La mirada del mendigo

6 junio 2015

Apo

Filed under: política,religión — Mendigo @ 13:04

Llevar este espacio me roba bastante tiempo; ahora bien, también me depara la satisfacción de enfrentar mis puntos de vista y aprender cosas nuevas con vuestros comentarios. Y tanto se salen de madre a veces, que en una entrada sobre la renta básica, acaba saliendo un artículo de Abdullah Öcalan sobre feminismo, a propósito de la música con la que escogí ambientar la entrada.

No, si la cuestión es no parar de debatir…

Bueno, pues no voy a dejar pasar la ocasión de hacer un apunte.

Lo primero, el texto propuesto por Arnotegi:
Abdullah Öcalan – Liberar la vida. La Revolución de las mujeres

¿Quién es este tipo? Sin lugar a dudas, el intelectual kurdo más influyente, padre del resurgir del movimiento nacionalista kurdo y soporte ideológico tanto del PKK como del PYD del cual hablábamos el otro día (partidos kurdos en Turquía y Siria, respectivamente). Fue apresado por la CIA de forma absolutamente ilegal y entregado a Turquía quien lo condenó a muerte, luego conmutada por cadena perpetua, aislado en la celda de una prisión en el mar de Mármara (puente entre Europa y Asia, muy apropiado).

Os recomiendo que leáis el artículo; es muy llamativo que un pensador, así como el movimiento político que da lugar, sean declarados “terroristas” por Estados Unidos, la OTAN y la Unión Europea. Mientras tanto, Occidente da apoyo privilegiado al movimiento kurdo conservador que gobierna el kurdistán iraquí después de aniquilar a las fuerzas de izquierda: el KDP.

Los gobiernos occidentales llevan décadas apoyando y financiando el islamismo, mientras promueve el exterminio de los movimientos laicistas y socialistas en la región, desde Argelia a Irán. A veces la mascota se crece y acaba mordiendo la mano que lo alimenta, pero como las víctimas de sus atentados son del pueblo, es tolerable. Lo importante es que no se propague la idea de la igualdad.

Aquí algunos párrafos de este peligroso terrorista, para abrir boca:

Abdullah_Öcalan

La historia de la pérdida de libertad es a la vez la historia de cómo la mujer perdió su posición y desapareció de la historia. Es la historia de cómo el macho dominante, con todos sus dioses y sirvientes, gobernantes y subordinados, su economía, ciencia y arte, consiguió el poder. La caída y la pérdida de la mujer es la caída y la pérdida de toda la sociedad y la resultante sociedad sexista. El hombre machista tiene tanto interés en establecer su dominio social sobre la mujer que convierte cualquier contacto con ella en un espectáculo de dominación.
La magnitud de la esclavitud de la mujer y su ocultación intencionada está por lo tanto íntimamente relacionada con el crecimiento del poder jerárquico y estatista dentro de la sociedad. Cuanto más se acostumbra la mujer a la esclavitud, se establecen jerarquías (de la palabra griega ιεραρχια o hierarkhia, “el gobierno del sumo sacerdote”): más marcado está el camino hacia la esclavización de otras secciones de la sociedad. La esclavización de los hombres viene después de la esclavización de las mujeres. La esclavización de género difiere en algunas cuestiones de la de clase y nación. Su legitimación se obtiene por medio de represión especializada e intensiva, combinada con mentiras que juegan con las emociones. La diferencia biológica de la mujer se utiliza como justificación de su esclavización. Todo el trabajo que realiza se da por supuesto y se denomina ignominiosamente “trabajo de mujeres”. Se considera que su presencia en la esfera pública está prohibida por la religión y es moralmente vergonzosa y progresivamente se le aparta de todas las actividades sociales importantes. Según aumenta el poder dominante de las actividades políticas, sociales y económicas asumidas por los hombres, la debilidad de las mujeres se institucionaliza todavía más. De este modo, la idea del “sexo débil” se extiende como creencia.

De hecho, la sociedad trata a la mujer no solamente como un sexo aparte, sino como una raza, nación o clase aparte; la raza, nación o clase más oprimida. Ninguna raza, nación o clase está sometida a una esclavitud sistemática como la de las amas de casa.

[…]

La cultura relacionada con las mujeres que desarrollaron las religiones monoteístas tuvo como resultado la segunda ruptura sexual importante. […] Tratar a la mujeres como seres inferiores se convirtió ahora en un mandato divino. […]

Durante el periodo del reino hebreo que creció justo antes del final del primer mileno A.C., podemos observar, con David y Salomón, la transición a una cultura generalizada de conversión en ama de casa. La mujer, bajo la doble dominación de la cultura del patriarcado y de la del Estado religioso, no desempeña ningún papel público. La mejor mujer es la que mejor se adapta a su hombre o patriarca. La religión se convierte en una herramienta para calumniar a la mujer. En primer lugar, ella (Eva) es la la primera mujer
pecadora que seduce a Adán y provoca su expulsión del paraíso. […] De hecho, la afirmación sumeria de que la mujer ha sido creada a partir de la costilla del hombre, se incluye en la Biblia. Como se ha señalado anteriormente, es un vuelco completo de la narrativa original: la mujer pasa de ser la creadora a ser la creada. Las mujeres casi no son mencionadas como profetas en las tradiciones religiosas. La sexualidad de la mujer se contempla como la maldad más despreciable y ha sido continuamente vilipendiada y manchada. La mujer que todavía tenía un lugar de honor en las sociedades sumeria y egipcia, se convierte ahora en una figura de deshonra, pecado y seducción. […]

Aunque María también debería haber sido considerada una deidad, se presenta como una mera herramienta del Espíritu Santo. Esto indica que la divinidad se ha convertido exclusivamente en masculina. En los periodos sumerio y egipcio, dioses y diosas eran casi iguales. Incuso durante la época de Babilonia la voz de las diosas-madre se escuchaba todavía con claridad y fuerza. La mujer ya no tenía ningún papel social excepto el ser la mujer de su casa. Su deber principal era cuidar a sus hijos varones los “dioses-hijo” cuyo valor había crecido desde el periodo mitológico. La esfera pública le estaba totalmente vetada.

[…] En esencia, el Islam se basa en la cultura de Abraham; las mujeres tienen el mismo status durante el periodo del profeta Mahoma al que tenían en el periodo de David y
Salomón. En esencia, el harén no es más que un burdel privado para que lo utilice únicamente el individuo privilegiado. La percepción del sexismo del Islam ha producido resultados mucho más negativos que el de la civilización occidental en términos de la profunda esclavización de la mujer y la dominación masculina.

[…] Cada hombre dentro de la familia se considera el propietario de un pequeño reino. […] Quizá sería incluso más preciso denominar a las mujeres: el pueblo colonizado más antiguo que nunca se ha convertido en nación. La familia, en este contexto social, se desarrolló como el pequeño Estado del hombre. […] En primer lugar, la familia se convierte en una célula inicial de la sociedad estatal al dar poder a la familia en la persona del varón. En segundo lugar, el trabajo sin límite y sin sueldo de la mujer queda asegurado. […] Cuando la mujer se casa, de hecho es esclavizada. Es imposible imaginar otra institución que esclavice como lo hace el matrimonio. Las esclavitudes más profundas se establecen por medio de la
institución del matrimonio. Esclavitudes que se han atrincherado dentro de la familia. No es una referencia general sobre compartir la vida o tener relaciones de pareja que puedan tener sentido según la percepción de la libertad y la igualdad. Lo que se discute es el matrimonio clásico y la familia. La propiedad absoluta de la mujer significa su exclusión de todos los escenarios políticos, intelectuales, sociales y económicos; esto no se recupera fácilmente. De este modo, hay una necesidad de volver a analizar la familia y el matrimonio de forma radical y desarrollar orientaciones comunes cuyo objetivo sea la democracia, la libertad y la igualdad de género. […]

La familia no es una institución social que deba ser derrocada, pero sí debe ser transformada. La pretensión de propiedad sobre la mujer y los niños, transmitida desde la jerarquía debe ser abandonada. Las relaciones del capital (en todas sus formas) y del poder no deben tener cabida en la relación de las parejas. La crianza de niños como motivación para mantener la institución debe ser eliminada. La orientación ideal de la asociación hombre-mujer está basada en la filosofía de la libertad, entregada a la sociedad ética y política.

Y algo que enlaza con la chiquilla a la que dispararon en la cabeza:

Sin embargo, la situación actual de las mujeres en la sociedad kurda precisa de un análisis completo.
La situación de las mujeres en todo el mundo es mala, pero la de las mujeres kurdas es una esclavitud terrible y única en muchos aspectos. De hecho, las situaciones de mujeres y niños son espeluznantes. Aunque en Kurdistán la familia se considera sagrada, se la ha aplastado: especialmente como resultado de la falta de libertad, las dificultades económicas, la falta de educación y los problemas de salud. El fenómeno de los llamados asesinatos por honor es la venganza simbólica por lo que ha ocurrido en la sociedad en general. Se está haciendo pagar a la mujer por la desaparición del honor de la sociedad. La pérdida de la masculinidad se paga con las mujeres. Excepto en la cuestión del honor de la mujer, el hombre kurdo que ha perdido la fuerza moral y política, no tiene otra campo para demostrar su poder o falta de poder.

Y sobre el capitalismo:

Una definición realista del capitalismo no debería presentarlo como una constante creada y caracterizada por el pensamiento y la acción unicentral. Proviene, en esencia, de las acciones de grupos de individuos oportunistas que se aprovecharon de las oportunidades y grietas en la sociedad cuando se descubrió el potencial de producto excedente; estas acciones se sistematizaron a la vez que mordisqueaban el excedente social. Estos grupos e individuos nunca representaron más del 1% o el 2% de la sociedad. Su fuerza reside en su oportunismo y en su capacidad para organizarse.

El capitalismo y el Estado-nación representan al macho dominante en una forma más institucionalizada. La sociedad capitalista es la continuación y la culminación de todas las antiguas sociedades explotadoras. Es una guerra continua contra la sociedad y contra la mujer. Para decirlo brevemente, el capitalismo y el Estado-nación son el monopolio del macho tiránico y explotador. […]

Y ya lo dejo, o copio el artículo entero.

Quería subir algunos párrafos, para que quede claro quién es el enemigo de los gobiernos occidentales; el islamismo lejos de ser el enemigo es la bestia útil para mantener a una parte del planeta que ocupa una posición geoestratégica axial, sojuzgada por unas élites depredadoras, maniatada por la superstición, incapaz de emanciparse.

El terrorista no es Qatar, principal financiador de las milicias islamistas en Libia, Siria e Iraq. A Qatar se le reconoce como un estado moderno, un destino turístico lleno de rascacielos, donde se disputan una carrera nocturna de motociclismo o se le concede albergar una Copa del Mundo de Fútbol a pesar de las infames condiciones en las que trabajan los inmigrantes. No, el terrorista para occidente es un fulano que habla de igualdad y laicismo. Ése es el peligro, para las élites de Oriente y Occidente. Qatar, sin embargo, el principal patrocinador del terrorismo internacional wahabita junto con la Arabia de los Saud, ése es un aliado fiel.

Al fin y al cabo, los 200 muertos en Madrid, los puso el pueblo. Las élites no van al trabajo en Cercanías.

Por lo demás, siguiendo con el tema principal. El artículo de Apu me sugiere un montón de comentarios, precisiones y réplicas. Por ejemplo, una breve nota: es remarcable cómo la sociedad patriarcal crea un sistema social que produce un sesgo o diferencia de sexos sobre la que, a continuación justifica su misma existencia. No sé si se aprecia el bucle lógico que se produce.

El razonamiento es algo tal que así: la sociedad, en todos sus órdenes (desde el gobierno, el ejército, la iglesia o la familia), debe estar regida por el sexo masculino, ya que las mujeres son inferiores física, psicológica y moralmente. Y este mismo sistema que bajo este presupuesto se legitima, construye una sociedad a medida para construirlo y verificarlo. Efectivamente, si las niñas son relegadas del estímulo intelectual que proporciona la educación formal, el acceso a la lectura e incluso las relaciones sociales, y son sometidas desde temprana edad a las labores domésticas y, en seguida, a la gestación y crianza, sin tener ocasión de desarrollar sus capacidades físicas, intelectuales, sociales e incluso afectivas, es evidente que el ser sometido a este régimen de reclusión doméstica y segregación social será un individuo tarado; física, psicológica y socialmente disminuido. Y entonces, se verifica de forma repugnante la legitimidad sobre la que basa su autoridad el carcelero.

No yerra el tiro el compañero Öcalan al relacionar la sumisión por el sexo (evito intencionadamente referirme a género) con otros tipos de explotaciones como la esclavitud. Efectivamente, el argumento de los esclavistas es el mismo ¿cómo le vamos a dar la libertad a un individuo que no es capaz de regirse por sí mismo? Y en muchos casos era cierto: el nacido en esclavitud, condenado a vivir en la brutalidad y los tormentos físicos, era deshumanizado hasta crear de él poco más de un animal de trabajo. Reducirlo a la animalidad, privarlo de la humanidad, ése es el objetivo del adiestramiento de un esclavo. Y, por supuesto, lo lograban.

Y el mismo argumento que podría emplear un supremacista blanco con un esclavo negro, es idéntico al del patriarcado respecto a la mujer sometida. ¿Cómo este ser, embrutecido, sólo a medias humano, va a ser igual que yo?

Claro, pero naturalmente surge la pregunta ¿Acaso quién, y para provecho de quién, ha reducido su humanidad a tal estado?

Cuando la civilización ha progresado lo suficiente para darles a los niños las mismas oportunidades, estimulando su cuerpo y mente independientemente de la proporción de melanina de su piel o de lo que tuvieran entre las piernas, esa pretendida inferioridad biológica sobre la que se sustentaba el racismo y el sexismo ha caído a plomo.

(cualquiera de estas fieras se hace los 100m en lo que yo no doy recorrido ni 30 metros, y no corro mal; la primera, la jamaicana Shelly-Ann Fraser-Pryce, está espectacular en esta foto)

+

La introducción del apartado musical, también la va a hacer el mismo Apu:

La práctica cristiana de mujeres vírgenes santas representó de hecho un retiro a la reclusión para encontrar la salvación de los pecados. Por lo menos, esta vida santa enclaustrada ofrecía una liberación del sexismo y la condena. Existen razones materiales y espirituales de peso para escoger la vida en un claustro frente a una vida infernal en el hogar.

¿Se ha vuelto loco el mostachudo? ¿meterse a monja como liberación? Pues sí, este razonamiento ya lo había leído antes, durante los siglos oscuros la única forma que tenía una mujer de escapar a la servidumbre del matrimonio y la maternidad era recluirse en un convento. Era la única alternativa que podía tener una mujer en la Europa de la Edad Media para poder desarrollar una vida intelectual y tener acceso a una cierta instrucción.

El ejemplo más soberbio de potencia intelectual que tuvo que sobreponerse a su condición femenina, a la maldición social de tener un coño entre las piernas en una época de fanatismo y barbarie, fue una monja (no podría haber sido más que una monja, o quizá una noble de muy alto rango, para escapar a la servidumbre): Hildegard von Bingen. Una mujer del renacimiento siglos antes de que alumbrase este movimiento cultural.

Su genio multidisciplinar hizo que tocase casi todos los palos, 300 años antes de Leonardo da Vinci. Teología, literatura, derecho, medicina y, además…la música. Sin embargo, la historia oficial, escrita por hombres, arrumbó a este monstruo intelectual al desván de la historia.

Las mejores mujeres son capaces de escapar de la garra de la dominación masculina y de la sociedad. Las mejores serán capaces de actuar y vivir de acuerdo con su iniciativa independiente. Cuantas más mujeres se empoderen, más recuperarán su personalidad libre y su identidad.

Abdullah Öcalan

7 comentarios »

  1. Ufff

    Molta tela que tallar

    Estoy bastante de acuerdo con el pensamiento del paisano aunque discrepo de su explicación del origen del patriarcado. Su enfoque marxista sobre la génesis de la cuestión en la línea de un paraíso perdido (la sociedad matriarcal traicionada por la casta sacerdotal) es más que cuestionable. La verdad es que la evidencia científica sugiere un origen evolutivo desde nuestros ancestros simios -los chimpancés pueden ser colaborativos pero su sociedad esta fuertemente jerarquizada con un macho alfa en la cúspide- en el que, por decirlo de alguna manera, lo llevábamos ya de fabrica. Al tomar conciencia y convertirnos en monos pensantes adaptamos, simplemente, nuestros “constructos” sociales y culturales a esa realidad “preprogramada”. Después con la revolución neolítica -posible en aquellos lugares con características optimas- nos sedentarizamos y especializamos lo cual supuso un salto evolutivo enorme pero al precio de una mayor estratificación social que acentúo el papel subalterno de la mujer ya existente. Es aquí donde -en esto si coincido con Apo- la aristocracia guerrera y la casta sacerdotal se debieron coscar de lo ventajoso de su posición para monopolizar el control de aquel flujo de riqueza sin precedentes en beneficio propio (existen chamanes y guerreros en las tribus primitivas pero poco ahí que repartir razón por lo cual son más igualitarias). Cierto que ha habido mujeres destacadas en la historia pero las sociedades en que se movían eran fundamentalmente patriarcales y esto solo empezó a cambiar a partir de la Ilustración y los diversos movimientos de emancipación que inspiro.

    Y en esas estamos.

    De todas formas es un error bastante común, baste recordar el estado permanente de guerra de Hobbes para armar su Leviatán como justificación de la monarquía absoluta o el buen salvaje “rousseaniano” para justificar el poder corruptor de la civilización.

    Hecha esta puntualización recojo el guante que nos ha lanzado arnotegui…

    …¿es Abdullah Öcalan una persona decente?

    Desde luego su discurso no parece el propio de un muyahidin fanático ni el de un peligroso supremacista blanco, mas bien sus ideas parecen las de una persona cabal y no las de un fiero terrorista.

    Consideremos que…

    -…su pobre pueblo paria tiene la mala suerte de estar asentado en LA zona geoestratégica por excelencia que si ayer estaba caldeada hoy se encuentra al rojo vivo.

    -…su discurso socializante no debe ser muy popular en Occidente -con el Imperio a la cabeza- más acostumbrado a, en contra de su hipócrita discurso, mantener tiranías corruptas pero favorables a sus intereses.

    A Mossadeq también le hicieron la cama. Se llama “realpolitik”.

    Por todo ello suelo poner la definición de terrorista en suspenso, más con tantos y tan claros antecedentes, cuando viene de voces tan interesadas.

    ¿Es, pues, el exlíder del PKK un buen tipo?.

    Probablemente.

    Boas noites

    Comentario por fouche — 6 junio 2015 @ 23:05 | Responder

    • Muy buen comentario, felicidades!

      En general, comparto tu visión sobre el buen salvaje y la sociedad natural y todos esos mitos edulcorados del s.XIX (y tan de moda entre la progresía bienpensante de hoy). En general, el sentido ético se va desarrollando cuando la civilización lo permite. La ética es un lujo para quien está en la supervivencia.

      Con algunas puntualizaciones: no todos los primates crean grupos dominados por los machos. Creo recordar que la “sociedad” de los bonobos es un matriarcado.

      Otra: es muy difícil saber qué tipo de sociedades había en la prehistoria, ya que, como es obvio, no hay registros escritos y sólo se han conservado la industria lítica y poco más (cuando había mucho más, madera, tejidos…). Así es muy difícil aventurar conclusiones sobre el carácter de una sociedad y las relaciones de poder, los roles sexuales… Sí que es cierto que, según avanzamos hacia el calcolítico, se destaca más la figura del guerrero, con ajuares funerarios más ricos y con la mujer en posición de subordinación. Pero antes…difícil concluir nada. De la etnología comparada podemos sacar también pocas conclusiones. En general, cuanto más arcaica es una sociedad (bosquimanos, tribus amazónicas…) se puede decir que existe menor jerarquización social y supeditación de la mujer al hombre. Por mucho que luego los roles de sexo estén muy marcados. Pero que el hombre sea cazador y la mujer recolectora no implica desde luego demérito de la mujer: no sé dónde leí que era la mujer la que aportaba el 80% de las calorías con la recolección, además de un sustento mucho más seguro, previsible. La caza era un “extra” a la alimentación, para darse un atracón, cuando salía bien. Pero si dependieran sólo de ella no sobrevivirían.

      Con el incremento de población que trajo la agricultura, empezó la acumulación y los intercambios con otros grupos, cada vez más numerosos, se hicieron también más violentos. Ahí aparece la figura del guerrero y despunta la preeminencia del hombre. Creemos, vaya, pero seguramente sea más complejo que todo eso, y que según las diferentes culturas se organizaron de un modo u otro. En la India, continente muy machista, hay zonas que conservan el matriarcado. Y no sólo son sociedades agrícolas sino que están muy de lleno en la era histórica.

      Bueno, y a lo que iba. En el fondo, me la sudan (para lo que aquí me ocupa) esas sutilezas etnológicas. Lo importante es escucharle ciertas cosas a un tipo que ha nacido en los Zagros, a medio camino de las capitales del mundo islámico, en el puto corazón del Imperio Otomano. Y aun tipo que tiene una enorme ascendencia sobre su pueblo, que son 40 millones de almas. Además, con la bola extra de legitimidad de saber que los kurdos ya estaban ocupando esas zonas cuando los turcos todavía eran un pueblo mongol nómada, de incipiente islamización, en las estepas de Asia Central. Contar con un Kurdistán laico, con unos valores liberales y humanistas, en el cogollo de la tierra de los fanatismos…podría marcar la diferencia para los siglos venideros.

      Porque tú lee lo que pone. Mucha gente en EEUU y Europa está aún más retrasado, en el mismo PP les costaría digerir un discursos tan vanguardista, de liberación de la mujer. Si este tipo fuera liberado, y fuera capaz de montar un estado con arreglo a esos principios, entre Iraq, Irán, Siria y Turquía…hostiás! Cambiaba el cuento. Podía ser el Atatürk de los kurdos (interesante recordarlo, con la involución islamista que está sufriendo Turquía, a ver qué pasa hoy).

      Y muy bien traído a cuento Mossadeq. O también a Najibullah. Enhorabuena por los británicos y usanos, mientras poco a poco Occidente sale de las tinieblas de la superstición, siembra con ellas el mundo para desestabilizar rivales geopolíticos, mientras ondea la bandera de la democracia, promueve dictaduras y teocracias. Es mucho mejor llegar a acuerdos comerciales con un sátrapa que no con una sociedad civil fuerte y organizada, que reclame para sí el beneficio de sus recursos naturales.

      Y encima, los putos cretinos islámicos se creen que su rival es el tío Sam. Pero so gilipollas, si sois su criatura!

      Comentario por Mendigo — 7 junio 2015 @ 9:49 | Responder

      • Pues sí que se ha salido un poco de madre, sí. Jeje. Una cosa llevó a la otra…
        Por cierto, fouche, la idea al poner el enlace no era la de mostrar un artículo en el que el feminismo y el origen del patriarcado quedaran perfecta y definitivamente delimitados. De hecho dudo que eso sea posible. Había dos ideas fundamentales; una mostrar otra cara de los kurdos diferente a la reflejada por ese acto, dado que muchas veces los hechos tan impactantes nos llaman tanto la atención, (justificadamente, también es cierto), que nos llevan a simplificar la realidad y confundir una parte con el todo; y la otra idea, era mostrar una crítica del machismo desde una realidad diferente a la occidental, con enfoques históricos y culturales diferentes a los que estamos acostumbrados cuando tratamos este tema. Ah, y una tercera que es volverle loco a mendi con enlaces que no tocan en la entrada.😉
        Por otra parte, eso de que la evidencia científica sugiere que el patriarcado es una adaptación de nuestros constructos sociales y culturales a una realidad “preprogramada”, y preprogramada por el origen evolutivo… no veas lo mal que me ha sonado. Que vale, el “preprogramada” va entre comillas, no hay que interpretarlo literalmente, pero aún así es discutible. Como bien apunta mendi, las comunidades forrajeras no son especialmente patriarcales, (decir que son matriarcales es excesivo), aunque en relación a la aportación de la alimentación a la comunidad en relación al género -mujer recolectora, hombre cazador- añado un matiz a lo que dice mendi: la caza desde luego no serviría para sobrevivir, pero era algo más que un extra para darse un atracón, dado que aportan proteínas y aminoácidos esenciales que no se obtienen de la recolección.
        Una viñeta en torno a la discriminación de género y los cazadores-recolectores:
        http://www.cartoonstock.com/cartoonview.asp?catref=rmcn208
        Por último, que la guerra está en el origen de muchas de las instituciones de la supremacía masculina, es algo que defendía Marvin Harris, aunque fue criticado por ello (en la obra “Caníbales y reyes” trata este tema de una manera bastante amena). Claro que también le acusaban de comunista, sin serlo, por valorar la figura de Marx más allá de los clichés convencionales que tenemos que aceptar como verdades irrefutables. Es decir, que tratando estos temas las evidencias científicas brillan por su ausencia. Aún así, reconozco que estas “sutilezas etnológicas” me entretienen y mucho.
        Y muy bueno, fouche, el enlace a la entrevista a F. Veiga del otro comentario.
        Y aquí lo dejo. No os aburro más.

        Comentario por Arnotegi — 12 junio 2015 @ 20:18 | Responder

  2. Pues gracias mendi

    Yo puntualice y tu has puntualizado, muy pertinentemente, sobre mi puntualización. Cierto lo de los bonobos -con un comportamiento sexual casi humano-, cierto lo de las grandes lagunas que tenemos de conocimiento y cierto la excepción a la regla que suponen determinadas culturas ancestrales de carácter matriarcal. Como dije una vez las conclusiones científicas tienen un carácter conscientemente transitorio en la idea de que no podemos abarcar todo el conocimiento existente. No podemos conocer la realidad pero si hacer aproximaciones muy ajustadas a las misma.

    ¿Esto supone demerito para las tesis de Öcalan?. En absoluto.

    He leído su ideario -para mi totalmente desconocido- y lo que mas me ha sorprendido es esa sensibilidad y clarividencia que derrocha hacia la mujer, de hecho he conocido feministas mas acomplejadas en sus reivindicaciones. Reconozco que no me lo esperaba de un hombre con la pinta de un cabrero de Anatolia. Ya ves que ni yo mismo me libro por completo de mis prejuicios.

    Que seria un excelente contrapeso un estado laico y humanista en medio de aquel polvorín no me cabe ninguna duda. Que lo vayan a permitir ya lo veo más difícil. Justamente estaba leyendo en el Jot Down una entrevista del profesor Francisco Veiga -uno de los mayores especialistas en este país sobre los Balcanes del cual he leído dos libros absolutamente recomendables- y, casualidades de la vida, en un determinado momento dice esto…
    ——-

    ” ENTREVISTADOR- En su libro La fábrica de fronteras resulta llamativo un dato, que Gran Bretaña esperó a cerrar la paz en Irlanda del Norte antes de permitir que se proclamase la independencia unilateral de Kosovo y reconocerla.

    F. VEIGA- Los ingleses se empeñan en llamarlo “problemilla”, “the troubles”, pero Irlanda del Norte fue una guerra, de baja intensidad, pero con el ejército por ahí, los paracaidistas y una agenda negra con sus asesinatos selectivos. Hubo algún caso más por esa época. También estaban los kurdos y los turcos. Antes de la ofensiva de la OTAN de 1999 se echa una mano a los turcos para que capturen a Öcalan y llegan a hacerlo justo poco antes de que comiencen los bombardeos. Porque si se estaba diciendo que los serbios actuaban brutalmente contra los albaneses, qué hacías con Turquía, miembro de la OTAN, y lo que estaba haciendo en Kurdistán, también con pueblos ardiendo y demás. Pero luego en el 99 Turquía participó en la ofensiva para liberar al oprimido pueblo kosovar. Y sí, para reconocer la independencia de Kosovo, se esperan a que se solucione lo de Irlanda del Norte, pero esto solo te demuestra una cosa: que la diplomacia de la UE no es tan patosa. Tenemos una manera diferente de hacer las cosas que EE. UU., pero quizá no nos metemos tantos goles en propia puerta como ellos.”
    ——–

    Vamos que el kurdo fue una moneda de intercambio para allanar el camino hacia la guerra de Kosovo. Ficha canjeable en un juego de ajedrez a escala planetaria donde se juega la primacía (acceso a los recursos) y en el que pueblos y personas no dejan de tener más que el estatus de meras comparsas.

    ¿Es mucho mejor llegar a acuerdos comerciales con un sátrapa que no con una sociedad civil fuerte y organizada, que reclame para sí el beneficio de sus recursos naturales?. Mira mendi se que eres persona muy versada y no te voy a descubrir la sopa de ajo pero te diré unas cuantas cosas: Árbenz en Guatemala, Allende en Chile, Lumumba en el Congo, Sukarno en Indonesia, operación Ajax en Irán, Guerra civil griega y Junta de los Coroneles, PC y DC en Italia, Propaganda Due, Gladio, Plan Cóndor, Escuela de las Américas, manuales KUBARK, Dien Bien Phu-Vietnam, Camboya, Pol Pot…y lo que me dejo en el tintero.

    ¿Es admisible dar apoyo a hijos de puta?. Pues se ve que si a condición de que sean nuestros hijos de puta.

    Y si las circunstancias cambian no importa pues solo nos mueve el puro interés así que no nos remuerden las leporcias por reconocer a un aliado donde antes había un enemigo -y viceversa- que para esos a cinismo no nos gana nadie. Que tiempos cuando Sadam era nuestro socio contra el demonio chiíta o aquellos bravos y barbudos talibanes plantaban -comó en Rambo III- cara al oso soviético en nombre de (¿nuestra?) libertad. Cierto que, a veces, alguno nos sale rana y se niega a seguir bailando al son de nuestra música pero entonces…¡matarile!. Bien mirado la guerra es el mejor “bussines” y si es eterna…¡mejor!.

    Asquerosa “realpolitik”.

    De todas formas os dejo aquí mesmo el enlace a la entrevista de F. Veiga que no tiene desperdicio ninguno-> http://www.jotdown.es/2015/06/francisco-veiga-modificar-fronteras-no-soluciona-los-conflictos-en-todo-caso-crea-otros-nuevos/

    A pasarlo be😉

    Comentario por fouche — 7 junio 2015 @ 16:41 | Responder

    • Muy buena, la entrevista. Ya conocía a Veiga, de seguir un blog que luego dejó de actualizar. Me gusta mucho cómo escribe y cómo piensa, y esta entrevista (típica de Jot Down) ha sido exigente, y le ha tirado bien de la lengua para sacar chicha. Gracias, tronk.

      De hecho, en la entrevista se menciona un documental:

      De los medios que USA está poniendo para crear un cinturón de seguridad de gobiernos títere en torno a Rusia. La cuestión es que, para nosotros, no hay aliados. Putin es un cabrón pero la alternativa no es mejor. Y ése es el diagnóstico en gran parte de estos conflictos. Por ejemplo, qué preferimos, a Mubarak, a los Hermanos Musulmanes de Morsi, o a la nueva dictadura militar de Al-Sisi? Aplicar la máxima de que el enemigo de mi enemigo…es un error. Porque si uno es cabrón, el otro lo es más (y la izquierda suele caer en ese error, q le hace caer en contradicciones, no deberíamos casarnos con nadie que no sea con nuestros principios). Desde luego, yo no voy a defender a Lukashenko. Es lo malo, que nos hagan creer que sólo hay dos vías. La autocracia post-soviética o la democracia teledirigida desde Washington. Por eso traje a colación a Öcalan (también lo mencionan en la entrevista), porque ése sí que es uno de los nuestros. Por supuesto, tendremos diferencias, pero en su pensamiento está la emancipación del hombre, y no la explotación de la clase trabajadora en beneficio de las oligarquías, que es lo que pretenden unos y otros (con ayuda del Dios-patria, del Dios-religión…).

      Otra cosa que Veiga suelta, muy interesante, es China. China es un país socialista, lo llevo diciendo tiempo. Tiene sus peculiaridades, por supuesto, pero a la postre es una potencia mundial en la que en su Parlamento se habla de Lenin y su marina de guerra ondea la hoz y el martillo. Sin dejar de criticar los aspectos reprochables, pero también deberíamos servirnos del prestigio que China impone.

      Y también la entrevista me ha dado para una entrada nueva, un apunte breve pero muy significativo. Cuando tenga un ratito lo subo.

      Gracias por el enlace, compañero!

      Comentario por Mendigo — 9 junio 2015 @ 9:51 | Responder

  3. De res mendi.

    Ja sabia jo que t´anava a agradar l´enllaç i moltes gracies pel documental que probablement anire a veure el cap de setmana amb mes tranquilitat.

    Adeu company.

    Comentario por fouche — 10 junio 2015 @ 14:42 | Responder

    • Esta es una de las maravillas de Internet: nos permite compartir información que, de otra forma, pasaría desapercibida.
      😉

      Comentario por Mendigo — 10 junio 2015 @ 17:20 | Responder


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: