La mirada del mendigo

23 febrero 2020

Todos los nombres

Filed under: Historia — Nadir @ 21:27

Supongo que conoceréis la iniciativa de Todoslosnombres.org, que pretende recopilar los datos de los asesinados por la dictadura en el Sur. Por mucho que desde luego me parezca loable su empeño, como el de otras similares, me parece que son dramáticamente insuficientes.

Porque faltan nombres. Muchos nombres. ¿Nombres de quién? DE LOS ASESINOS. Porque por cada nombre de una víctima hay al menos el de un criminal, frecuentemente varios, responsables de ese asesinato. Y es un tema con el que aún hoy se pisa con mucho cuidado. Sin embargo, no puede hablarse de reparación mientras sólo salgan los nombres de los muertos, y no de quienes apretaron el gatillo, de los que dieron palizas, de los que violaron a las esposas e hijas o expoliaron a los represaliados. A esos valientes, matarifes en la retaguardia, el régimen les recompensó con ascensos en la escala de la Guardia Civil, o licencias de taxi, estancos o cargos de bedeles y conserjes en colegios e instituciones. Eso, a los analfabetos, que si el falangista tenía cuatro letras se le abrían las puertas de la administración.

Esos asesinos fascistas están ya todos muertos, y si quedara alguno su edad ya lo hace irresponsable penalmente (aunque aún estarían los familiares de sus víctimas a tiempo de escupirle en la cara), pero de la recompensa de esos asesinatos se han seguido aprovechando sus hijos y nietos, que deben su posición social a la conducta criminal de su padre y abuelo.

Y por supuesto, paseados los hubo en ambos bandos, pero desde luego no en los mismos números y, en todo caso, el bando vencedor ya se encargó de hacer pagar cara la sangre de su bando, con una Causa General que engrosó los datos de las ofensas y alargó la lista de culpables. Acusados que fueron sentenciados en serie por una maquinaria judicial militar que no reunía las mínimas garantías procesales, un mero trámite administrativo para dar apariencia de legalidad al exterminio por razón de conciencia.

Por lo tanto, el ominoso silencio sobre las víctimas del fascismo es aún mucho más completo sobre los asesinos fascistas. Y como reza el iconito de la derecha, no se podrá pasar página mientras no hayamos leído toda la hoja, toda, completa. Esclarecer hasta donde lleguen las posibilidades de los historiadores (a los que hay que permitir el acceso a archivos militares y otros como la Fundación Francisco Franco) qué es lo que ocurrió en cada caso de violencia, identificando víctimas y verdugos.

Yo recuerdo cuando éramos rapaces en la órbita del PCE (aunque yo nunca me llegué a afiliar), leíamos cosas, y comentábamos que había mucha tela que cortar con lo de la guerra civil. Y los mayores, unos putos payasos (ni la mitad de ridículos que los que están ahora), nos despacharon diciendo que no querían “resentidos” (entonces aún no se decía lo de guerracivilista). Eso era a principios de los ’90, luego fíjate tú se puso de moda la memoria histórica, y ya estuvo bien hablar y estudiar precisamente aquello que unos chavalines proponían y a los que dieron boleto. Que el tiempo acabe reivindicando tus razones no sirve para nada más que para hacer crecer el ego o la melancolía.

La única iniciativa de esto que ahora yo propongo, de la que tenga noticia, fue la del historiador gallego Dionisio Pereira, estudiando la represión fascista en la comarca de Cerdedo (montaña de Pontevedra, el frente estuvo a cientos de kilómetros, aquí se trato de simple y llano exterminio político). La familia de uno de los criminales señalado en el libro lo denunció, y aún tuvo que ir a juicio para proteger a sus fuentes (que acabó siendo desestimada). A pesar de tener amigos comunes, nunca he tenido la ocasión de estrechar la mano de este gran hombre.

Y en esas estamos. Indagar sobre las víctimas no es peligroso, pero si no se esclarecen las circunstancias de su muerte, de su tortura, de su violación, siendo determinante como es obvio la identidad de los autores, esos crímenes pasarán a la posteridad impunes. Y estos años de tutelada “democracia” hemos perdido un tiempo precioso para esclarecer la mayoría de ellos, y que en la memoria de cada cual pesen las acciones que cometió, buenas y malas. La historia busca el conocimiento, y con la verdad se hace justicia.

No eran conejos en el monte. Que su muerte no quede en nada.

Los valientes, los dignos no buscan sólo los nombres de las víctimas, sino el de sus verdugos.

+
+
+
+
+
+
+
+
+
+
+
+

21 comentarios »

  1. Boa tarde prezada Nadir:

    Veño de ler teu artigo. Gustaríame poder publicado en Infogauda, tradudido ao galego. Pode ser?

    Agardo túas novas ao respecto.

    Moitísimas grazas.

    Saúde.

    Infogauda

    Comentario por Ricardo Rodríguez — 24 febrero 2020 @ 15:19 | Responder

    • Iso non hai nin que preguntalo. É todo teu.

      De feito, se miras a licencia que lle teño ó blogue (columna da dereita, case abaixo de todo), eu poño a disposición tódolo que sexa meu para quen queira aproveitalo. É así como se constrúe o coñecemento, ninguén inventa nada, todo o coñecemento é só unha reelaboración, máis ou menos orixinal, do que antes fixeron outros.

      Por certo, xa que ti tamén es raiano, pero da raia miñota. Se pensas que che pode interesar unha historia da raia seca:
      https://esmola.wordpress.com/2007/02/01/fun-eu-quen-os-trouxo/

      Quitaron o vídeo de YouTube. Se non o atopas, penso que o teño gardado. Dimo e cho mando.

      Saúde!

      Comentario por Nadir — 24 febrero 2020 @ 19:56 | Responder

  2. Un abrazo.
    De eso nadie quiere hablar. ¿Por qué?

    Comentario por Javier — 24 febrero 2020 @ 18:31 | Responder

    • Parecería que murieron por casualidad o aburrimiento.

      Comentario por Nadir — 24 febrero 2020 @ 19:59 | Responder

  3. A ver zorras!! Estades todos calados. Por qué?

    Comentario por Javier — 25 febrero 2020 @ 0:57 | Responder

  4. Saludos:

    Un nombre: Don Antonio Torres Alcaide, funcionario en el ayuntamiento, ejecutado el 29 de julio de 1936. Con tan sólo 34 años.

    Muchos años después he vuelto a ese lugar. He intentado hacer gestiones pero nada. Parece que no quieren remover. Y eso que sé donde están sus restos.

    Ni PCE, ni memoria ni hostias. A lo único que llegan es a juntarse frente a un monolito con nombres el 14 de abril.

    Si alguien tiene experiencia con estas cosas agradecería cualquier consejo: no me voy de ahí sin los restos de mi abuelo, por lo civil o a la afgana. Tengo tiempo y, al igual que nuestro compañero nadir, una capacidad para dar por culo infinita.

    Comentario por Vicente Millán — 25 febrero 2020 @ 14:00 | Responder

    • Asociaciones. Ellos ya han recorrido el camino y te podrán aleccionar.

      Una cosa ¿Quién es el propietario del terreno? ¿Hay presumiblemente alguien más enterrado con él?

      Comentario por Nadir — 25 febrero 2020 @ 21:58 | Responder

      • Saludos:

        Cementerio, fosa común tras intentar quemar los cuerpos. Hay restos, no se queman bien los cuerpos al aire libre. ¿Asociaciones?, el garrulaje por aquí supera con creces al galego del que tanto te quejas. Aquí lo habitual es “sí, sí, sí” y a esperar. A estas alturas estoy pensando plantarme delante del juez y decirle, en nuestro idioma: “Mire u’te mi señoría, tengo al abuelo enterrado por ahí, y to documentao señoría, ¿u’te puede hacer argo?

        Te vendría bien venir por aquí. Vas a amar a tu tierra como nunca.

        Comentario por Vicente Millán — 26 febrero 2020 @ 23:02 | Responder

        • Toda la tierra es mía, y te juro que la amo a toda ella. Los que la habitan, pues a ratos, según y como.

          Es una forma de decir que yo soy tan gallego como andaluz o mandinga, si allí me hubieran llevado mis pasos.

          Bueno, al tema. Sé que en Andalucía están trabajando investigadores de toda España (mucho vasco, por cierto). Yo primero preguntaría, no pierdes nada y estoy convencido que algo habrás adelantado.

          Sí no taparon los cuerpos al quemarlos, los huesos han quedado. Se necesita una temperatura muy alta, que sólo se puede conseguir en un horno (o algo que lo simule, que sirva de cubierta para retener el calor). Si es el cementerio viejo, será el atrio de la Iglesia. Problemas. Si ya había cementerio nuevo, será municipal, y dependes del alcalde. En ambos casos, haz ruido. Puedes usar este blog de plataforma, yo te ayudo luego a maximizar su circulación.

          Comentario por Nadir — 27 febrero 2020 @ 2:17 | Responder

        • Si no te convencen, las asociaciones de por allí, puedes hablar con alguna que aunque no sea de alli, seguro que sabe los pasos a seguir. Si no sabes con cual, me puedo enterar y buscar el contacto.

          Comentario por Nynaeve — 27 febrero 2020 @ 12:35 | Responder

  5. Un tema que no me divierte.
    Una de mis tareas pendientes es instar la apertura de la fosa común donde está enterrado un primo de mi padre.
    Fue uno de tantos acusados que fueron sentenciados en serie por una maquinaria judicial militar que no reunía las mínimas garantías procesales, un mero trámite administrativo para dar apariencia de legalidad al exterminio por razón de conciencia.

    Comentario por Juan Manuel Grijalvo — 26 febrero 2020 @ 18:06 | Responder

    • Al menos a mi abuelo pudieron enterrarlo dignamente. Como Vicente, no cejes; procura buscar consejo y ayuda en las asociaciones. Como le digo a Vicente, puedes usar este blog como plataforma, y luego mover el texto para avergonzar conciencias y vencer resistencias.

      Comentario por Nadir — 27 febrero 2020 @ 2:09 | Responder

  6. Mmm 🤔

    Por dónde empiezo? Conoces está canción de Raimon? https://youtu.be/FC95-nuVrWE

    Creo que hasta que se abre el melón, con Zapatero y si abuelo, las asociaciones de víctimas del franquismo, con búsquedas activas, más por los nietos que por los hijos, explican (no digo que esté bien, la posición de los que pedían que no se enredara.

    Creo que él que el ultimo intento de golpe de estado, fuera en 85, todavía quedara mucho miedo en los 90.
    https://es.m.wikipedia.org/wiki/Conspiraci%C3%B3n_golpista_para_el_2_de_junio_de_1985

    Identificar a los culpables. En guerra? Y es lo mismo Carrillo que Queipo de Llano?.

    O hablamos de las rencillas a veces ideológicas a veces no, solo querer aprovecharse de lo ajeno, en los pueblos? En las ciudades es mas fácil. Colmenar, hoy con más de 45 habitantes, todavía tiene en ls retina, los que fueron en cada bando. Esto hablo de los “nadie”. Que a veces lo havian por gusto, a veces, porque es el bando que les tocó.

    No sé si es bueno o malo, o no sé, si es malo, sin un acto de “reconciliación” que no ha de suponer que se hagan amigos. (Este lenguaje lo saco, de Brian Currin y sus charlas de resolución de conflictos a cuenta del vasco.

    Otra cosa es de las grandes fortunas, esas que medraron sistemáticamente de los represaliados. Hay una diferencia, entre estar en guerra, y sus consecuencias.

    A veces, la gente se contenta, simplemente conque conste que murieron, asesinados.

    Tema difícil. Mi empatía y ayuda hacía las víctimas.

    Tenía algo más que decir, pero se me está olvidando.

    Biquiños!!!!

    Comentario por Nynaeve — 26 febrero 2020 @ 22:40 | Responder

    • No, en la guerra no, ahora. Debería haberse hecho ayer, pues que se haga ya. Los nombres de los criminales están en los archivos, pero también guardados en la memoria de los hijos, de alguna madre que se lo dijo cuando esos niños tuvieron edad para entenderlo. Otras muchas no, protegieron a sus hijos no contándoles nada. Hay que apresurarse en recoger esos recuerdos antes de que su memoria se pierda, y la impunidad alcance la victoria final.

      Comentario por Nadir — 26 febrero 2020 @ 22:52 | Responder

      • Pregunta seria: que quieres conseguir con eso?

        Ejemplo imaginado:

        A Manuel se lo cargó !a GC del pueblo, como era un puto rojo, lo enterraron en la montaña en una fosa, muy católicos ellos, se imaginaban que así le jodian el camino al cielo, como era un quema iglesias, que se jodiera sin ir al cielo. Manuel no creía en Dios, ese no era el problema. Lo jodido era la Reme. Con dos niños pequeños, sin trabajo, ni cultura para encontrar un trabajo, no hace más quenir al cuartel a preguntar por su marido.

        P.D. : tengo que dejarlo aquí, al perro parece que !e está subiendo la fiebre 🤮🧐🤪😞

        Comentario por Nynaeve — 27 febrero 2020 @ 2:15 | Responder

        • ¿Conseguir? Justicia. Conocimiento. Para mi son un fin en sí mismos. Y ya que los criminales no pueden ser encausados, al menos que se asocie su memoria a su crimen. En la situación actual, sus crímenes son completamente impunes. Como si nunca hubieran sucedido.

          Que cada palo aguante su vela, y cada uno cargue con el paso de sus acciones. Es además una forma de prevenir que se pueda volver a repetir un exterminio como ése. El ejemplo de impunidad, sin embargo, lo alienta.

          Comentario por Nadir — 27 febrero 2020 @ 10:58 | Responder

          • Mi comentario quedó incompleto, así que tampoco di mis conclusiones. La pregunta era retórica y queda incompleta, con todo lo demás. Volveré esta noche.

            Biquiños!

            Comentario por Nynaeve — 27 febrero 2020 @ 12:32 | Responder

  7. Mendiiiiii tengo un mensaje con dos enlaces, mira el spam 💗💗💗💗

    Comentario por Nynaeve — 26 febrero 2020 @ 22:41 | Responder

  8. https://www.lavozdeasturias.es/noticia/asturias/2020/02/26/trece-rosas-asturias-quiere-ortega-smith-realice-trabajos-exhumacion-victimas-franquismo/00031582731058965343159.htm
    La Asociación Trece Rosas Asturias solicita al juez que el secretario general de Vox, Javier Ortega Smith, sea condenado a cinco días de trabajos de exhumación de víctimas de la Guerra Civil y de la dictadura franquista.

    Tengo en muy alta estima la libertad de expresión, incluso la de un puerco fascista. Estoy radicalmente en contra de las botaratadas que salen ahora con los delitos de odio, otra extensión más de la doctrina postmoderna de criminalización de las ideas. El límite de la difamación está, como siempre ha estado en el CP, en la falsa imputación de delitos. Yo puedo decir de fulanito que es imbécil o tiene caraculo, pero lo que no puedo decir es que fulanito roba. Porque si lo digo, tiene que ser en base a unas pruebas o unos indicios claros. Así que el asqueroso gusano de Ortega Smith debe aportar las pruebas o indicios en los que se basa para acusar a esas jóvenes de los delitos de torturas, violación y asesinato. Si lo encuentra, que es verosímil que esas jóvenes participaran en esos hechos, aunque no pueda ser positivamente demostrado, Ortega Smith tiene todo el derecho de decirlo. Pero si no puede, y sólo está lanzando mierda para ensuciar la memoria de unas jóvenes, para así justificar su asesinato, debe responder por ello.

    5 días me parecen muy pocos, por eso, para lograr la reintegración del acusado y prevenir la reincidencia en el delito.

    Comentario por Nadir — 27 febrero 2020 @ 13:47 | Responder

    • Lo malo es que la difamación es un delito privado, es decir, no perseguible de oficio, sino a instancias del ofendido. Y las ofendidas están criando malvas.

      Comentario por santi — 27 febrero 2020 @ 21:16 | Responder


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: