La mirada del mendigo

27 diciembre 2015

Indecente

Filed under: desnudez — Mendigo @ 0:47

Leo que la policía danesa retiró una exposición de fotografías por considerarla indecente.

Antes de nada, un Estado moderno no debe erigirse en guardián del pudor (al que llaman moralidad), que pertenece al ámbito estrictamente personal. Además, vemos que en las sociedades europeas aún subsiste el error de confundir desnudez con sexualidad (ninguna de las fotografías alude a la sexualidad, mientras que podría sugerirse con modelos vestidos o incluso con objetos o formas), y de considerar la sexualidad como algo sucio o vergonzoso que debe ser ocultado, censurado, colocado hipócritamente tras las bambalinas de la sociedad.

Es muy revelador que incluso sociedades como la danesa, que lleva a gala su liberalidad de costumbres, no aventajan en mucho al paletismo islámico en el camino de la civilización.

El cuerpo humano, en su natural desnudez, no es indecente.

Tampoco la sexualidad, si es que hubiera rastro de ella en esas fotos, que yo no se la encuentro.

No. Lo indecente es esto: Dinamarca confiscará joyas y objetos de valor a los refugiados.

Indecente y varios grados más: despreciable ya se le va acercando un poco. Desvalijar a quien llama a tu puerta pidiendo ayuda es moralmente repulsivo, en todos los códigos morales habidos y por haber. Son tan pobres los daneses que les resulta demasiado gravoso acoger a unos miles de refugiados, mientras que Turquía, el Líbano o Jordania albergan a millones sin robarles sus pertenencias a cambio de su acogida.

Europa debería rearmarse éticamente en vez de encastillarse levantando unos barrotes que acabarán encerrándola.

+
+
+
+
+

13 comentarios »

  1. Aparte de la belleza de la modelo y la delicadeza en el tratamiento de la imagen por parte de la fotógrafa -en mi opinión hasta un pelín “pompier”- no veo nada en esta foto que pueda resultar desagradable u ofensivo salvo para reprimidos degenerados.

    Contaba Carlos Saura que cuando el guión de su película “La caza” (1966) tuvo que pasar la respectiva censura temía que se la echaran para atrás por ser una clara alegoría de la GCE. Su sorpresa fue cuando comprobó que lo que les llamo la atención no fueron las lecturas metafóricas de su historia sino el titulo impreso en el guión original que era el de “La caza del conejo” (para el que no la haya visto el film trata sobre una partida de amigos que van una jornada de campo a cazar conejos). Por más que Saura intentaba razonar con el censor este se mostró intransigente en la supresión de la palabra “conejo” al considerarlo una guarrada. Al director no le quedo más remedio que hacerlo así demostrando, una vez más, que la obscenidad y la perversión han estado siempre más en la cabeza de el/la que mira que en la obra misma. Por cierto la película resulto un éxito de publico y critica (uno de los clásicos de nuestra cinematografía) con Saura, años después, llegando a admitir que le habían hecho un favor con el cambio pues el titulo resultante le parecía que tenia más pegada.

    Hace poco más de un mes lleve a mi padre a su revisión periódica de colon. Mientras estábamos en la sala de espera del hospital un hombre que no llegaría a lo 40 años entro y, tras los besos de rigor, se puso a hablar con una mujer a la que evidentemente conocía. El caso es que de su conversación capto mi atención algo que decían sobre los atentados de París: ambos estaban indignadísimos pero no tanto con lo que había pasado o con sus sucias causas sino con el hecho de que la TV no dejaba de emitir los muertos, la sangre y la violencia y ….mmm……..vamos que ellos tenían niños y que “algo había que hacer” pues “se estaban pasando”. Soberbio, en vez intentar dejar un mundo mejor para tus hijos busca protegerlos con el ocultamiento de la realidad y el mirar para otro lado: insisto eran, en apariencia, gente normal pero su reacción me pareció tan miserablemente pequeñoburguesa que me llevo a reflexionar sino hemos involucionado tras cuatro décadas de valores conservadores hegemónicos.

    Ergo; si un desnudo femenino bastante inocentón escandaliza a una sociedad supuestamente tan evolucionada como la danesa y además, para más inri, una parte significativa de esa sociedad -no necesariamente la peor alimentada e instruida- pide voluntariamente el retorno de la censura para protegerse ¿?¿?¿? de no se sabe que…….pues……….mmm………mal vamos.

    Termino con un caso famoso de los primeros 80 que a mi padre indignaba -entre profecías apocalípticas- pero que a mi madre le daba mucha risa suponiendo, a la postre, la dimisión del responsable del programa (Carlos Tena) y los espumarajos habituales de la curia y el carpetovetónismo al uso.

    Hoy en día seria posible pasar esto por TVE sin el peligro de provocar la ira de los “buenos padres” y la sociedad bienpensante en general ?

    El miedo nos vuelve estúpidos………..y muy, muy peligrosos.

    Apertas man and be careful with the Christmas indigestions.😉

    Comentario por fouche — 27 diciembre 2015 @ 11:58 | Responder

    • “Vulpes” significa zorra en latín.

      Comentario por Bosco Busca Bronca — 27 diciembre 2015 @ 12:11 | Responder

      • Pues es verdad, aparte de entretener la chavalada los ilustras sobre lenguas muertas.

        Todo ventajas.

        XDDDDDDDDDDD

        Comentario por fouche — 27 diciembre 2015 @ 12:13 | Responder

        • No sé qué decirte, porque después de escuchar el uso que se le da al castellano en la televisión, más bien me parece que es éste la lengua muerta.

          El latín no puede morir: es eterno. Gracias a ello, se libra de ser pateado por los periodistas (desgraciadamente, sufre el tormento de las sotanas).

          Comentario por Mendigo — 28 diciembre 2015 @ 3:29 | Responder

      • Vulpes vulpes, el zorro común. Sin embargo, en latín el animal que se asociaba a la prostitución no era la zorra, sino la loba (curioso, en una ciudad donde además era el animal totémico).

        Comentario por Mendigo — 28 diciembre 2015 @ 3:27 | Responder

        • Efectivamente.

          El ejemplo más claro es la palabra “lupanar” (burdel) que venia a significar algo así como “lugar de las lupas (lobas)”.

          (Imagen tomada de un “lupanar” de Pompeya).

          Comentario por fouche — 28 diciembre 2015 @ 20:02 | Responder

    • Ahora que dices de tener la mente sucia. Me quedé de piedra que alguien pudiera ver sexualidad en esta foto:
      http://www.independent.co.uk/news/world/europe/torben-chris-a-bath-with-your-child-is-not-paedophilia-says-danish-comedian-a6775671.html

      Este tipo de noticias a mí me desconciertan. Realmente, al que vea atisbo de lujuria en una escena así, habría que someterlo a tratamiento psiquiátrico. En sus mentes degeneradas, los que se escandalizan, seguramente tienen desviaciones pedófilas. Entre otras taras.

      Y aún diría más: son los estragos de la represión sexual, frecuentemente de origen religioso, sobre el cerebro.

      Comentario por Mendigo — 28 diciembre 2015 @ 3:23 | Responder

      • Pues sí.

        Ya señalo Freud que el conflicto entre deseos subyacentes y represión moral de los mismos es fuente de frecuentes y profundas neurosis (de hecho él mismo era un ejemplo bastante notorio), y en este punto el peso de la moral judeocristiana en su vertiente más agresiva (católica) jugo un papel central en nuestra cultura. Que alguien pueda ver algo sexualmente perverso en un padre bañando desnudo a su bebe me recuerda esa desagradable sensación que experimentas cuando observas a un baboso excitándose con la visión de una madre dando el pecho a su niño: hay cosas dicen más del que las dice que del quien es dicho. Los griegos -tan pragmáticos ellos- tenían una cosa que se llamaban los “misterios eleusinos” que de forma ordenada aseguraban al personal una válvula de escape y despiporre de periocidad anual. Luego vinieron los cristianos y el resto es historia.

        Saludiños

        Comentario por fouche — 28 diciembre 2015 @ 20:37 | Responder

    • Con lo que comentas sobre lo escandalizados que estaban por las imágenes de París me recordaste a algo que me pasó a mi hace un par de años: tras la muerte de una tía mía, fuimos todos al funeral. Lógicamente fue también mi hija (de 2 años en aquel momento). Una amiga de la familia nos comentó, escandalizada (aunque en bajito y sólo para nosotros), que pensaba que no deberíamos llevar a la niña a un funeral…

      O sea, ¿la niña no debería ir al funeral de alguien de su propia familia? No la mandé a la mierda en ese momento porque no me pareció el sitio adecuado ni estaba de humor.

      Sólo en nuestra sociedad eso puede tener algún sentido, en cualquier otra, a un funeral acuden TODOS, grandes y pequeños, para despedirse de un ser querido y concienciarse de la muerte.

      Comentario por marcostonhin — 29 diciembre 2015 @ 9:17 | Responder

      • Exactamente compi.

        Vivimos en una sociedad neurótica y – a fuerza de no encarar la raíz de los problemas- tremendamente infantilizada . Los niños son niños pero no son tontos y se les puede explicar -con tacto pero sin mentiras- hasta los aspectos más trágicos o duros de la vida. Mis sobrinos -8 y 10 años- solían preguntarme porque se divorciaban los padres (obviamente ya tenían compañeros de clase en esa circunstancia), yo les explicaba que las personas se enamoran, concebían niños y, a veces, con el tiempo dejaban de quererse: se quedaban satisfechos y no necesitaban más. Se trata de que vayan siendo expuestos poco a poco a las circunstancias de la vida y explicarles el porque de las cosas para que formen su propio criterio; la sinceridad es algo que con el tiempo valoran mucho y lo recompensan “a posteriori” con confianza y mejor asertividad. El problema ha venido con esta sociedad tan hípertecnificada, posmoderna pero, curiosamente, cada vez más reaccionaria (de una forma soterrada pero apreciable) que confunde la buena educación con las “buenas maneras” y la sobreprotección (fruto del miedo y la paranoia).

        Pongo otro ejemplo.

        En Valencia existe en el centro el barrio histórico de “Velluters” que es muy comercial y transitado: pues bien, de un tiempo a esta parte (unos tres o cuatro años) se ha convertido en un foco de prostitución muy activo lo cual ha sido causa por parte de los comerciantes y gran parte de los transeúntes de una “indignadísima” reacción. Están indignados por el cochino estado de las cosas?, acaso les ofende que la pobreza y exclusión a la que nuestro venerado “sistema” lleva a millones de personas fuerce a muchas/os a actividad tan degradante para con sus derechos y dignidad?; quia!, lo que les jode es la desvalorización de sus bajos y pisos aunque luego aleguen la tópica excusa que los que les preocupe sea el impacto sobre la integridad de las pobres criaturas ante semejante espectáculo. La doble moral burguesa de toda la vida que en pos del buen transcurrir del “business” se niega a ver los efectos indeseados que ese mismo “business” genera o, dicho de otro modo, en vez de preocuparse de construir un futuro más justo y halagüeño para sus hijos mejor meter a las putas en burdeles (a buen seguro que muchos “indignados” harán uso de sus servicios) que no queremos tener en nuestro campo de visión cosas que corrompan a los tiernos infantes y, de paso, nos suba los colores. Mucho IPhone, mucho Internet, mucho “hipster”, mucho “workflow” y mucho anglicismo pero en el fondo la misma sociedad cateta, resentida y cobarde, sino más, que en el pasado (como demuestra las fotos de desnudos sobre las que gira esta entrada). A propósito de un video que colgué aquí el otro día (el “War is over” de John Lennon con imágenes de guerra desde Vietnam a Irak) decía mendigo que, visto en perspectiva, en muchos aspectos nuestra sociedad esta retrocediendo no al siglo XX sino….al XIX: yo no puedo dejar de estar más de acuerdo con ello y el incremento de la hipocresía, la doble moral y el meapilismo que, día a día, detecto con mayor fuerza en mi entorno y allá donde voy no deja de ser un claro reflejo de ello.

        Saludos

        Comentario por fouche — 29 diciembre 2015 @ 11:36 | Responder

  2. Hablando de fotos realmente obscenasñ

    (Vista aérea de la favela Paraisópolis -Sao Paulo- junto a apartamentos e instalaciones deportivas de lujo. TUCA VIEIRA)

    (Golfistas jugando en España (Melilla mientras inmigrantes africanos observan sentados en lo alto de la valla esperando el mejor momento para saltar a territorio europeo. REUTERS/JOSE PALAZON)

    (No es Irak, es Cleveland (EEUU). Un policía entra armado a una casa abandonada, después del vencimiento de una hipoteca en un procedimiento estándar para comprobar que los antiguos propietarios han abandonado la casa. Ganadora del prestigioso World Press Photo de 2008. ANTHONY SUAU)

    Bye

    Comentario por fouche — 27 diciembre 2015 @ 15:37 | Responder

    • Una buena colección de obscenidades, sin duda.

      Comentario por Mendigo — 28 diciembre 2015 @ 3:16 | Responder

  3. […] poco mostraba unas fotos de desnudos en los que no había rastro de sexualidad. Estos, en cambio, están […]

    Pingback por Bettina Rheims | La mirada del mendigo — 17 enero 2016 @ 18:17 | Responder


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: