La mirada del mendigo

9 febrero 2018

Resultados Tesla 2017

Filed under: Tecnología — Nadir @ 1:08

¡NOTICIA, NOTICIA!

¡¡¡¡ACABAN DE SALIR LOS RESULTADOS DE TESLA!!!!

¡¡¡¡CALENTITOS, CALENTITOS!!!!

Cuentas sin auditar, una enmienda del auditor ya supondría el fin del partido, y con las últimas la SEC ya arrugó la nariz.

Tesla Fourth Quarter 2017

Ahora ya puedo completar el resumen de la evolución del 2013 al 2017, en M$.
Ventas: 2.013 — 3.200 — 4.064 — 7.000 — 11.758
Beneficio operativo: -61 — -187 — -717 — -667 — -1.632
Gasto en intereses de la deuda: -33 — -100 — -117 — -164 — -452
Beneficio neto: -121 — -330 — -336 — -619 — -2.240

¡Qué belleza! ¡Qué maravilla de cuentas! No he visto cosa igual en mi vida. Con esta progresión, el techo son las estrellas, cual Falcon Heavy.

Bueno, quizá la comparación más exacta sería…

Tesla, sin duda, será espectacular hasta en su final.

Analizando a la evolución del Q4, que ya se avizoraba demoledor y no ha desilusionado. Cada trimestre es aún peor que el anterior.

Las ventas siguen creciendo a un tremendo ritmo (un 10% trimestral es una locura). A pesar de ello, el beneficio bruto se reduce. Es decir, que la teoría por la cual los beneficios llegarían con el incremento de la producción y las teorías de escala se ve refutado en la práctica: producir más coches no genera más beneficio bruto, sino algo menos. De hecho, la manta ya no da ni siquiera para cubrir los gastos generales, con lo cual toda la I+D se hace a pérdida, financiándola con deuda.

Me hace gracia que, en este escenario en el que Tesla ni siquiera obtiene recursos para pagarse su propia I+D, el bueno de Musk se ponga a hacer piruetas circenses presentando una plétora de nuevos productos, un SUV, una ranchera, un deportivo, un camión… que necesitarían (nótese el condicional) de un gasto ingente en I+D. Habrá que ver a quién le piden dinero ahora para pagarlo, ya que con su actividad normal no pueden, a los bancos les empieza a entrar vértigo y a Elon se le empiezan a agotar los conejos en la chistera.

Es hermoso ver cómo crecen los intereses a pagar por esa enorme deuda. Además, en un escenario de subida generalizada de tipos al otro lado del charco. Si las ventas crecen al 10% trimestral, el gasto por intereses crecen al 25% trimestral (de 117 a 146 millones de $). Toda la magnificencia de la función exponencial que se esconde bajo la fórmula del interés compuesto actuando libremente, como átomos de uranio en una reacción en cadena. La analogía sería la Ley de la Gravedad actuando sobre un cuerpo que cae al vacío: la velocidad de caída es acelerada por la gravedad, a cada segundo que pasa las probabilidades de supervivencia son más remotas.

Y, finalmente, las pérdidas creciendo a un 15% trimestral. ¡Esto es la nueva economía, amigos, no hay de qué preocuparse! Lo que importa es el número de clics, no seas aburrido preguntando si hay un modelo de negocio detrás. ¿Me compras unos bulbos de tulipán?

Para una empresa, presentar un balance con pérdidas es siempre una señal de alarma. Cuando tienes más ventas, pero las pérdidas crecen, es que tienes un GRAN problema. Pero cuando las pérdidas crecen a mayor ritmo que las ventas, es que algo estás haciendo jodidamente mal.

+

Damos un repaso a la hoja de Balance, y vemos como el pasivo aumenta de 16 a 23 millones en un año. Si no fuera sudafricano, Elon Musk podría haber nacido español: esta táctica de huida hacia adelante es marca de la casa de las multinacionales españolas.

Calculando el Quick Ratio, es decir, la capacidad de la empresa para hacer frente a sus compromisos a corto plazo, nos da 0,24. No está mal, contando que por debajo de 1 una empresa ya enfrenta un problema de liquidez. En el caso de Tesla, por cada dólar que debe a corto plazo, tiene 24 centavos en la caja. Si se presentaran todos sus acreedores de golpe (facturas, digo, no la deuda bancaria a largo plazo) a la puerta de su sede, sólo podrían cobrar uno de cada cuatro.

No sé si habrá muchas empresas que, presentando un quick ratio tan estresado, no hayan bajado la persiana en el plazo de un año (según vayan cayendo los vencimientos y, al no haber caja para hacerles frente, los proveedores dejen de suministrar material, que puede que vayan por ahí los tiros del “cuello de botella” que presenta la producción del Tesla 3).

Deberíamos calcular otros ratios como la relación beneficio operativo/deuda neta, para analizar la capacidad de afrontar el pago de esa deuda. Pero como hasta el EBITDA es negativo… lejos de ser capaz de repagarla, con su actividad productiva se endeuda aún más.

+

Y finalmente, la más divertida, los flujos de caja.

Los números rojos cubren la tabla desde su comienzo: presenta un flujo de caja operativo negativo. Dicho de otra forma: Tesla pierde dinero fabricando coches. Se supone que una empresa tiene que ganar dinero en su actividad operativa (fabricando), para pagarse las inversiones que realiza. Si acaso, una inversión puntual muy fuerte (en nueva capacidad productiva, una nueva planta o adquiriendo un competidor) puede ser cubierta con deuda (emitiendo deuda o pidiendo un préstamo bancario). Pero no es que Tesla no pueda cubrir con el dinero que obtiene haciendo coches sus fuertes inversiones en capacidad productiva… es que pierde dinero en su actividad, pérdidas que se suman a la inmensidad de gastos en CapEx que realiza (maquinaria que se necesita para la producción en masa del nuevo Tesla 3). Así que se convierte en una máquina de quemar caja. 1,5 millones de dólares en 2016, el triple el año pasado. Quemando caja a razón de 4,5 millones al año (y acelerando), acabaría con el combustible en año y medio. Pero esto no es una predicción, porque a base de deuda le pueden seguir repostando en vuelo, igual que le pueden cerrar el grifo y decir hasta aquí hemos llegado.

Si os diesen una pala, una vieja locomotora a vapor y tuvierais que alimentarla con billetes de dólar, no erais capaces de quemar en un año lo que Tesla. Para hacerse una idea, por cada Tesla 3 que vende (35.000$), declara 6.500$ en pérdidas y quema caja por valor de 13.000$.

El humor es un asunto demasiado serio para compararlo con la situación económica de una compañía que llegó a valer más que Ford o General Motor (tras presentar resultados, hoy vale un 8,6% menos que ayer, pero más que mañana).
¡Hagan juego, señores!

+

Tesla’s Original Soundtrack. Tengo dudas entre ésta:

o ésta:

 

+
+
+
+
+
+
+
+
+
+
+
+
+
+

Anuncios

39 comentarios »

  1. Pues todavía hay por ahí quien dice lo contrario. Que hasta gana dinero por vehículo vendido : http://forococheselectricos.com/2018/02/tesla-gana-21-000-dolares-por-cada-coche-vendido.html

    Comentario por Miguel — 9 febrero 2018 @ 4:41 | Responder

    • Gana, claro que gana eso.
      Luego hay que restar lo que tienen que pagar por las enormes inversiones para crecer como animales.

      Comentario por tanadsf — 9 febrero 2018 @ 10:00 | Responder

      • “Gana, claro que gana eso.” –> Porque así deseas creerlo. Es muy curioso cómo en una inteligencia débil se confunden deseos con realidades. Incluso añadiendo la prueba fehaciente de que no es así, las propias cuentas de la empresa, hay quien se atreve a llevarle la contraria a la realidad.

        O eres tonto, o eres tan inculto que no sabes leer unos estados contables y, a pesar de ello, aún te atreves a afirmar algo con la contundencia y la arrogancia que da la ignorancia.

        En el Beneficio Bruto ya están incluidas las inversiones, mas repartidas en varios ejercicios según el calendario de amortización del activo en cuestión.

        Asno.

        Donde se restan las inversiones en el mismo momento de ejecutarse es en la Hoja de Flujos de Caja. No te pierdas, la tercera parte que he subido. Buuuuurro.

        En ella se ve que el Flujo de Caja Operativo es de -61 M$. Es decir, Tesla ha quemado 61 millones de dólares en su actividad corriente, ANTES de tener en cuenta las inversiones (Investing Cash Flow) en CapEx o financieras.

        Esas inversiones han ascendido a 4.419 M$. Que tendría que ser cubiertas con una cifra similar de flujo de caja operativo, en una compañía sana y bien administrada. Pero es que, insisto, el mismo Flujo de Caja Operativo ya arroja pérdidas, como para afrontar esas inversiones. Por lo tanto, esas inversiones se pagan a base de deuda y ampliaciones de capital (Financing Cash Flow). Lo que significa: Hoy no las podemos pagar (porque perdemos dinero fabricando coches), a ver si mañana se nos ocurre una buena idea.

        Ya hemos visto que aumentar volumen sólo les lleva a incurrir en más pérdidas. Así que algo tendrá que cambiar para lograr entrar en números negros.

        No todo el mundo tiene que saber de todo. Podrías haber entrado con humildad. Pero sólo un cretino se permite afirmar con rotundidad sobre un tema que desconoce. Si subo las cuentas de la compañía, no se puede negar la evidencia que presento. O se puede hacer, pero antes tienes que justificar por qué razón crees que Tesla ha publicado unas cuentas falsas, peores de lo que son en realidad, y cómo es que tienes tú esa información. ¿Quien te ha dicho que todas las opiniones son válidas? ¿Tu profesora de preescolar?

        El lugar de zopencos y charlatanes está en las sacristías, en las madrazas, pero en este blog no te quiero ver nunca más.

        Arre muuuuuuuuuula!!!!!

        Comentario por Mendigo — 9 febrero 2018 @ 16:28 | Responder

    • Ay! Cada uno coge la cifra que más le interesa para defender sus argumentos. Te explico un poco, y tu sacas tus propias consecuencias. En las cuentas de una empresa, se empieza con la cantidad que ingresas vendiendo tu producto. En el caso de Tesla en el 2017, tú mismo lo puedes ver en el primer gráfico:

      Ventas: 11,8 M$

      Y ahora, a esta cantidad tenemos que ir restándole todas los gastos en los que incurre la empresa (materiales, sueldos, intereses, impuestos…). Cada escalón que descendemos, ese dinero que ha ingresado se va reduciendo (generalmente, también podría haber alguna partida positiva), hasta llegar al beneficio neto. Si al llegar al final la cantidad es positiva, estás ganando dinero. Si es negativa, la empresa está en pérdidas. Este es el esquema básico de cómo funciona el estado de pérdidas y ganancias.

      Entonces, en un primer paso, vamos a restarle al dinero obtenido por las ventas, el coste en materiales y mano de obra de fabricar esos coches (Cost of revenues), y llegamos al…
      Beneficio Bruto (Gross profit) = 2,2 M$

      Es decir, un 19% de margen bruto, que es a lo que hace alusión el artículo que comentas. Por lo tanto, mentira no es, sólo que… no dice toda la verdad.

      Seguimos. Una empresa, además de los gastos directamente involucrados en la producción tiene unos gastos generales. Por ejemplo, el oficinista de la central, el departamento de RRHH, un cargo intermedio del departamento de ventas, costes de publicidad, todo el departamento de I+D, el salario de quienes limpian la planta o del segurata de la puerta… Si tú tienes una empresa, tienes que ganar dinero para pagarle a toda esta gente.

      Entonces, al Beneficio Bruto le restamos todos estos gastos y llegamos al Beneficio Operativo. Bueno, en el caso de Tesla, pérdidas (Loss from operations).

      Beneficio Operativo = -1,6M$

      Es decir un -13% de margen operativo.

      El beneficio operativo mide el dinero ganado con la actividad propia de la empresa, en este caso la fabricación de vehículos. Pero a esta cantidad aún hay que restarle algún otro concepto, como el pago de impuestos y el pago de intereses de la deuda. Restado todo esto, lo que queda es el Beneficio Neto, este sí dinerito que ha ganado la empresa limpio de polvo y paja para reinvertir o distribuir a sus propietarios. Lo que pasa es que en el caso de Tesla, el Beneficio Operativo era ya negativo, así que el Beneficio Neto es aún más negativo (Net Loss):

      Beneficio Neto = -2,2M$.

      O lo que es lo mismo, un -19% de margen neto. O lo que es lo mismo, por cada 100 dólares en ventas, Tesla PIERDE 19$.

      Yo he tomado el Beneficio Neto (el bottom line de la cuenta de resultados), el artículo que dices ha tomado una cifra parcial, el Beneficio Bruto, para dar los suyos. Ahora te corresponde a ti valorar quien hace una aproximación más honesta a la realidad.

      Comentario por Mendigo — 9 febrero 2018 @ 16:07 | Responder

  2. Aún no entiendo muy bien tu esfuerzo en meterte con este tío, la verdad. A mí la verdad es que me la pela bastante cómo vaya su empresa. Que tengas tanto interés en escudriñar en sus cuentas… si se hunde pues que se hunda.

    Sin embargo en SpaceX los ingenieros hab hecho un muy buen trabajo, ver a los dos motores auxiliares volver y aterrizar solos habiendo sido ya utilizados me ha llamado mucho la atención. ¿Que los yankis le dan mucha fanfarria a todo lo que hacen y te lo meten hasta en la sopa? Pues sí, qué le vamos a hacer. Pero hay un gran trabajo detrás. Lo de Tesla me parece más un pasatiempo Que otra cosa. Al fin y al cabo, los millonetis se funden su pasta en lo que les da la gana. Que paguen sus impuestos es lo único que me importa. Si su empresa cierra lo malo es la gente que se va a la calle, eso sí.

    Comentario por wenmusic — 9 febrero 2018 @ 8:52 | Responder

    • Respuesta corta: por lo mismo que me cago en Cristo, Mahoma o Steve Jobs. Voy a por cualquier tipiño que sea subido a los altares.

      Pero es que además el Musk es que lo tengo atravesao. Ya me parecía un gilipollas antes, pero desde que leí un comentario suyo que nos pasó Miguel:

      http://www.pulzo.com/tecnologia/elon-musk-trato-idiota-defensor-transporte-publico/PP407164

      ARG! Qué asco de tipo!

      Eso no quita que celebre el trabajo de los ingenieros aeronáuticos que trabajan en Space X, o los industriales de Tesla, o los telecos, electrónicos e informáticos de Apple. Son trabajadores, sin duda muy buenos profesionales, que hacen mejor o peor su trabajo y cobran por ello. Pero no salen en la foto.

      Ni Jobs ni Musk eran ingenieros (ni ningún otro estudio superior). Eran los gurus que proponían fantasías, pero lo importante, que es hacer esas ideas realidad, lo hacían trabajadores anónimos. Con fantasías probablemente más interesantes que las de esos mesías tecnológicos científicamente analfabetos.

      Por lo demás, cuanto más atontada vea a la peña con un totem, más voy a intentar pegarle fuego. Sea la fotovoltaica, el islam, la banca ética o los híbridos/eléctricos. Cuando algo se pone de moda, es buena razón para oponerse a ello.

      XDDDDDDDDDDD

      Comentario por Mendigo — 9 febrero 2018 @ 15:01 | Responder

      • Ya, te mola más ir a por el tótem que a por los borregos que siguen ciegamente. A mí me mola más al revés 😀 Por otra parte, sin ser expertos en ingeniería, a veces esos tipos ven salida a cosas que el resto no.

        Comentario por wenmusic — 12 febrero 2018 @ 20:25 | Responder

      • Como Jobs con la interfaz gráfica y el ratón. Lo inventaron los ingenieros de Xerox, el mérito es suyo. Pero sus jefazos les preguntaron que para qué iba a servir aquello, que a la gente no le interesaría aquello para nada. Jobs en cambio no tardó en ver la utilidad de aquello (y el beneficio que podía sacar, claro), así que hay que tener esa claridad de ideas, y eso no está desprovisto de mérito. Ahora bien, gusta mucho coger a cualquier personaje que interese promocionar y subirlo a los altares y metértelo hasta en la sopa y exagerar sus méritos y empequeñecer sus errores y defectos. Un ejercicio muy poco sano que gusta mucho en yanquilandia (aunque no sólo allí) y a la gente le encanta seguir a líderes. Supongo que es la parte animal del ser humano, la jerarquía, el líder, el dominante, y la manada.

        Comentario por wenmusic — 12 febrero 2018 @ 20:32 | Responder

  3. Tesla se está expandiendo e invirtiendo porque tiene un futuro bestial.
    Tiene un 20% de beneficio por vehículo vendido.
    Otra cosa es que expandirse como animales, como ninguna compañia de coches se ha multiplicado en 50 años, cuesta pasta.

    Comentario por tanadsf — 9 febrero 2018 @ 9:58 | Responder

    • ¿Pero aún sigues rebuznando?

      “Tiene un 20% de beneficio por vehículo vendido.” –> Lo has leído en un artículo, cuadra con lo que piensa tu grupito, y le repites como una cotorra. Tiene un 20% de Beneficio BRUTO. El beneficio, y tú también.

      Escucha una cosa. Si tiene un “futuro bestial”, no deberías perder la ocasión de enriquecerte a la par que Elon Musk. Así que, si eres honesto y no un asqueroso charlatán de feria, deberías mostrarnos una copia de tu cartera de acciones, mostrándonos que tienes tu ahorros invertidos en esa compañía de “futuro bestial”. ¿O no te gusta el dinerito?

      Si quieres volver a escribir en este blog, tiene que ser demostrando que respaldas tus palabras con hechos, que realmente crees lo que dices, y no un payaso soltando gilipolleces (como afirmo rotundamente, a ver si tienes valor para desmentirme).

      Para hablar por hablar, tienes otros foros en los que participar. Hasta entonces, LAAAAAARGO.

      Comentario por Mendigo — 9 febrero 2018 @ 16:38 | Responder

  4. No se, no se.

    Que conste que no le tengo antipatía al señor Musk y reconozco que lo de recuperar dos de los tres cohetes aceleradores es una virguería que además puede suponer un importante ahorro en costes pero es que no acabo de verlo claro. Pienso que se debe tener en consideración a la hora de valorar la seriedad de cualquier propuesta empresarial en la que invertir nuestro dinero si realmente la empresa X gana dinero en función a un modelo de negocio solido que le permita repartir generosos dividendos a sus accionistas. No sigo mucho el rollo de Tesla entre otras cosas porque me empiezan a resultar cargante tanto proselitismo sobre su figura pero de lo poco que tengo entendido es que el señor en cuestión suele ser bastante poco serio a la hora cumplir los plazos y que todo indica que las acciones de su compañía están sostenidas más en función a unas expectativas que no se están cumpliendo que ha resultados reales (indicio de una posible burbuja).

    Bear in mind fellows.

    Así que no es de extrañar que cierto inquieto rumor de fondo se haga cada vez más audible. Al fin y al cabo si fuera nuestro dinero seria comprensible que no nos cupiera un garbanzo en el culo de pura ansiedad y más con esos números de arriba.

    https://cincodias.elpais.com/cincodias/2018/02/08/companias/1518089160_662940.html

    Para terminar y con respecto a lo que dice Wen de que los millonetis funden su pasta en lo que les da la gana desde el respeto se lo digo pero no estoy de acuerdo. Una empresa no puede mantenerse en perdidas continuas porque irremediablemente va a la quiebra. Entonces?…

    http://forococheselectricos.com/2017/11/estados-unidos-podria-eliminar-las-ayudas-de-7-500-dolares-para-coches-electricos.html

    Acabaramos.

    Así que el que cubre el déficit es el sufrido contribuyente con su dinero y no el señor Musk. Lógico, al final alguien tiene que pagar el déficit crónico en que incurre Tesla y similares. Y ojo que yo no soy refractario a que el Estado haga uso su musculo financiero a modo de “venture capital” pues la ciencia base es cara y nunca sabe uno a priori de que línea de investigación y desarrollo germinaran los futuros hitos tecnológicos que mejoraran nuestra vida pues, al fin y al cabo, la inversión pública más que la excepción ha sido la norma en los muchos logros de los que disfrutamos hoy en día mal que les pese a muchos “liberales” de pacotilla. Pero la paciencia tiene un límite y también hay que saber reconocer cuando te están tomando el pelo (hablo en general), tirar la toalla y decidir soltar la cadena del voraz mercado para que, ahora sí, libre de cualquier distorsión e incentivo sin fundamento haga su labor purificadora que de vez en cuando no viene mal enjuagar la porquería. Algo, por cierto, en lo que deberiamos estar mas sensibilizados pues, en mala hora, este es el país en que gastamos millardos en rescatar bancos quebrados, aeropuertos y autopistas sin trafico, minería sin futuro o empresas públicas con el único sentido de colocar paniguad@s vari@s mientras baja la I+D, el gasto en educación y l@s sufrid@s currantes andamos fritos con una presión fiscal cada vez más asfixiante. Quizás en vez de gastar más se trata de gastar mejor, digo yo.

    Adeu tothom!! (y dona)

    Comentario por Fouche — 9 febrero 2018 @ 12:03 | Responder

    • No, claro! Darle ayudas a una empresa así ni de broma, claro!! Totalmente de acuerdo.

      Comentario por wenmusic — 9 febrero 2018 @ 12:50 | Responder

    • Lo de los incentivos de los 7.500$ tiene su miga. Lo primero, hasta ahora parece ser que se mantiene en la negociación de la reforma fiscal. Pero no es exactamente un descuento en el precio de compra, sino un tax credit. Es decir, el comprador obtiene una especie de “cupón” que canjear a la hora de hacer la declaración de la renta. Por lo tanto, para aquellos que paguen menos de 7.500$ de renta, el incentivo se reduce en la misma cuantía. Por lo tanto, es un incentivo destinado a las clases medias (porque a las altas se la pelan 7.500$ arriba o abajo).

      La cuestión es que sin incentivos, el coche eléctrico queda fuera de juego. Además de que el “combustible” que utiliza no está grabado por impuestos especiales. Digamos que para que empiece a ser rentable el eléctrico, hay que no sólo descargarlo de los impuestos que pesan sobre los tradicionales (matriculación, por ejemplo), sino que además hay que subvencionarlo. Todo esto son impuestos que la hacienda de cada país deja de ingresar. Por eso Beamspot dice que no deja de ser un juguete para ricos, que pagamos los pobres.

      Comentario por Mendigo — 9 febrero 2018 @ 17:34 | Responder

      • Bob Lutz (con gran experiencia en quiebras) le da un año a Tesla. Un placer leerte Fouche

        Comentario por Corvo do Anllons — 10 febrero 2018 @ 8:37 | Responder

        • Igualmente Corvo. Aunque haya estado una temporada en “standby” ten por seguro que siempre que he podido no he dejado de leeros a tod@s (ventajas de lo smart phones) pues la mayor de las veces me aportáis un montón de conocimiento y datos desconocidos que me enriquecen como persona hasta el punto de que más de una vez he tenido que recalibrar mi enfoque sobre tal o cual cuestión. Para mi es como entrar la cantina de “Cheers”, un sitio a la vez calido y estimulante en especial por el buen ambiente general y el nivel de los parroquian@s. Cada uno dentro de su campo bien sea sobre ciencias naturales, ingeniería, religión, economía, historia, marxismo o temas militares aporta al resto un conocimiento profundo y rico en detalles que es oro puro. Se lo curra el Mendi pero he de reconocer que a lo tonto a lo tonto se le ha ido arrimando gente de mucha valía así que desde ya mi agradecimiento a tod@s.

          Con respecto a lo de Tesla mi apuesta es que aguantara lo que aguante la paciencia de sus accionistas y que, llegado ese punto, o bien desaparece o bien, como creo recordar que tú señalastes, los restos serán absorbidos por alguna grande que la transformara en marca para un mercado nicho de millonarios que puedan permitirse el lujo de pagar según que precios (al fin y al cabo no se resucito a Bugatti). Eso sí, con esa cuenta de resultados hay que reconocerle merito al señor Musk por evitar una estampida en masa y seguir convenciendo a sus inversores de que hay futuro cosa que me lleva a deducir que labia no le falta.

          Dicho esto…

          A cuidarse.

          Comentario por Fouche — 10 febrero 2018 @ 12:38 | Responder

          • Fe de erratas: “al fin y al cabo no se resucito a Bugatti?”. Es que sino le cambia el sentido total a la frase. Sorry

            Comentario por Fouche — 10 febrero 2018 @ 12:41 | Responder

          • Yo creo que el ejemplo de Bugatti es muy apropiado: una marca gorda compró una marca, desprovista de cualquier capacidad productiva.

            Pero aún hay otra posibilidad más sangrante: Volvo (o Jaguar, o parcialmente PSA). Una marca de país emergente que tire de chequera y compre no sólo la máquina, sino el conocimiento y la capacidad productiva. Que los chinos comprasen un Tesla en bancarrota sería un hostión descomunal para el orgullo gringo. Por una parte tendría sentido, primero por el ridículo apalancamiento al que se someten las empresas chinas, con lo cual un boquerón acaba zampándose un atún. Luego, por el enorme interés que tiene China en el vehículo eléctrico.

            Por otra parte… puede que no lo necesiten, porque no van tan rezagados a Tesla en sus productos, y prefieran hacerle competencia directa.
            https://www.diariomotor.com/noticia/byton-rival-tesla-model-x/

            Comentario por Mendigo — 12 febrero 2018 @ 12:03 | Responder

        • Realmente, no todo está determinado.

          Yo no excluyo que, en algún momento, Tesla encuentre el camino a la rentabilidad y pueda empezar a afrontar el pago de una deuda que se está disparando a las estrellas. Lo veo muy difícil, pero no es metafísicamente imposible. Para empezar, según crezcan las ventas podrá empezar a diluir los gastos generales, si los mantiene acotados, lo cual le acercará un poco más a los números negros.

          Lo que no tolero es como el otro que entró, que alguien me diga contra la evidencia documental, que Tesla está ganando dinero. ¿Sobre el futuro? Pues como se suele decir, no está escrito pero sí bosquejado en el presente.

          Comentario por Mendigo — 12 febrero 2018 @ 13:35 | Responder

      • Si, Beamspot lo conozco de Turiel y aunque en ciertas cosas discrepo me cae bien (se nota que sabe de lo suyo) y en eso que dices se le entiende perfectamente y creo más que justificada su indignación pues más allá de la ortodoxia de las diferentes corrientes de pensamiento al final uno tiene que pasar por la prueba del algodón de la realidad y no siempre las cosas quedan tan bonitas como en el papel. Después de todo no dejan de machacarnos con la supremacía de lo privado sobre lo público y la necesidad de dejar al mercado hacer pero luego cuando vienen mal dadas no se aplican el cuento. En última instancia la economía no dejan de ser vasos comunicantes de tal suerte que lo que pones de un lado lo tienes que detraer de otro (o lo cargas a deuda que viene a ser lo mismo pero en diferido y con vaselina). Tal como lo veo a mi no me parece mal que, salvo áreas muy sensibles, se eche mano de la iniciativa privada para poner en marcha según que proyectos. Capital público, privado o mixto me da igual siempre que las reglas de entrada sean claras, justas y no discriminatorias haya una proporcionalidad en el reparto de los beneficios (de haberlos) según lo que ha aportado cada una de las partes y los tiempos de amortización sean razonables antes de pasar el invento al dominio público para el disfrute de tod@s (derechos de autor a 70 años!!). Que sale mal?, mala suerte has provado en tus propias carnes la inmisericordia del mercado y su inexorable ley pero si te sirve de consuelo al menos lo intentaste. En cambio ese jueguecito cada vez más descarado y extendido de socializar perdidas y privatizar beneficios me parece de tal desvergüenza y ventajismo que reconozco que es una cosa que me encabrona bastante. Por no irme por las ramas y concretando en el caso que nos ocupa me resultaría aceptable que Tesla hiciera uso del dinero del contribuyente (el de los accionistas me la pela que ya son mayorcitos) si efectivamente hubiera unas razonables probabilidades de que sus inventos supusieran un cambio de paradigma a mejor tanto en la movilidad de personas y cosas como en sus implicaciones medioambientales que justificara el gasto peroooo……..mmm……..digamos que hay demasiados puntos oscuros como para pasarlos por alto.

        It´s the boom, not the bust

        Saludiños

        .

        Comentario por Fouche — 10 febrero 2018 @ 13:59 | Responder

        • Os pongo una serie de articulos q lei sobre la escuela austriaca, aqui os van x si os interesan
          https://chemazdamundi.wordpress.com/la-escuela-austriaca-contrastada/

          Comentario por Emilio Fernandez — 10 febrero 2018 @ 15:43 | Responder

          • Gracias, tronk. Para marcadores pendientes que van. 🙂

            Comentario por Mendigo — 12 febrero 2018 @ 13:30 | Responder

          • Buenos días a tod@s

            Je, je, je. Creo que ya mente aquí a la bicha de Hayek en una ocasión y a Escaigulquer casi le sale un sarpullido. La verdad es que en este caso al contrario que en otras ocasiones, no me mueve el afán de provocación aunque reconozco que es algo que me divierte. De hecho Hayek, Friedman y demás siempre me han resultado en general bastante antipáticos e incluso grimosos y creo no descubrir a nadie la sopa de ajo si hablamos de Chile, el FMI, la caída de la URSS, el shock, Vargas LLosa y la madre que l@s parió a tod@s. De hecho estoy de acuerdo en clasificar a la escuela austriaca como una pseudoreligión y si alguna vez he utilizado o me veis usar el termino “fundamentalismo de mercado” tened por seguro que l@s tengo en mente a ell@s. De todas formas, nobleza obliga, ya sabéis que de principio siempre estoy dispuesto a contrastar mis juicios con quien sea a condición de un poco de rigor si no es mucho pedir. La razón por la que colgué el vídeo de arriba es porque siento debilidad por este tipo de montajes que sintetizan bastante bien ideas muy complejas lo cual es especialmente útil para legos en la materia como yo (reconozco que un poco menos que diez años atrás) y si encima salen chicas guapas y un ritmo pegadizo pues miel sobre hojuelas 🙂 . Al fin y al cabo hasta un reloj estropeado da bien la hora dos veces al día y creo que ciertas ideas pueden ser aprovechables aunque el grueso de la teoría este en las antípodas del pensamiento propio de uno. Por ejemplo todos tenemos claro que una recesión es la hostia de mala (de hecho lo lleva implícito la propia palabra) pero que sucede cuando hablamos de expansión (“It´s the boom, not the bust”): no es acaso eso una advertencia contra la posible formación de las tan destructivas burbujas derivadas de una mala orientación que del capital (nótese que no hablo de borrachera). Pues esa prudencial recelo me parece igualmente valido a la hora de calibrar el valor de una empresa que de la noche a la mañana se dispara en función a unas expectativas bastante dudosas. Supongo que la mayoría de los aquí presentes por cuestiones de edad aún nos acordamos de la crisis puntocom (1997-2001) y su consiguiente secuela de “empresas” quebradas y ahorros evaporados en cosas como Picking Pack, Terra o Lycos lo cual me lleva a preguntarme sobre la edad media de los furibundos apologetas del señor Musk que aunque puede que me equivoque se me antojan un panda de millenians hipsterizados en su mayoría.

            Hecha la aclaración Emilio aprovecho para agradecerte los enlaces y mandarte un afectuoso saludo. Sin duda tu hijo tiene suerte.

            PD-> Por cierto hablando de Chile; Chicago boys y demás me acabo de acordar de…

            https://www.filmaffinity.com/es/film362947.html

            …lo encontrareis fácilmente en internet. Yo me la baje hace años de la mulita y es de lo mejor en documentales pues quien lo ve asiste como testigo privilegiado a unos hechos históricos que se rodaron según se iban desarrollando. Creo que os gustara.

            Salut tothom!! (y dona).

            Comentario por Fouche — 15 febrero 2018 @ 11:44 | Responder

            • ¿Picking Pack? Pues mira, de esa no había oído hablar. Pero vamos, es que salieron como hongos. Y ahora vuelve un nuevo renacer de redes sociales, mierdas relacionadas con el blockchain… en fin, cada uno se folla su dinero como quiere, lo que me jode es que me toque a mí cubrir luego los agujeros con impuestos.

              Sobre los efectos de la escuela austríaca y los Chicago Boys, esta vez aplicados sobre sus propias carnes, leí el otro día un enlace muy interesante, a la par que triste:
              Oklahoma schools go on 4-day weeks so teachers can work at Walmart on Mondays to make rent

              Como si no hubiera suficiente comprobación experimental de los efectos que producen este tipo de políticas contractivas basadas en las reducciones de impuestos y recortes de servicios públicos. Además bajadas de impuestos selectivas, regresivas. En fin, si eres pobre y votas por quien defiende el derecho de la oligarquía, realmente te está muy bien empleado, por gilipollas.

              Salud!

              Comentario por Mendigo — 17 febrero 2018 @ 12:16 | Responder

              • Es triste y muy vergonzoso que toda una potencia mundial tenga a sus profesores a un paso de la miseria pero no dejan de ser los resultados cosechados tras cuatro décadas de abrazar las políticas inauguradas por Reagan anatemizando lo publico (que por cierto sigue siendo uno de los presidentes más populares). Sus infraestructuras están que no les dan un repaso desde tiempos de Eisenhower, con lo del Katrina flipé de como dejaban a su suerte a toda aquella gente en New Orleans y hasta la guerra la tienen parcialmente privatizada como en el medievo. Es evidente que como potencia EEUU empieza a mostrar sintomas de agotamiento pero que os voy a contar siendo que también nosotr@s sufrimos el flagelo de esta gente y sus locas teorías. Los impuestos aunque a nadie gustan suele ser la mejor forma de redistribuir la renta siempre que atiendan a una progresividad escrupulosa, de lo contrario es confiscación. Que votar al PP es directamente de gilipollas no cabe duda pero no obstante insisto en el hecho de que el apoyo de la depauperada clase trabajadora a Trump o Ciudadanos en el circulo obrero de Barcelona son síntomas de que algo se ha hecho muy mal y no estoy seguro la izquierda no tenga una abultada cuota de responsabilidad en el asunto. Mira, ya que ando de recomendaciones, hace un par de años se edito un libro que iba de esto y que lo tengo en el disco duro esperando como lectura pendiente. Me leí el primer capitulo y tiene buena pinta…

                http://www.elcultural.com/revista/letras/El-desmoronamiento/35987

                …no te sera difícil descargarlo si te interesa.

                Abrazotes tete!.

                Comentario por Fouche — 17 febrero 2018 @ 19:53 | Responder

                • Descargado. Gracias, tronk.

                  Cada pueblo tiene lo que se merece, aunque en ocasiones tiene más de lo que se merece. EEUU aprovechó que los europeos tenemos una singular tendencia a masacrarnos periódicamente para auparse al trono del orbe. La cuestión es que en EEUU hay dos sociedades, una de ellas es casi homologable con una sociedad civilizada, la otra tiene una mentalidad claramente primitiva, tercermundista. Y gracias a un sistema electoral meticulosamente amañana, como el español, esta última resulta sobrerrepresentada en las elecciones.

                  Me gusta emplear expresiones sarcásticas para referirme a los USA, como país “socialmente subdesarrollado” o “dictadura capitalista”, pero que sean chocantes no les quita rigor. Los USA tienen un presupuesto propio de dictaduras árabes o africanas, con un gasto militar exagerado y uno magro gasto social. Recortar aún más en educación es un suicidio para cualquier país, a nosotros nos va a pasar factura, pero a los USA ni te cuento. Solucionaban las carencias de su sistema educativo importando talento, pero si encima restringen esa vía por pura xenofobia… el hostión va a ser mayúsculo.

                  Un abrazote!

                  P.S: Oye, tronk, tengo que comentarte una cosa, pero no tengo una puta cuenta a la que escribirte. Como eres tan paranoico con tu privacidad, puedes crear una cuenta de correo de usar y tirar. Desde luego… hasta en eso eres dificilito tú. 😛

                  Comentario por Mendigo — 18 febrero 2018 @ 23:12 | Responder

        • El problema no es que se eche mano de la empresa privada: eso se da por hecho, está partout y además ampliando horizontes. Es que se veta la sola idea de que pueda entrar en el sector una idea pública.

          Lo de subvencionar plantea siempre un problema: introduce distorsiones en el mercado. Un mercado que ya está distorsionado. Yo prefiero la vía de identificar e imputar externalidades y, a partir de ahí, con el terreno balanceado, que tire la alternativa más eficiente. Por ejemplo, hacer pagar al vehículo térmico su impacto en la contaminación atmosférica o en el desequilibrio de la balanza comercial, y al eléctrico la contaminación del proceso de producción de sus baterías o… el desequilibrio en la balanza comercial (baterías chinas, coreanas o japos, litio chileno…).

          Que realmente, creo que el vehículo eléctrico es un componente esencial de la movilidad del futuro… pero no como está siendo planteado, que es en mayor provecho de los fabricantes (a costa del pagano pueblo que comprará sus juguetitos).

          Saúde!

          Comentario por Mendigo — 12 febrero 2018 @ 13:29 | Responder

          • Totalmente de acuerdo, esa debería ser la vía. En cuanto al coche eléctrico no tengo nada que añadir entre otras cosas porque ya habéis tratado largo y tendido sobre ello en el blog y vos sois los ingenieros (yo leo, aprendo y vampirizo 😉 ). Reconfiguración del territorio?, vuelta a metodos de transporte publico electrificables como el tren?, aligeramiento de los vehículos privados y modularización de los mismos (como los clónicos)?: si fueramos una especie racional 100% ya hace tiempo que estaba hecho.

            Comentario por Fouche — 15 febrero 2018 @ 12:00 | Responder

            • Mmmmm, te debe estar pasando algo, tú tan formalito…

              Algo tramas, seguro. 😛

              Comentario por Mendigo — 17 febrero 2018 @ 12:08 | Responder

              • Formalito dices?

                Es que entre que Bosco anda de misiones por Katmandú, a Tomas le he perdido la pista y tú no me das pie pues…mmm……

                …ves a lo que me obligas?

                QUE ANDO DESPAREJADO POR CRISTO !!

                XDDDDDDDDDDDDDDDDD

                Comentario por Fouche — 17 febrero 2018 @ 20:08 | Responder

                • ¿Ves como estás demasiado recatado? Y eso pretende ser una foto sugerente? Por-fa-vor… ¿te has olvidado en qué blog estás?

                  Comentario por Mendigo — 19 febrero 2018 @ 0:14 | Responder

  5. Yo tiendo a ver estos fenómenos como una manifestación del modelo financiarizado de la economía (que no es nuevo del capitalismo actual pero si cada vez más marcado), lo que estaría bien es poder saber el rastro y efectos de la deuda Tesla en tanto commodity que se mueve en los mercados financieros.

    Porque de eso es de lo que va la película, que no hay ningún Tio Gilito invirtiendo su hucha acorazada, que los accionistas compran y venden acciones y acaso cobran dividendos pero no pagan deudas, que el pagador único que hay somos nosotros en una forma u otra.

    Saludos

    Comentario por Pauet — 10 febrero 2018 @ 15:27 | Responder

    • Bueno, Tesla en principio pertenece al sector industrial, no financiero. Lo que pasa es que tiene bastante de Disney: es una fábrica de sueños. Ahora mismo, un inversor está descontando, con este precio, que se convertirá en la nueva GM. Sólo en ese escenario, la valoración estaría justificada; en cualquier otro escenario, incluso aunque sobreviva y sea convierta en un fabricante menor (del estilo de Renault u Honda, por poner un ejemplo), llevaría el inversor a perder dinero. Claro, puestas así las cosas es un puro juego especulativo.

      La deuda de Tesla? Creo recordar que su tradicional banco, Goldman Sachs, ha dejado de sostener el proyecto y ahora se ha buscado a otros. Luego, si esos títulos se están usando como colateral para otro tipo de emisiones, pues seguramente, como cualquier otro activo. Pero vamos, eso ya no tiene que ver con Tesla, porque lo hacen con todas.

      Un saludo!

      Comentario por Mendigo — 12 febrero 2018 @ 11:54 | Responder

  6. El mismo día que toda la prensa “decente” elogiaba lo de SpaceX, en The Guardian publicaban dos artículos demoledores, solo he podido recuperar este, pero ha habido más: https://www.theguardian.com/commentisfree/2018/feb/07/elon-musk-spacex-launch-utterly-depressing

    Agradezco todo tu esfuerzo en demostrar la falacia financiera del mago Musk, pero ya sabes de mi vagancia sin límites y yo me quedo antes en otra serie de cosas. Tesla podría tener mucho éxito económico que yo seguiría estando en contra de este señor, porque no es un vendedor de coches, es un vendedor de cuentos capitalistas de terror. Cuando se pone a hablar de coches eléctricos de lujo está vendiendo (e influenciando) a la opinión pública que viajar en coche, incluso por la ciudad, es de ricos y es a lo que todo el mundo tiene que aspirar. Cuando se pone a hablar del espacio y de conquistar Marte el mensaje es todavía peor: no importa cómo dejemos el planeta porque es de visionarios lumbreras como yo ir a otro planeta a vivir. Como soy del gremio espacial, me toca todavía más las narices ver a algunos colegas, supuestamente inteligentes, que te quieren convencer de la infinitud del universo para ir a Mercurio a traer los minerales que nos falten en la Tierra para seguir llevando el tren de vida que llevamos.

    A mi me parece que Tesla se está convirtiendo en otro “too big to fail”. Ojalá me equivoque y lo dejen estrellarse. Porque este señor tiene demasiado peligro: su última idea “generosa” es que va a trabajar sin cobrar sueldo. Igual quiere que los demás le imiten. La jilipollez llega hasta el extremo de ver que en el supermercado de la esquina han alejado de la entrada las plazas de aparcamiento para discapacitados y en su lugar han puesto dos plazas, siempre vacías, reservadas para coches Tesla. Te lo juro, no es una broma, un día de estos saco una foto y te la subo.

    Comentario por Aurora — 11 febrero 2018 @ 11:42 | Responder

    • Para mi es un comercial a lo grande. Es como cuando te vienen los de las electricas y te dicen q te vas a ahorrar la ostia y sabes q es mentira, pues tb hay gente q se lo cree. Luego viene la cruda realidad.
      Me pregunto cuanto ha pagado Tesla por esa publicidad, si ha pagado claro, en cualquiera de los 2 casos me parece punible, un tio q se dedica a gastar recursos de 2 empresas independientes como si fueran de su absoluta propiedad ( q incluso siendo de su entera propiedad, didaria mucho de su legitimidad). Vamos parecido a lo q hacia RUmasa. Al menos Steve Jobs rentabilizaba su humo

      Comentario por Emilio Fernandez — 11 febrero 2018 @ 13:07 | Responder

      • Pues eso ¿qué pasó con los que compraban pagaré de Rumasa? Aprovechó el tirón de ser un empresario mediático para financiarse gracias a los pardillos, cuando la financiación bancaria le estaba vetada. Luego vinieron los lloros.

        Comentario por Mendigo — 12 febrero 2018 @ 11:48 | Responder

    • Muy buen comentario y artículo, compañero.

      En realidad, la industria aeroespacial y la distribución de la riqueza en modo alguno están reñidas, podrían ser perfectamente compatibles. Los satélites (ejem, a ti te lo voy a explicar) nos han ofrecido grandes progresos en nuestra vida (comunicaciones, meteorología…), y sin duda la exploración espacial es el camino natural a la curiosidad humana. La cuestión es que está en que se están invirtiendo ingentes recursos en dos áreas que no aportan nada a la Humanidad:

      1) militar. Buena parte de los lanzamientos son satélites militares, y a pesar de los tratados es posible que alguno de ellos sea en realidad un vector de lanzamiento de armas nucleares.

      2) propaganda. Una nueva visita a la Luna o la llegada a Marte son misiones de pura propaganda nacionalista, sin NINGÚN valor científico. Cualquier cosa que un astronauta pueda hacer en Marte, puede ser hecha por equipo robotizado. Y claro, a ti no tengo que explicártelo, pero mucha gente no entiende que lo difícil no es llegar a Marte, sino salir de él. Es decir, aterrizar con una reserva de combustible suficiente para volver a escapar de su gravedad, que si bien es menor a la terrestre, es mucho mayor que la de la Luna. Y todo ese combustible hay que previamente ponerlo en órbita. Además del espacio y masa necesaria para mantener a unos tipiños con vida en ese periplo. Eso sí que es un gasto de recursos absurdo.

      En lo que no creo que estés en lo cierto es en que Tesla sea too big. Puede que me equivoque, pero no creo que la rescaten. No es, desde luego, el tipo de empresa icónica para el electorado de Trump (es más de pijo comprometido que vota Demócrata). Supongo que la acabará comprando algún competidor, cuando colapse en bolsa (ahora mismo, vale tanto como Ford o GM). Es como el BitCoin, un juego de especulación que acabará dejando muchas ruinas personales de ilusos que tragaron la propaganda. Y la codicia hizo el resto.

      Por cierto, me encanta el detalle que comentas de los sitios reservados en el súper. Tiene muchas lecturas; es una anécdota, pero muy jugosa. Cómo el totem mecánico relega a las personas, el cambio de icono para la masa bienpensante, por el cual el handicapé (prends mon handicap) ha cedido el testigo del culto popular al caballero de luz que conduce un eléctrico (por cierto, tú mismo 🙂 ), al cual debemos estar agradecidos por salvar el planeta. Lo que ya me choca es que los puntos de recarga tengan la toma de Tesla, y no la normalizada. Pero cuántos Teslas debe haber en todo el Grand Toulouse?

      Desarrollar, como está haciendo el Musk, el concepto de vehículo eléctrico como un juguete de pijos, es el camino para impedir su generalización (simple y llanamente, no hay litio en el planeta para vehículos con baterías de 90kWh). Y la electrificación del transporte sería un enorme paso para lograr la sostenibilidad de un modelo social que pierda lo mínimo en calidad de vida, sólo renunciando a lo superfluo. La propuesta de Tesla (y que el resto de fabricantes están encantados de contraprogramar) es grosera, más de lo mismo, burro grande: vamos a atiborrar al coche de siempre de baterías.

      En fin…

      Un saludo, compañero!

      Comentario por Mendigo — 12 febrero 2018 @ 11:46 | Responder

  7. Ventas en el 2018 Q1 (en relación al 2017Q4):
    http://ir.tesla.com/releasedetail.cfm?ReleaseID=1053245
    http://ir.tesla.com/releasedetail.cfm?ReleaseID=1062670
    Model S: 15.200 –> 11.730
    Model X: 13.120 –> 10.070
    Model 3: 1.550 –> 8.180
    +++++++++++
    Total: 29.870 –> 29.980

    Reducen la producción de los dos modelos que tienen margen bruto positivo, para producir el Model 3, que tiene un margen bruto negativo (pierde dinero por cada coche que vende).

    Es curioso que tengan que reducir la fabricación de ciertos modelos (rentables) para producir uno nuevo (que, al menos hasta ahora, no lo es). La planta de Fremont, cuando era propiedad de GM, producía 450.000 vehículos al año. Probablemente empieza a notarse la falta de efectivo para añadir más capacidad productiva para poder cubrir la demanda. Hay espacio en la planta, pero no hay pasta para abrir más líneas.

    Otra posibilidad sería que la Gigafactory no consigue producir al ritmo suficiente. Con todo, sigue siendo un error de bulto montar las baterías que llegan en el modelo más barato, y no en los que dan mayores márgenes. Aquí ocurre algo raro, pero no nos enteraremos hasta que todo haya acabado (probablemente, por las noticias de los tribunales).

    Finalmente, incluso con ese trasvase de producción de los modelos rentables, vuelve a incumplir la meta de producir 1.000 Model 3 a la semana (es decir, 12.000 al trimestre). De nuevo se pospone ese objetivo. Lo de producir 5.000 Model 3 a la semana, teórico objetivo para mediados de año… ya tal.

    El único punto positivo son las cifras de producción, que son mejores (y anticipan un buen Q2 en ventas).

    Comentario por Nadir — 3 abril 2018 @ 21:53 | Responder


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: