La mirada del mendigo

9 julio 2021

Toni Cantó sí que tiene mérito

Filed under: Varios — Nadir @ 0:06

Para que un político español destaque entre sus pares por su indignidad, es que el sujeto es un fuera de serie, un caso sobrehumano de amoralidad y sinvergonzonería.

De verdad, habría que darle al tipiño este un premio. Lo digo en serio.

Pero ahora vamos a ir más allá de este individuo y de su evidente cara lítica. Porque aún siendo este caso especialmente bochornoso y descarnado, como corresponde a la inteligencia de ambos protagonistas, no deja de ser un hecho muy común en la política española, como veíamos en el caso de Ábalos y su matón.

Ayuso está recompensando un favor particular/partidista, el que Toni Cantó diese la puntilla a su anterior partido en el momento más crítico, con dinero público. De nuevo, los puestos en el organigrama del Estado son una agencia de colocación para saldar favores. Y no es lo peor que el favor sea privado y la gratificación pública, sino el daño que puede hacer un inepto analfabeto en posiciones de responsabilidad (afortunadamente, no es el caso de Cantó, pues el único cometido de ese chiringuito es justificar malamente esa mamandurria con dinero público).

Esto es sólo una muestra de un mal mucho más genérico: la patrimonialización del Estado por parte de la clase política.

El señorito que ordena y manda en su cortijo. La gata es mía y me la follo cuando quiero.

Este es el respeto que les merecemos, el respeto del cual somos acreedores.

Porque cada pueblo…

+

+

+

+

+

+

+

+

+

+

+

+

+

+

+

3 comentarios »

  1. Gjallarhorn:

    Tolkien – Tree and Leaf – Page 63

    For my part, I cannot convince myself that the roof of Bletchley station is more ‘real’ than the clouds. And as an artefact I find it less inspiring than the legendary dome of heaven. The bridge to platform 4 is to me less interesting than Bifröst guarded by Heimdall with the Gjallarhorn. From the wildness of my heart I cannot exclude the question whether railway-engineers, if they had been brought up un more fantasy, might not have done better with all their abundant means than they commonly do. Fairy-stories might be, I guess, better Masters of Arts than the academic person I have referred to.

    Por mi parte, yo mismo no puedo convencerme de que el techo de la estación de Bletchley es más “real” que las nubes. Y como artefacto, lo encuentro menos inspirador que la legendaria bóveda celestial. El puente al andén 4 es para mí menos interesante que Bifröst guardado por Heimdall con el Gjallarhorn. Desde la parte silvestre de mi corazón, no puedo excluir la duda sobre si los ingenieros de los ferrocarriles, si los hubieran educado con algo más de fantasía, no habrían hecho mejor uso de sus abundantes medios del que hacen por lo común. Los cuentos de hadas podrían ser, en mi opinión, mejores Maestros de Artes que la persona académica a la que me he referido.

    >>>

    Comentario por Juan Manuel Grijalvo — 10 julio 2021 @ 11:31 | Responder

  2. Dos apuntes:
    1) Lo del cantante es solo un poco más bochornoso que la media, pero me viene al pelo esta noticia para ilustrar en qué se van nuestros impuestos: https://www.laopinioncoruna.es/galicia/2021/07/10/medio-centenar-concellos-gasta-mitad-54870125.html Los funcionarios, encantados: cobran del Estado, diseñan las políticas/servicios del Estado a su medida y, además, te joden cuando vas a una ventanilla a tramitar algo para lo que hay que bajarse los pantalones (que en España es casi cualquier cosa, incluido comer carne dentro de poco).
    2) No veo que se comente mucho, pero para los estudiosos de la Teoría del Estado (el contrato social y todas esas mierdas que parecen la biblia pero en cutre), probablemente estemos a punto de ver en vivo y en directo cómo nace un Estado moderno: en Afganistán. Podremos ver lo bonito que es en la práctica todo el cuento ese de que los ciudadanos libres acordamos voluntariamente ceder el monopolio de la fuerza a un ente superior, benéfico y que nos proporciona seguridad y otras bendiciones varias.

    No hay patrimonialización del Estado por ninguna clase política. En los Estados (en todos) solo hay dos clases de personas: gobernantes y gobernados. Los señuelos, “fiestas de la democracia” y otras canciones van evolucionando (hay que reconocer que en lo de engañar a los ordeñados han avanzado mucho -hay mucha más zanahoria y menos palo que en otras épocas), pero cada vez el diezmo es mayor y con cada episodio anómalo (tipo pandemia) se nos mete la betemérica un poquito más en los calzoncillos.

    Comentario por Anarcleto — 10 julio 2021 @ 15:19 | Responder

    • En las relaciones laborales hay 2 clases de personas el asalariado y el empresaurio. SI el asalariado no sabe ni se preocupa por sus derechos, es evidente que la otra parte puede darle o no lo que le corresponde, pero si no sabes loq corresponde… Te lo quiero comparar con tu frase, los gobernantes pueden ser honrados y honestos o pueden ser como lo que nos toca, pero si seguimos una y otra vez apoyando a los mismos sinvergüenzas con distintos trajes, pues pasa lo q pasa. Y con la burrocracia, igual q con la seguridad del estado, cuanto mas lejos mejor. No entiendo muy bien pq sigue subiendo el numero de funcionarios, cuando las tramitaciones online cada vez son mayoes y muchas veces hasta obligatorias (bueno si lo entiendo, pero no em entra en la cabeza)

      Comentario por Emilio Fernandez — 11 julio 2021 @ 22:13 | Responder


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: