las fotos que puse antes). En relidad mi sistema al arrancar está usando 45/48mb, lo que pasa es que en esas imagenes no han sido tomadas nada más iniciar y ya hay otros programas corriendo o fueron usados.
        Simplemente porque al no tener un entorno de escritorio completo NO estás haciendo funcionar cosas que no necesitas ni sabes para que sirven, y por lo tanto es más que probable sea innecesarias. Esto por supuesto según necesidades y gustos. Lo digo desde mi espartano punto de vista informáticamente hablando.

        Pero luego hay otro aspecto no menos determinante sobre el consumo de recursos (del cual ya apuntaba algo también kiño en comentario 4) que se deriva de con qué librerías funcionan los programas.
        Si usas un programa de gnome y por tanto sus bibliotecas, y usas además algún programa de KDE, (y por tanto sus bibliotecas), y usas un programa auxiliar de lo que sea que requieres las “bibliotecas tal” y otro que requiere las “bibliotecas pascual”…estás cargando al sistema un montón de bibliotecas diferentes para usar 4 programas.
        Si por el contrario usas programas que hagan esas mismas funciones pero todos ellos basen su funcionamiento en una única biblioteca, pues ya habrás ahorrado un montón de memoria.
        Ejemplo anti-práctico 1: editas un texto con kate (bibliotecas kde), navegas por internet con arora (bibliotecas qt), escuchas música con exaile (bibliotecas mono) y ves tu carpetas con thunar (bibliotecas gtk). Para hacer 4 cosas usas 4 bibliotecas diferentes y todas ellas reclaman su memorita.
        Ejemplo práctico 2: editas texto con leafpad, navegas por internet con midori, escuchas música con quodlibet y ves las carpetas con nautilus. Todos los programas con las mismas bibliotecas (gtk en este caso). Ahí hay un ahorro considerable que se consigue no más eligiendo los programas adecuados.
        * Aclarar sobre este punto que las distribuciones suelen tener en cuenta este aspecto y proveen conjuntos de programas que que usan las mismas bibliotecas. Suelen….

        Luego está el detalle que apuntas sobre lo que consumen determinados programas. Openoffice y firefox tragan como demonios. Da igual donde los uses, da igual en que entorno o administrador de ventanas. Tragan como demonios y van a seguir haciéndolo. Lo único que puede hacerse es buscar otros que vayan mejor y no siempre existe esta posblimida.

        * La de las tetas es Keeley Hazell. ummm-presionante ¿verdad?

        Comentario por manolox — 3 diciembre 2011 @ 16:52 | Responder

        • Estupenda lección, compañero.

          Ya he visto que todos los pantallazos están tomados con los mismos programas abiertos, para poder comparar medidas. Más o menos creo que entiendo las diferencias, alguna vez Kiño ha procurado explicármelas pero a los dos días vuelvo a olvidarme.

          Oye, una cosa, y qué me dices de instalar XFCE? Lo pones como uno de los entornos de escritorio completos, sin embargo consume poquísimos recursos. ¿Qué navegador y suite ofimática usan sus librerías? Me ha gustado mucho la idea de no mezclar distintas librerías, muy interesante.

          Buen gusto con la nena. Una verdadera preciosidad.

          Gracias, de nuevo, por la lección. Tomo nota, profe.

          Comentario por Mendigo — 3 diciembre 2011 @ 19:40 | Responder

          • Pues xfce4 es (según lo veo yo) la alternativa natural para quienes están descontentos con el nuevo “look” de Gnome y no acaba de gustarles KDE.
            El funcionamiento básico es muy parecido al antigüo gnome y tiene también un gestor central para configurar las tareas más comunes. Es muy completo y escalable*.
            Todo está basado en las bibliotecas GTK. Los temas que hayas estado usando en gnome (/home/usuario/.themes) te siguen valiendo para xfce4. El navegador y suite ofimática pues los que sean de tu preferencia encajarían a la perfección (firefox y libreoffice p.e.). El admin de ventanas es uno propio que se llama “xfwm” que junto a thunar (el admin de archivos) gestionan el escritorio. Luego también tiene un montón de cachivaches: que si administrador de volúmenes, scaneres, pijaditas de relojes, plugins, batería, “tomanotas”, pantallazos….muchas cosas. Y todo bastante configurable.
            Se puede decir, aunque no sea cierto, que es un gnome ligerito. Y además está lo bastante extendido su uso como para que no tengas problemas para encontrar soluciones o trucos o lo que sea que necesites.

            * Lo de escalable es que al igual que puedes tener un “pequeño gnome” o un “gran gnome” con todo completo (instalando gnome-core o gnome-desktop respectivamente) pues en XFCE puedes instalarte todo el entorno instalando “xfce4” o solo lo esencial para rular (xfce4-session xfce4-settings xfce4-utils xfce4-mixer xfce4-panel xfdesktop4 xfwm4) y luego completas con tus programas favoritos. Pero este segundo caso sería solo recomendable para maniátic@s o para quien tiene una necesidad imperiosa de que su sistema sea ligero (por ordenado viejo mismamente).

            Como curiosidad de digo que ese enlace que puse antes con fotos es parte de una aplicación de xfce4 (xfce4-screenshooter), que es para hacer capturas y permite guardarlas en el ordenador o subirlas a internet vía ZimageZ.

            # kiño
            Mira que la diferencia entre admin de ventanas y entorno escritorio parace obvia, pero ya te digo que hasta no hace mucho no lo tenía nada claro. Hay muchísimas páginas que fomentan con confusión con artículos tipo “10 escritorios diferentes para linux” y ahí mezclan de todo.
            Y ahora que lo dices; la LTS de ubuntu es la solución para los que no les gusta el nuevo gnome. Pueden tirar sin sobresaltos hasta 2013 creo.

            Comentario por manolox — 4 diciembre 2011 @ 16:45 | Responder

        • Muy bien manolox ahí te lo has currado, a mi me entro la vagancia contaba con que al lanzarle el hueso al mendi ya se lo currase él.

          Yo por ahora sigo con las LTS para ahorrarme estos sustos de Unity con el cual estoy muy en desacuerdo. Los usuarios de PC son un poco más listos que los de los smartphone y Unity mata demasiado.

          En mi sistema KDE nunca ha sido lo bastante fluido, mi maquina un XP 2600+ con 1GB y Nvidia 7600gs va pelada para el extra que supone Kde aún sin efectos 3D. Odio esperar por los PC.

          Los escritorios ligeros son mi asignatura pendiente.

          Comentario por kiño — 3 diciembre 2011 @ 20:46 | Responder

  6. No te hacía falta reinstalar nada. El escritorio KDE es, por así decirlo, un kit de programas que podrías haber instalado directamente.

    La gente de GNOME siempre ha tenido como referencia a MAC, en especial su sencillez y usabilidad. Hubo una época en la que los desklets se pusieron muy de moda, por no decir el cairo-dock. Se le recriminaba a KDE ser una copia de Windows. Gnome Shell o Unity no me parecen Mac; se parecen más al sistema de los netbooks o teléfonos móviles. De echo, una de las actividades de KDE es Nebook, bastante parecido a Unity pero muchísimo más chulo. De todos modos sí se puede usar el Gnome clásico en Ubuntu, Unity (llamado Escritorio Ubuntu) viene a ser un fork del nuevo Gnome Shell. Osea, una manera de librarse de la dependencia de Gnome, que determina, entre otras cosas, el gestor de ventanas a emplear.

    Y sí, el último Windows que tuve instalado fue un 98. Desde entonces he pasado por mogollón de distros y casi siempre he usado KDE, excepto cuando salio KDE4 (que estaba muy verde) y ahora, que por alguna extraña razón le he cogido el gustillo a Unity.

    Comentario por HugoMM — 3 diciembre 2011 @ 4:50 | Responder

    • Sí, de hecho este último mes me instalé los paquetes de KDE4 sobre Ubuntu. Se escoge desde el arranque y listo. Estaba probando cosas porque quería hacer limpieza general en el HD y quería ver con qué sistema quedarme, así que corrí varias cosas.

      Lo de usar Gnome clásico en Ubuntu, creo que te refieres a un paquete que instalas que simula un Gnome2 (también otro fork). Ese no lo probé, pero la gente decía que le seguían faltando funcionalidades.

      En cualquier caso, yo creo que lo importante, como decía ManoloX, es la variedad. Tienes la libertad de elegir, y no sólo entre dos, sino entre un buen manojo de gestores de escritorio.

      Comentario por Mendigo — 3 diciembre 2011 @ 9:30 | Responder

  7. Yo siempre fui más de KDE que de Gnome. Cada vez que probaba éste, volvía a KDE. Para mí Gnome más que sencillo era simple. Demasiado simple, y algo feucho. Por supuesto toqueteaba tanto la apariencia que ni se sabía lo que tenía. Es lo que tiene fozar a mansalva, cosa que Linux te permite hasta cascar el sistema (como también hice en más de una ocasión).

    Usé Red Hat, Mandrake(iva), y me encontré especialmente contento son la SuSE. Pero siempre con KDE. Y realmente tenía que arrancar en ocasiones muy contadas en Windows.

    Lo peor es el tema de los controladores. Es lo que acabó con mi paciencia. No es culpa de la comunidad de desarrollo en absoluto, pero está ahí.

    Pero qué gracia con el título de la entrada, para al final acabar únicamente cambiando de gestor de escritorio😛

    Comentario por wenmusic — 5 diciembre 2011 @ 14:40 | Responder

    • Sí, ya sabes que me gusta provocar. A ver si así a la gente le picaba la curiosidad y entraba.

      Pero no, Wen, a mí no me hables de KDE. ¡Te estaba esperando! Que yo sepa, de aquí eres el único que tiene un iMac. Y yo me he cagado en Apple, en el capullo de Jobs y en todos sus productos. Y tú algo has debido ver de bueno en ello, cuando te lo has comprado, así que…te toca el papel de abogado de la manzanita. Es que si no, vaya coñazo de tema, si nadie me lleva la contraria, y sólo el par de piraos estos se ponen a enumerar los cien mil gestores de escritorio que hay en Linux.
      😄

      Venga, venga, echemos la carne en el asador…
      😉

      Comentario por Mendigo — 5 diciembre 2011 @ 21:31 | Responder

      • Buf! Es que las discusiones tipo friki me aburren tanto…

        A ver, sobre Jobs, si bien estoy de acuerdo con que es ridículo el trato de mesías y la cobertura exagerada que se dio a su muerte, no comparto tu visión de cretino pringao. Ojalá mis jefes tuvieran tan claro como él lo que querían (quitando la fama de mezquino que tenía Jobs claro). Para mí es alguien que pudo superar sus limitaciones técnicas, y no solo lo demostró en Apple, sino en Pixar. Quizá no supiera modelar en 3D, pero apostó por ello cuando ni a George Lucas le pareció productivo y se lo vendió. Y lo que es Pixar a día de hoy…

        ¿Abogado de Apple yo? Claro que no. Puedo decir por qué uso un mac, o por qué me gustan ciertos programas o el sistema de la marca. Pero las discusiones frikis me aburren.

        El Mac lo compré tras muchos años en Windows, hastiado, y tras probar varios sabores de Linux, con algunos muy contento, pero siempre con problemas de hardware o de falta de programas o de variedad de éstos. Ya comenté que no es culpa de la comunidad, pero es así y eso también me cansó un poco.

        Entonces decidí probar el Mac. Sí, es más caro, aunque más barato que lo que comentas, pues el iMac es más barato y más potente que los portátiles (que me parecen especialmente fuera de precio). Además, el concepto del iMac es algo que no había ni parecido en la competencia. Un ordenador que ocupa lo que una pantalla, sin torre. Y me apetecía probar el sistema operativo, un UNIX pero con una interfaz para mi forma de ver muy pensada, todo lo contrario que en Windows, donde parece que tiraran a los dados donde va cada opción, o como la ordenan.

        Cuando yo compré el Mac, venía con el Tiger (OS X 10.4). Un sistema fantástico, ligero, fiable, y mucho más avanzado que el longevo XP, que en mi opinión se ha convertido en bueno gracias a Vista. Tiger tenía ya un buscador instantáneo, con el contenido indexado, que te encuentra según escribes; algo que ahora tiene Windows pero que no funciona tan fino. Gestionar una red en OS X es de risa, y ya no digamos instalar un programa, simplemente arrastrando la aplicación a la carpeta Aplicaciones (si bien realmente la puedes tener en cualquier sitio). La gestión nativa de PDFs es espectacular (pudiendo combinarlos, o guardar cualquier cosa como PDF en dos clics). La representación de tipografías es otro mundo. Y un sinfín de pequeñas cosas que me sorprendieron y me agradaron mucho. No solo era bonito, sino que funcionaba bien.

        Además, sinceramente, trabajo todo el día peleándome con los PCs con Windows, en casa quiero algo diferente y no romperme tanto la cabeza, que eso ya lo hago en el trabajo.

        Otra razón es la grabación musical. Ahí no hay color. Con un equipo que no sea puntero, puedes grabar multipista con efectos a tiempo real que el cabrón no tiene latencia. En PC sueles necesitar más potencia de hardware y si no hilas fino la configuración o no tienes buenos controladores puedes tener que sufrir con las latencias. Aquí enchufas teclado o micro, o guitarra, grabas editas y tira millas. Funciona.

        Yo no lo cogí por tener distinción, para nada. Quizá a día de hoy mucha gente se compre esa marca para fardar, pero no es mi caso. Cuando yo compré el iMac, no había salido el iPhone, y no había toda esta fiebre que hay ahora. De hecho, aún dependías de foros (algunos con muy buenos profesionales que te ayudaban) y páginas serias. Ahora la mayoría de webs maqueras se han vuelto gilipollas, y casi todo son rumores y paridas, y guerras con comentarios de fandroids; con contadas excepciones, que las hay.

        Yo no elijo algo para fardar, pero tampoco evito elegirlo porque otros farden con ello. Lo que hagan los demás me la pela. Tras probar el Mac quedé contento y sentía que era el sistema en el que me sentía más cómodo, con diferencia.

        Yo no me siento encerrado por la filosofía de la empresa. Es cierto que no puedo cambiar cada pieza del equipo (realmente sí, pero como es complicado y no tengo ganas de fozar…), pero simplemente el equipo dura con dignidad lo que tiene que durar (envejecen bien, con salud) y no lo ando ampliando más allá de la memoria (muy fácil).

        ¿El software? Pues instalo lo que quiero de donde quiero. No hay limitación. Hay la Mac App Store, pero si quieres la usas y si no no. También cabe señalar que si bien el hardware es más caro, el sistema suele ser muy barato (los dos últimos, 30€). Además de venir normalmente el equipo más cargadito de programas para empezar.

        Es cierto que a Apple le gusta que todo dependa de ellos. Controlar al máximo todo lo que rodea a sus equipos para evitar problemas. Eso quita “libertad”, pero gana en robustez por muy túzaro que sea el que está delante del equipo.

        Además, yo tengo bastante software libre igualmente. Y he hecho muchas donaciones a programas que me son útiles y de los que valoro su trabajo, como programador que soy. Por ello tampoco que duele pagar en la App Store o donde sea por un programa económico que me es útil y que sé que ha dado mucho trabajo (en especial si son pequeños desarrolladores).

        En definitiva, no me considero alguien que “tiene poco aprecio a su dinero y tiene que distinguirse por lo que tiene” ni un “incauto”. Para mí, programas como GarageBand, que te venden por cuatro perras valen mucho mucho más. Y el hardware en sí sé que vale menos, si bien imagino que ellos gastan en desarrollo, diseño, etc. Siendo consciente del sobreprecio con respecto a la competencia, me gustan las ventajas que para mí tiene tanto el sistema como la calidad del hardware en sí. Y no me considero un estúpido por ello, como no considero estúpidos a los que eligen otras opciones. Me molesta, sinceramente, ser insultado como un memo que no sabe lo que compra o que compra una marca para fardar, pero tampoco mucho, pues no me siento identificado, simplemente metido en un saco al que no pertenezco. Quizá por mi forma de ver la vida encajara más en el software libre, quizá sea parezca contradicción, pero no sería la única que tengo😉

        También tengo claro que cuando Apple me toque los huevos, no volveré a Windows, sino a Linux. Y no acabo de entender la gente que odia Vista y le encanta 7. Vista se comió toda la transición, el cambio de tripas con el hardware y los controladores sin estar totalmente preparados. 7 cogió los equipos y controladores más actualizados, y se pulieron los errores como es lógico. Pero ambos están igual de desordenados, y son igual de molestos (aunque tanto en Vista como 7 lo suyo es desactivar el control de cuentas de usuario, lo primero que hago). Aero lo desactivo también, es muy molesto, demasiados brillos y transparencias. Quita quita…

        A mí la interfaz actual de Ubuntu sí me gusta ¿por qué será?😛

        ¿Te vale así?

        Comentario por wenmusic — 6 diciembre 2011 @ 12:06 | Responder

        • Mucho mejor, dónde va a parar! Con tus comentarios así la entrada está mucho más equilibrada.

          A ver, esta entrada era un poco para amenizar, para comentar un cambio del que estoy muy contento, y de paso para crear un poco de polémica. Pero no es ninguna frikada. Apple es la segunda compañía del mundo por capitalización después de la petrolera Exxon, después de adelantar hace más de un año a Microsoft. El área de negocio de los Sistemas Operativos es una pieza clave en la economía mundial, tanto como lo puede ser el petróleo. Puede que yo lo haya tratado de forma muy chorra, por mi falta de conocimientos, pero el tema es muy muy importante.

          Y ahora, vamos a despellejarnos, que es lo que mola. Yo no te he metido, ni mucho menos, en la categoría de “incauto”. Más que nada porque sabes muchísimo más que yo de ordenadores. Sí que te incluyo, sin embargo, en la de personas “con poco aprecio por su dinero”. Vamos allá:
          Decía que un iMac son 1600€. Hablaba de memoria, pero no iba muy descaminado. Son 1650€ el de pantalla de 27″ que es la opción más lógica de quien se compra un iMac para trabajar (especialmente en diseño gráfico). Pero vamos, cojamos la versión más “económica” del iMac, por el módico precio de 1150€. ¿Qué te llevas por esa suma? Básicamente, un teclado y ratón inalámbricos, una webcam, un (muy buen) monitor de 21,5″, y un cerebro de i5 a 2,5GHz, 4GB de RAM a 1333MHz, un HD de medio Tera y una gráfica Radeon HD 6750M de medio Giga. Aps, y un sistema operativo Unix con algunos programas incluidos.

          ¿Estamos de acuerdo?

          Bien, ahora voy a calcular cuánto costaría montarse un pedazo pepino con componentes un paso mejores a los que lleva un iMac.

          Teclado y ratón inalámbricos: 22€
          Webcam HD: 31€
          Monitor 21,5″ con panel IPS: 178€
          Torre: 25€
          Procesador i5 a 3,1GHz: 170€
          Gráfica HD 6750 de un Giga: 90€
          Placa base ASRock P67 Extreme4 B3: 138€
          4GB de RAM a 1600MHz: 19€
          Fuente alimentación 500W con PFC Activo: 34€
          Disco Duro 0,5TB: 85€ (a precio anormal, normalmente serían 30 y pocos)

          Más 7€ de gastos de envío tienes todo por…espera que saco la calculata…tienes un pepinazo, con mejores componentes que un iMac, por 799€. Una diferencia de 350€ inexplicable por la calidad de los componentes, porque he cogido de lo mejorcito (especialmente en la placa base, no negarás que he cogido una pata negra). Esto es, pagas un 43,7% más por un ordenador que tiene peores especificaciones.

          Hombre, a esto le llamo yo tener poco aprecio por tu dinero. Como margen de beneficio me parece brutal, y eso explica el éxito de Apple: es capaz de colocar su producto con un sobreprecio que va directamente a su cuenta de resultados. De hecho, en vez de deuda, tiene una burrada de caja que no sabe ni en qué gastar o invertir, producto de la generosidad de sus clientes.

          Y ahora, le puedes montar el o los sistemas operativos que tú quieras. Puedes pagar esos 30€ que te cuesta el Lion y ponérselo al pepino que te propongo, o puedes ahorrártelos y poner otro sistema Unix como el nuevo Ubuntu con Gnome3 (que, al final, viene a ser lo mismo que el Lion). ¿La ventaja? Que con la familia Debian tienes una burrada de programas en los repositorios, por los que no tienes que pagar ni un duro, mientras que en el OSX Lion te viene con un paquete básico de programas y, todo lo que quieras a mayores, hay que pasar por caja.

          En cuanto al tema de los controladores…todo se basa en elegir componentes que sepas que estén bien soportados en Linux. La cuestión es que, si mañana me peta mi gráfica, puedo elegir entre cientos que no me darían ningún problema. En cambio tú tendrías que pasar por caja en Apple. Evidentemente no tendrás problema con los drivers…porque viene con unos componentes fijos y no le puedes cambiar nada ¿Quién se atreve a abrir la tapa de un iMac y ponerse a cambiarle cosas?

          Creo que he razonado suficientemente bien mi acusación: Apple vende con un generoso sobrecoste (50%) sobre un producto equivalente (no, equivalente, no, superior en todos y cada uno de los componentes).

          De todas formas, considero que gastarse 800€ en un ordenador es absurdo para el 99% de los usuarios, que no van a notar ninguna diferencia con un ordenador de la mitad de precio. No, el ser humano no es capaz de percibir los milisegundos de menos que tarda en abrir una aplicación. De hecho, sólo se me ocurren dos tipos de usuarios que necesiten toda esa potencia de cálculo: o un entorno de producción con programas de modelización muy pesados…o un jugón profesional que quiera tener el máximo de FPS. Y un jugón jamás se compraría un Apple, ya no por el tema de la compatibilidad de los juegos, sino porque los paneles IPS que montan los Apple son buenos para fotografía, pero tienen una respuesta muy lenta. Mucho mejor un TN de 2ms.

          Al fin y al cabo, con lo que te ha costado un iMac, tendrás que mantenerlo durante muchos años. y posiblemente, cuando el año que viene me monte un ordenata (200 euretes sin contar monitor, caja o lectores, que los reaprovecho) sea más potente que un iMac que de hace 4 años. Y dentro de 4 años me compraré otro, cuando el iMac esté totalmente desfasado… Durante 4 años el iMac ha sido superior…sí, pero tan superior que no hay diferencia para el usuario medio.

          En resumen, es tan ridículo como comprarse un Ferrari para, total, acabar yendo a 132km/h por autopista o metido en un atasco igual que el resto de los coches.

          Tu turno de réplica.😉

          Comentario por Mendigo — 6 diciembre 2011 @ 17:55 | Responder

          • Pues mira, sin mencionar un solo giga hercio, y sin ser necesario ser un experto en nada, creo que el párrafo de las latencias que mencionaba podría responder a este comentario que pones. A lo que me refiero es a que veo pcs más potentes que mi mac, dando un peor rendimiento en tareas como esa. Imagino que por mejor optimización del software, o porque aunque las piezas de PC aunque sean compatibles, no siempre las que uno elige son las que mejor se llevan. Por eso no digo que un Mac sea más potente, pero sí más eficaz para tareas como la edición musical o de imagen (aunque esto, claro está, depende del software, para mí lo principal por encima del hardware).

            La pantalla de 27 es enorme, mi caso no es profesional, y la de 21 me llega y me sobra. Ese es un detalle que no me gusta de como Apple distribuye sus opciones, no puedes tener el hardware más asequible (más que suficiente) con la pantalla grande.

            Por otra parte, en absoluto estoy obligado a pasar por caja con el software; de hecho y como ya comenté, uso muchos programas de software que además de libres son gratuitos, y tengo libre elección de usar esos u otros. Apple no me obliga a comprar sus programas, faltaría más. A veces queréis insistir en eso, pero es que no es cierto.

            Y ¿por qué Ubuntu con Gnome3 “viene a ser lo mismo que Lion”? Ser similares estéticamente o en algunas funciones no quiere decir que sean lo mismo.

            Por otra parte, no instalaría un OS X en un PC. Sé que se puede, pero hay que ser cuidadoso. Y sinceramente, si quisiera romperme la cabeza con la compatibilidad de hardware y software, usaría Linux y no rompería ninguna licencia.

            Te centras en potencia bruta, que como bien señalas a la mayoría no le hace falta. Yo no elegí mi ordenador por su potencia (la cual tiene, me basta y es suficiente por tiempo) sino por su Sistema Operativo, integración, silencio, bajo consumo, diseño (no solo me refiero a la estética, sino a lo poco que ocupa y el poco ruido que emite), calidad de imagen y facilidad de administración y uso. Todo lo contrario a lo que día a día tengo en mi trabajo. No había nada parecido en la competencia, a día de hoy sí que marcas como Sony o alguna otra han hecho algo parecido, pero más caro que un PC normal.

            ¿Que para ti son cosas secundarias que no valen la diferencia? Lo comprendo perfectamente para ti, pero para mí si son cosas a tener en cuenta, y por las que digamos que acepto el sobreprecio. Pero eso no quiere decir que no tenga aprecio a mi dinero, simplemente no siempre compro lo más barato, si me satisface menos.

            El ejemplo del ferrari no es adecuado, porque es muy muy potente y realmente excesivo de precio, para total ir a 130. Para mí sería más como un A3, es la misma mecánica que un Golf y muchos componentes similares, pero mejores acabados y diseño, posiblemente mejor control de calidad, y algún componente tecnológico que el grupo pone antes en los Audi que los VW.

            Comentario por wenmusic — 6 diciembre 2011 @ 19:27 | Responder

            • Wen, Apple saca los componentes de alguna parte. Ignoro cuál puede ser el origen de la baja latencia en el registro de audio, y si un PC con una tarjeta de audio dedicada no lo haría mejor.

              Respecto a lo demás: silencio depende de los disipadores, y es tan sencillo como comprarlos con rodamientos blindados de agujas, es decir, unos disipadores de buena calidad. Eso son pocos euros. Bajo consumo, lo dudo mucho, con un i5 (que consumirá igual que otro i5) y un monitor IPS (que consumirá igual que otro panel IPS). Y también dudo mucho que tengas una fuente de alimentación de mejor rendimiento que la que he puesto. La calidad de imagen, insisto, depende de la gráfica y, sobre todo, del panel. El LG con panel IPS no debería ser peor que tu monitor.

              La facilidad de administración y uso…eso sí que es cosa del SO. Pero claro, como tu sistema operativo sólo puede funcionar sobre un Apple, so pena de que dé problemas… Realmente, prefiero los ocasionales problemas de drivers en Linux, que los seguros si intentas instalar OSX sobre un PC.😉

              Eso sí, admito que tu ejemplo con el A3 es mucho más pertinente que el mío con el Ferrari. Por eso no entiendo a quien compra un A3 pudiendo pillar un León, con el mismo motor y bastidor, por dos kilos menos.

              XDDDDDDDD

              Comentario por Mendigo — 6 diciembre 2011 @ 20:20 | Responder

              • Precisamente Apple sacará los componentes de los mismos fabricantes que los demás (aunque muchas veces pide variaciones o cosas en exclusiva), pero el caso es que el software no siempre está a la altura en el mundo PC (sea el sistema, los drivers o el programa de edición).

                Claro que yo también prefiero lidiar con Linux que con un OS X Hackintosh. Ya lo comenté por eso.

                En fin, ya te digo que todas estas “pijadas” como te parecerán quizá no valgan la diferencia de precio (que existe evidentemente, e inflada) para ti, pero para mi sí merecen la pena. Lo digo en el sentido de que no me veo desperdiciando el dinero, sino valorando cosas quizá menos cruciales, pero que están ahí y que a mí sí me importan.

                Puf, pues yo solo con sentarme dentro del León ya sé por qué no lo quiero. Y no se trata de que sea un mal coche o menos “potente” o con peores características, es que es para mi gusto incómodo, con un interior agobiante y con acabados interiores muy flojos. Como ves, son cuestiones secundarias, realmente cualquier coche siendo estrictos nos valdría para movernos de un sitio a otro, pero no todos nos cogemos el más barato aunque tenga los mismos caballos. Aunque en este caso hablamos de tanto dinero (que no tengo) que tampoco optaría por el A3😉

                Comentario por wenmusic — 6 diciembre 2011 @ 21:01 | Responder

                • Tampoco te quiero yo discutir la compra que has hecho, eh? Primero, porque sabes más que yo lo que te traes entre manos y, por encima de eso, sabes cuáles son tus necesidades y expectativas.

                  Pero insisto, lo que valores en tu ordenador (de hardware) podrías conseguirlo en la industria de componentes. Por ejemplo, si valoras mucho el silencio…te pillas una refrigeración líquida. Es que, con esa diferencia de precio, te sobra dinero para meterle casi cualquier cosa, por burra que sea.

                  En cuanto a lo del coche…no, no llego a comprender, no concibo que alguien escoja coche por el interior, por los acabados. Por mí, le quitaba los paneles de las puertas, el tapizado, los asientos de atrás, el salpicadero…lo dejaba mondo y lirondo (menos peso). A mí, ver la chapa o los cables por ahí, es que me resulta hasta estético, me pone (y más sencillo de arreglar cuando se joda algo). Y si tiene un par de bollos y rascaduras, más me gusta el coche. Para mí un coche es un motor montado sobre un bastidor y cuatro ruedas. Una moto, eso mismo, pero sin diferencial y la mitad de ruedas. ¿Un radiocassette? Eso es un lujo asiático, además de un peso intolerable. Y bastante que conservo el parabrisas.

                  XDDDDDDDDD

                  Comprenderás que con esa forma de pensar, no acabo de conectar con los gustos e inquietudes de la mayoría de los conductores.

                  Mira, un ejemplo del nivel máximo de pijaditas que debería tener un coche: Lotus Super Seven. En mi opinión, le sobraba el tapizado ese. Mejor si se viera la chapa y el cableado.

                  Y mientras la gente babea por un Cayenne, yo me giro cuando veo pasar un viejo Defender todo herrumbroso.

                  Comprenderás que, con estos gustos de neanderthal, piense lo que pienso sobre los productos de Apple. En resumiendo: que son una mariconada.

                  XDDDDDDDD

                  Comentario por Mendigo — 6 diciembre 2011 @ 22:25 | Responder

                  • Sí, claro. No sería buena opción para ti. Nunca te lo recomendaría. Eres muy fozón, y frugal. Creo que con tus gustos automovilísticos queda claro, y conste que no te quito razón. Es coherente con tu forma de ser y ver la vida, y tiene mucha lógica. Yo digamos que no llego a tanto, no soy un tipo de excesos ni mucho menos, me gusta ser comedido y equilibrado en general. Pero tengo mis excepciones (que ya ves, mis “excesos”).

                    ¿Refrigeración líquida para andar cambiando latiguillos como en los coches? Creo que a la larga son algo problemáticas, al menos antes lo eran, no sé ahora.

                    jeje El Lotus mola, es espartano pero tampoco lo regalan, ¿eh? Que nuevo no es… jeje Deben ser muy divertidos de conducir. Suelen tener filosofía de poco peso.

                    Comentario por wenmusic — 7 diciembre 2011 @ 0:31 | Responder

                    • Dejando a parte el tema de los coches.

                      La latencia de en los programas de sonido y vídeo si es una razón para no usar Windows. De hecho las soluciones profesiones no suelen llevar SO de mircosoft.

                      El primer motivo es la utilización de un planificador de procesos no determinitas preparado para una libertad máxima como el de MS que esta deja al desarroyador del software toda la responsabilidad del consumo de recursos. Apple lo soluciono con una ferreo control sobre que hacen y como sus aplicaciones y Linux con su planificador avanzado (necesario porque se diseño para ser superescalable en sistemas de miles de CPUs).

                      La otra es la opción de copia de en escritura que se da cuando un proceso hace un fork y crea un hijo, en los sistemas *nix el hijo hereda las tablas de memoria del padre con el bit sólo lectura activo y cuando necesita modificar una de esas tablas crea un copia para poder escribir en ella. Así en el instante de crear el hijo la cantidad de memoria necesaria es mucho menor. Chrome lo hace muy bien con las pestañas nuevas.

                      Windows para vídeo y sonido se comporta generalmente mal por estos motivos frente a núcleos *nix

                      Hay ahora también una guerra porque Android es más lento en respuesta que IOS con mejor hardware para el de google.
                      http://gallir.wordpress.com/2011/12/07/android-ios-tiempos-de-respuestas-y-por-que-nada-es-gratis-en-sistemas-informaticos/

                      Comentario por kiño — 10 diciembre 2011 @ 11:22

                    • Interesante explicación Kiño, gracias.

                      Comentario por wenmusic — 10 diciembre 2011 @ 18:34

  8. El que quiera puede probarlo sin instalarlo como live CD, creo que no va con la misma solltura que instalado pero para familiarizarse con él vale.

    Comentario por Javi — 5 diciembre 2011 @ 19:29 | Responder

    • Efectivamente, para saber como es puedes correrlo desde el CD (o lapiz USB). Va mucho más lento, pero una vez que apagas el ordenador y sacas el CD, todo vuelve a estar como antes, nada se instala. Sin embargo, yo creo que lo mejor es instalarlo y probarlo unos días (porque los primeros minutos, como todo nuevo sistema operativo, todo te parece extraño, ya que te han cambiado las cosas de sitio).

      Total, si no te gusta, con borrar esa partición, listo.

      Comentario por Mendigo — 5 diciembre 2011 @ 21:27 | Responder

  9. “La gente se sentiría molesta si viera de dónde viene su iPhone”
    Apple anuncia beneficios récord mientras ‘The New York Times’ desvela las insalubres condiciones de sus fábricas chinas

    Comentario por Mendigo — 28 enero 2012 @ 13:19 | Responder

  10. El Blog Salmón – Los escandalosos beneficios de Apple

    Comentario por Mendigo — 29 noviembre 2012 @ 22:32 | Responder

  11. Y sigues con él?, te lo digo porque yo ando a hostias con el puto linux que me instaló NickNeuk… y como ya no le dedico tiempo (ni quiero) a esto de la informática/ofimática, me pone de los nervios cuando las cosas no son “sencillas”…

    Gracias, Muaaaks!!!

    Comentario por Nynaeve — 5 agosto 2016 @ 17:04 | Responder

    • Halaaaaa, dónde te has ido!!! Esta entrada ya está en el subsuelo del blog! JUAS JUAS JUAS JUAS

      A ver, qué distro te instaló tu compañero? Seguro que no es la cosa para tanto, y tú te ahogas en un vaso de agua.😛

      Lo cierto es que abandoné hace tiempo KDE, y llevo años ya con LXDE (Lubuntu) tan contento. Si lo quieres probar, es jodidamente simple, todo en su sitio… como el bendito Gnome2 o el Windows 98. Además, es capaz de correr en máquinas muy antiguas, con más de dos o tres lustros a cuestas. Es muy ligerito.

      Por cierto, si te cabrean los líos mejor no te instales el Windows 8. Del 10 no opino que no lo he probado, pero quien lo ha hecho también echa pestes de él. Pero lo del W8 es ya del género idiota. Los rodeos que hay que dar para algo tan básico como apagar el ordenador…

      Comentario por Mendigo — 5 agosto 2016 @ 22:38 | Responder

      • Venía de tema relacionado en tu último post, y como me tiré dos días para poder ver un vídeo en internet en el Linux, cada vez más cabreada, pues cuando lo he visto, he pinchado en la entrada… por cierto, mi propio dice que eres peor que él, yo a él le llamo doña sábana… pero bueno, nos hemos reído un rato con tu amor por Jobs o como se llame… Steve no sé qué?…

        Me ha dicho que cree que es el KDE ese es el último que me instaló, pero que no lo tiene seguro. Yo tuve que comprarme de urgencia un portátil y me llevé el lenovo que tenían en la exposición en el Alcampo, tooodo lleno de virus y con windows 8… (ahora tampoco lo uso mucho, digo el ordenador)… se tiró un mes empeñado en actualizarse y yo intentando pararlo… fue imposible, así que me instaló el windows10, pero vamos, como uso el navegador, libreoffice y el scrivener, pues tampoco me entero de mucho más… y me muevo entre el Linux y el Windows, en función de cual haya decidido masajearme los ovarios sin amor…

        Pero en cuanto al Lubuntu, en un rato se lo digo a Iñaki, que así se pica y para cuando vuelva de la próxima feria, me lo tiene arreglado cual pimpollo en día de domingo…

        P.D.: Estuve en una feria en la costa de da morte y aunque sé que eres de interior (lo eres, no?… creo recordar un post o una conversación), me estuve acordando mucho de tí…

        Bueno, pues yo también me alegro de leerte… yo he decidido volver a escribir… pero ya he empezado con el pie derecho (o sea mal)…. creí que había perdido mi blog de La Rueda del Tiempo y he reabierto el de wordpress y luego me he dado cuenta de que no… así que toca rectificar… jeeejjjee…

        En fins… que otro besín😉

        Comentario por Nynaeve — 5 agosto 2016 @ 22:57 | Responder

        • En realidad, soy un iconoclasta. Allá donde levantan la estatua a algún Dios, héroe o santo, allá voy yo con el mazo.🙂
          Y la tontería que se ha formado con Steve Jobs ya pasaba de castaño oscuro.

          Oye, doña sábana? Jejejeje. Y eso? No lo pillo! Anda, explícate.😄

          Además, lo de subir un vídeo a internet es cosa de la página donde lo quieras subir y, en todo caso, del navegador. Vamos, que si tienes Firefox, por ejemplo, da igual que estés en Windows o en Linux, se hace igual.

          Lo del Lubuntu… bueno, a mí es el que más me ha gustado, pero eso es muy personal. Tú prueba y el que mejor se adapte a tus gustos. Yo es que soy muy poco de caralladitas modernas efectistas, quiero algo que funcione y no me cambie las cosas de lugar a su antojo. Que no quiera ir de listo, vaya. Sencillo y robusto: tengo unos gustos muy soviéticos.🙂

          ¿De dónde soy yo? Supongo que de donde todos, del coño de mi madre. Realmente, ser, soy madrileño (te acuerdas que te comentaba que me pasaba por Colmenar en bici, camino de la Morcuera o la Canencia?). Pero realmente no me considero de allí, salí lo antes que pude e intento volver lo menos que puedo. Yo soy… de cualquier lugar del mundo con la Naturaleza en más o menos buen estado. En Eslovaquia yo me sentía como en casa, y ya te figuras lo que hablo yo de eslovaco. O paseando por un bosque de encinas en el Languedoc…

          Encantado que te hayas replanteado lo de volver a castigar el teclado. Ahora, comprendo perfectamente los cabreos, saturación y sensación de completa impotencia. Yo también sufro de crisis periódicas donde me dan ganas de pegarle fuego a estos cartones y pasar de todo y todos.

          En fin, supongo que la ilusión es la que nos mantiene con vida…

          Muxus!!!

          Comentario por Mendigo — 6 agosto 2016 @ 8:12 | Responder

          • lo de Doña Sábana, es por la longitud de los textos, la concreción no es vuestro fuerte, o quizá sí, pero muchas concreciones juntas, jaaajjjjaaa…

            Lo de ser o no ser de algún lado, te entiendo, nacida en Palma de Mallorca, criada hasta los 9 en Barcelona por una madre afiliada al PSUC ilegal (al poco de legalizarlo se piró porque se iba muy a la derecha), desde los 9 en Madrid, con mis padres adoptivos, dónde entendí bien el concepto de “ser de izquierdas” o “izquierdoso”, aunque no supiera que lo estaba aprendiendo…

            Vacaciones en Cullera con abuelos franquistas, o en Orihuela, con abuelo republicano y abuela de la UCD…

            Y enamorada de un vasco, VASCO… no nacionalista, si muy independentista…

            Si me preguntas mi mejor lugar, te diría que Sirmione, me enamoré de ese pueblo, aunque supongo que me cansaría el turismo…

            Ahora intentando irme a la Gipuzkoa, Navarra o Lapurdi (me he enamorado de Sara, pero hay muchos franceses, jeejejjee)…

            Pero yo me refería a una defensas tuya sobre la Galicia de interior que me pareció muy interesante, quizá porque yo la que más me he pateado ha sido Pontevedra…

            Por cierto, no entiendo un pijo del gallego de la Costa da Morte y allí enviaba yo a todos los que se quejan de que los catalanes sólo les hablan en catalán…

            Eso sí me lo pasé de cine y descubrí que allí se hace la tortilla de patatas como la hacía mi abuela, casi tan buena como la mía…

            Eaaaa… yo también escribo sábanas cuando me pongo, jaaajjjaaja

            Comentario por Nynaeve — 6 agosto 2016 @ 9:02 | Responder


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: