La mirada del mendigo

7 marzo 2015

Hubbert es trivial

Filed under: energía — Mendigo @ 21:46

Cuando era un rapaz, era un bicho raro: me gustaban las matemáticas. Lo que me cansaba era cuando tocaba estudiar propiedades de operadores y funciones que caían de cajón (aunque su demostración a veces era peliaguda, lo cual me enervaba más, por tener que dedicar esfuerzo a algo que se me antojaba evidente).

Ya talludito, parece que debo seguir dedicándole esfuerzo a demostrar lo evidente. Una de esas propiedades bobaliconas recuerdo que decía algo así: toda función continua y acotada por arriba anula en al menos un punto la derivada primera. Lo cual es evidente, porque es lo mismo que decir que toda función que no tienda a +∞, habrá necesariamente de tener un máximo (un máximo global, pero puede tener más máximos locales).

Estamos con matemáticas de 3 BUP; es muy triste tener que rebajar el nivel hasta aquí, pero visto el nivel es necesario.

Sabemos que el proceso de formación del petróleo opera en una escala temporal de miles de años; visto desde la perspectiva humana, podemos considerar los recursos petrolíferos como un stock fijo del cual vamos retirando cantidades del subsuelo. Por lo tanto, la función de extracción, dado que la cantidad de petróleo en la corteza terrestre es una cantidad limitada (su tasa de reposición es infinitesimal en comparación con la cantidad explotada), es una función acotada superiormente.

Este fenómeno ya fue descrito por la sabiduría tradicional gallega: Onde se quita e non se pon, acábase o montón. Desgraciadamente, Hubbert nunca aprendió gallego.

Y, por lo tanto, al ser la función de extracción de crudo una función acotada, podemos asegurar que en algún punto tendrá un máximo.

Por lo tanto, no es que Hubbert estuviera errado. No, antes bien, estaba en lo cierto. Por lo que me río de este tipo y de sus seguidores (hubo alguien que mencionó el término hubbertiano, y ya me descacharré) es porque su famoso enunciado…¡ES TRIVIAL! Es cierto, tendrá que haber un pico ¡pues claro! Eso lo sabemos todos los que hemos hecho una bachillerato decentito. Es evidente, incluso para un crío de 16 años que tenía cuando estudiaba esas propiedades, es evidente.

Por lo tanto, el señor Hubbert lo que hizo es descubrir las sopas de ajo. En la historia de la ciencia, viene a ser como si un señor inglés llegara mañana a Cuenca y plantase la Union Jack, como descubridor de esa terra incognita. Que Cuenca existe (de Teruel ya hay más dudas) es conocido por la civilización desde hace algún tiempo, valiente descubrimiento. Si digo que uno y otro son imbéciles no es porque estén errados, Cuenca está a orillas del Tajo y en algún punto toda función de extracción de cualquier recurso no renovable alcanza un máximo. Es cierto. Pero es que ES EVIDENTE!!! Al menos para los que tenemos un nivel académico regularcillo. Firmar la invención de las sopas de ajo coloca al presuntuoso descubridor a la altura intelectual de un estudiante universitario que llega un día a clase todo alterado, y le dice a todos sus compañeros “Eh, sabéis de lo que me he enterado??? Que los Reyes Magos son nuestros padres!!!!”

Insisto, no es que Hubbert esté equivocado. No, es que ha dicho una chorrada, una obviedad, una trivialidad. Hubbert es la versión anglosajona del castizo prócer don Pero Grullo, un personaje de cuchufleta.

Luego, tras descubrir lo evidente, se envalentonó y pretendió predecir el futuro, y ahí fracasó miserablemente (ni su inteligencia ni su imaginación le permitieron concebir que entrasen nuevas variables asociadas al progreso tecnológico).

De todo este asunto del pico de petróleo, lo que sorprende realmente es que le sorprenda a alguien. Todo el mundo en el sector de la energía da este hecho por descontado, pero para una pequeña cantidad de legos en la materia, creen que han descubierto el Santo Grial.

¿Hay algún idiota que crea que existe algún operador en el mercado de crudo (CBOT) que ignore que el petróleo es limitado y que algún día la curva de producción necesariamente alcanzará su máximo?

26 febrero 2015

El Peak Oil es un hecho

Filed under: energía — Mendigo @ 0:39

Definición de Peak Oil: Peak oil, an event based on M. King Hubbert’s theory, is the point in time when the maximum rate of extraction of petroleum is reached, after which the rate of production is expected to enter terminal decline.

+

World Crude Oil Consumption by Year (datos de la EIA)

year – consumption (10³ bbl/day)
1980 – 59,928.84
1981 – 58,013.31
1982 – 56,722.96
1983 – 56,002.25
1984 – 57,064.08
1985 – 57,382.49
1986 – 58,996.11
1987 – 60,385.75
1988 – 62,269.80
1989 – 63,497.39
1990 – 63,875.12
1991 – 66,970.88
1992 – 67,136.27
1993 – 67,587.54
1994 – 68,927.09
1995 – 70,256.20
1996 – 71,878.41
1997 – 73,591.53
1998 – 74,266.63
1999 – 75,967.47
2000 – 76,959.10
2001 – 77,756.45
2002 – 78,526.76
2003 – 80,173.85
2004 – 83,176.98
2005 – 84,668.04
2006 – 85,586.39
2007 – 86,700.09
2008 – 86,027.86
2009 – 84,953.36
2010 – 87,839.10
2011 – 88,657.70
2012 – 89,668.91
2013 – 90,354.27
2014 – 92,400 (Est)
2015 – 93,500 (Est)

Graficado: World Energy Consumption

+

Comentario magufo del mes: “El peak oil es un hecho en la mayor parte de productores y a nivel global. Es un hecho como la luz, la gravedad, o las tortillas de patatas.”

+

Al menos uno de esos tres términos del silogismo es falso.

Si se alcanza máximo absoluto (no local, en la escala tiempo) Peak Oil (por definición)

Si A ←→ B
No A → No B

– O la definición está errada, y no puede estarlo porque es una definición.

– O la verificación de la condición está errada (los datos de producción y consumo global, sean los de la EIA, de la IEA, que en el último WEO pronostica una producción global de 104 bbl/d para 2040, o el Stadistical Review de BP, todos ellos coincidentes en la tendencia creciente en la producción de crudo).

– O la conclusión está errada (¿Cómo vamos a haber traspasado el Peak Oil si cada vez producimos más?).

Ahora bien, si la discusión comienza en la forma: la existencia de Dios es un hecho indiscutible. Es un hecho como la luz, la gravedad, o las tortillas de patatas. Y a partir de este hecho irrefutable (y, por lo tanto, que no es necesario probar) desarrollo toda mi doctrina. Vale. Pero a partir de aquí no es ciencia sino teología. Es decir, superstición, charlatanería, magufada aderezada de palabrería pseudocientífica.

La ciencia plantea una hipótesis. Y cuando la realidad, soberana, la refuta (la producción sigue, año tras año, aumentando) hay dos caminos: el científico es dar media vuelta y recapacitar sobre los errores cometidos al establecer la hipótesis. El religioso es obstinarse, aferrarse en la fe, impermeable a la evidencia, y perseverar en el error, declarándole la guerra a la realidad (en cualquier momento pasado, la producción de crudo fue menor que la actual). Cada cual es libre de creer en lo que quiera, pero ese discurso está fuera del consenso científico. Tiene el valor de la homeopatía, la telequinesia, el chamanismo o cualquier otra magufada de moda, sección milenarismos apocalípticos.

Nota histórica: Hubbert pronosticó en los ’70 que la producción mundial de crudo alcanzaría su máximo absoluto en 1995. Afortunadamente para él, murió en 1989, así que se ahorró el trabajo de buscar una excusa, trabajo que les quedó a sus acólitos. En 1995, el consumo (es más fácil de medir que la producción, en escalas amplias de tiempo, como es obvio, ambos se igualan) de crudo era de 70,2 millones de barriles al día. En 2015, la EIA estima que llegaremos a los 93,5 millones.

Pero quien no se consuela es porque no quiere. Si Hubbert falla, siempre nos quedará…

Fenómenos paranormales – Las inquietantes profecías de Nostradamus para 2015: Derrumbe de la economía y devastador terremoto
Muchos de los pronósticos del famoso vidente francés ya se hicieron realidad. Conozca lo que anunció para el 2015.

+

NdM: en lo venidero, exijo que los comentarios tengan un mínimo de rigor y nivel académico. No he borrado nunca un comentario ni lo haré, pero pienso hacer caso omiso de los que no alcancen un nivel mínimo exigido. Mi tiempo es precioso y es lamentable y vergonzoso que tenga que hacer entradas como ésta explicando el A-B-C de la política energética, en vez de progresar en temas de más enjundia.

14 febrero 2015

Las reservas de petróleo son inagotables

Filed under: energía — Mendigo @ 10:20

Publico esta rápida entrada, para sugerir la lectura de este artículo de Anxo Sánchez, en la que de forma muy sucinta y pedagógica da la clave del problema:

Nada es Gratis – Tranquilo, majete: las reservas de petróleo son inagotables

Efectivamente, no existe ninguna tensión ni presente ni venidera en el suministro de energía, especialmente en el caso de combustibles fósiles. Nunca ha habido en la historia de la humanidad tanta diversidad de fuentes de energía, o lo que es lo mismo, menor dependencia de una en concreto. Igualmente, hacía mucho tiempo que no había semejante exceso entre demanda, producción y capacidad potencial de extracción (lo que ha hundido el precio primero del gas natural, luego del crudo y, en fin, de todas las commodities). De hecho, hay estudios que plantean que en el caso del crudo, la curva que va a colapsar no es la de la oferta (según la teoría del Peak Oil) sino la de la demanda. Es decir, hoy estamos más lejos que nunca de una crisis energética.

El último recurso en añadirse a la lista de hidrocarburos no convencionales: los clatratos de metano (metano atrapado en una estructura cristalina de moléculas de agua, que la estabiliza), del cual se estima que existen más recursos que del resto de hidrocarburos juntos.

No, el límite de los hidrocarburos no es de fuente, sino de sumidero. No es que falten recursos, es que, de hecho, sobran recursos. Lo que falta es la capacidad de los ecosistemas para digerir ese aumento repentino en los niveles de GHG (gases de efecto invernadero), CO2 derivado de la combustión, pero también CH4 derivado de fugas en los procesos de fracking o extracción de clatratos (por eso los he traído a colación).

Haber hay reservas de hidrocarburos de sobra, para varias generaciones (y según aumente el precio de la energía, las reservas aumentarán automáticamente funcionando como un estabilizador del precio). Lo que no podemos es gastarlas. Bueno, como poder, podemos, pero no sin causar una hecatombe climática (y, por lo tanto, ecológica y social).

La cuestión, como muy bien apunta Anxo en la entrada (y me voy callando para que lo leáis a él) es que los países se enfrentan a una versión global del dilema del prisionero. Sin cooperación, maximizando el beneficio individual supone el desastre colectivo (otra refutación de la teoría liberal de Adam Smith, el monte gallego es otro contraejemplo).

Aquí está la clave de bóveda del problema, expuesta según el estadio actual del conocimiento científico, más allá de magufadas decrecentistas.

+

NOTA: Existe aún otro argumento, políticamente muy incorrecto (de los que gustan en este espacio), pero aún más poderoso y acuciante para forzarnos a un cambio de modelo energético. Estamos financiando el conservadurismo más reaccionario, brutal y liberticida que existe sobre la superficie del planeta.

Sigo avisando: estamos alimentando un monstruo. Echemos cuentas.

9 diciembre 2014

Breakeven

Filed under: energía — Mendigo @ 19:08

Gracias a Gurus Blog llego a este estupendo par de gráficos. Espero que sepáis apreciar su valor e interés en estos momentos. Se trata del punto de breakeven (equilibrio financiero) de los campos que iban a entrar en producción de aquí al final de la década, esto es, el precio del petróleo (Brent) a partir del cual cada proyecto es viable económicamente, relacionado con la producción acumulativa estimada.

El primero es para los proyectos de pizarras bituminosas (shale oil) en USA; el segundo, muestra campos en todo el mundo.

oil-16

+

citi-breakevens

En el gráfico vemos que si el barril siguiese bajando hasta los $60, laminaría una capacidad de producción de 14 millones de barriles de petróleo equivalente. Simplemente, los árabes los están sacando del mercado de una patada, una forma bastante poco elegante de sacudirse de encima parte de la competencia futura.

Como datos de referencia, para los despistados, hoy el Brent cotiza a $66,7 y la producción mundial ronda los 90 Mbd.

Mi opinión: Este movimiento de Arabia Saudí es un poco extraño. A corto plazo tiene todo el sentido, inundando el mercado de petróleo para machacar los proyectos menos rentables (realmente no es que los árabes produzcan más, es que se han negado a producir menos, y como USA cada vez importa menos por el autoabastecimiento del shale oil hay un sobrante en los mercado que los Saud no quieren drenar cerrando un poco el grifo como han hecho otras veces). Como muy bien comentan en Gurus Blog, esto significa matar a la serpiente en el huevo.

Ahora bien, a largo plazo, no sé qué esperan lograr con este auto-sacrificio. Es evidente que si hoy es factible técnicamente perforar en un campo, mañana lo seguirá siendo. De hecho, la mejora en las técnicas de perforación es seguro que reducirá la inversión necesaria. Hoy puedes impedir que esos campos entren en producción, pero tarde o temprano lo harán, según la producción de petróleo convencional decline y los precios vuelvan a las tres cifras. Quizá lo que quieren impedir es que entre todo ese petróleo de manera desordenada en el mercado, porque tumbaría los precios. Pero evitarlo inundando de petróleo el mercado y tumbándolos hoy, no acabo de entender qué sentido tiene. Lo que es evidente es que Aramco ha hecho sus cálculos, y saben más que yo (y que nadie) del mercado de crudo.

Por cierto, para los que despreciabais el shale oil, diciendo que eso era un gran bulo. Pues no lo debe ser, o no se lo debe parecer a los árabes para montar la que están montando. Para forzar el precio del barril hasta los $60 es que han percibido que la amenaza de los petróleos no convencionales a su supremacía en el mercado era muy seria.

Por cierto (bis), el pico de petróleo se define como el momento en el que la producción no sea suficiente para cubrir la demanda, momento en el cual se disparará el precio, sonarán las trompetas, del cielo lloverá sangre y ya nos sabemos el resto. Hoy existe un exceso de oferta, propiciado por Arabia para frenar un exceso futuro aún mayor (como decía, 14 Mbd si dan el hachazo a $60, veremos si se contentan con eso).

Recuerdo una anécdota muy divertida que refleja perfectamente cuán estúpido puede ser el acólito de una religión, de cualquiera, cuando antepone el dogma a la constatación científica. Era un foro de doctrina musulmana, precisamente en Arabia Saudí (perfectamente traducido al castellano, aquí hay nivel) en que un fiel hace una consulta: que él es diabético, y el médico le ha dicho que evite los dulces, incluido la miel. Pero él ha leído en el Q’ram que la miel, lejos de hacer mal, sana. Respuesta del asno barbudo: Allah sabe más que el médico qué es lo que nos conviene. Si el Q’ram dice que la miel cura, la puedes tomar sin cuidado.
Yo me partía el culo, leyendo eso. Espero que el que preguntaba no fuera lo suficientemente imbécil como para seguir semejante consejo, aunque si fue lo suficientemente imbécil para preguntarlo…
Pues algo así pasa con lo del Pico de Hubbert. Es evidente que el mercado de crudo tiene un shock de exceso de oferta, pero aún hay quien sostiene que si Hubbert (o Nostradamus) predijo en 1956 que el cénit de petróleo llegaría en tal fecha, tiene que ser cierto. El maestro dice que es de día, aunque no vea ni torta. ¿Explicación? Una bruja malvada quiere confundirme y desviarme de la fe y ha puesto una venda ante mis ojos. Pero es de día, mi fe es más poderosa que mi inteligencia.

JOAS JOAS JOAS JOAS

No es que haya una sobrecapacidad de producción de crudo, es que… bueno, venga, decidme cuál es la excusa ahora, que me quiero divertir un rato.

Hace unos meses, cuando ya me teníais harto de tanto dogmatismo, os dije a uno de vosotros que si tan seguro estaba que el petróleo estaba a punto de agotarse, que fuera a Chicago e invirtiera todo lo que tenía en el mercado de futuros del crudo. O no es necesario tanto: hay ETFs del oro y de la plata, seguro segurísimo que no hay uno sino veinte vehículos de inversión para apostar por un alza del petróleo. Además, si tan seguro estáis de vuestra fe, echadle un par de huevos, apostad apalancados x10. Quien lo hubiera hecho entonces, ahora habría perdido hasta la camisa. Pero tenéis una segunda oportunidad. Mira, ahora os lo ponen fácil, con el barril en los $60. Yo no tengo ni puta idea de cuál va a ser el comportamiento de la producción y del consumo en los próximos meses o años, tengo una ligera idea pero ni mucho menos pretendo darla como un hecho cierto e inevitable. Pero los que estáis tan seguros, los que lo veis tan simple y tan claro que el petróleo va a escasear, o que ya mismo escasea…pues no perdáis la oportunidad. No conozco a nadie que, estando seguro de ganar, le haga ascos a ganar unas decenas de miles de euros. Venga, adelante, valientes.

JAJAJAJAJAJA

Los cojones. Bien decía el otro piojoso lo de la fé del tamaño de un grano de mostaza. Muy convencidos para soltar sermoncitos, pero no arriesgáis ni unos euretes por vuestras convicciones. Pues bien, los que se juegan cientos de miles de millones, y saben infinitamente más que todos nosotros juntos (no porque sean más listos, sino porque tienen acceso a información), están apostando a que NO, no hay una escasez de petróleo sino todo lo contrario. Por eso la cotización se ha derrumbado.

Por cierto (rebis). Esto ya como especulación, y ya digo que no pondría ni un duro sobre ello. Pero creo que no sería descabellado ver el petróleo derrumbarse muy por debajo de los $60, a poco que se le vaya la mano con su jueguecito a Aramco. Me explico, ahora deben estar los gestores de medio mundo acumulando reservas aprovechando los buenos precios. Reservas reales e irreales, es decir, jugando con los futuros para obtener ventaja. Pero si los árabes siguen sin cerrar el grifo, y los bajos precios llevan a abandonar los proyectos futuros de shale oil, pero no los actuales (hay que seguir produciendo, aunque sea a pérdida, pues dejar de producir produciría pérdidas mayores), las reservas se colmarán, los que compren ahora contratos no tendrán a quién venderlos, y podemos tener una situación en que verdaderamente se disloque la producción de la demanda…por exceso de ésta. China va moderando su crecimiento y, con él, su apetito por el petróleo. USA cada vez vira más hacia el gas. Europa sigue metida en el hoyo, y la recuperación ni está ni se la espera…no hay motivos para esperar un repunte en la demanda de crudo. Junta todo eso y para dentro de unos meses podemos ver el Brent a precios que no veíamos desde que éramos niños.

O no, quién sabe.

Yo no, desde luego.

+++++

EDITO: También Marco Antonio habla del tema (y quién no, que esté interesado en la macroeconomía, esta caída ha puesto el mundo patasabajo). Aprovecho un par de gráficos de su entrada para cachondearme un rato de los que decían, no hace ni un año, que el colapso del mercado de petróleo era inminente. Penitenziagite!

+

Por cierto (requetebís): El punto de berakeven de un proyecto no es fijo, sino que viene determinado fundamentalmente por el coste de la financiación a ese proyecto. Con toda la renta fija, hasta la más basurienta, en modo burbuja, estos costes estaban desmedidamente bajos. A medida que el mercado de bonos recupere su normalidad, según se vayan relajando las medidas de Quantitative Easing en USA y UK (en Japón siguen y en Europa acaban de comenzar), esos costes repuntarán, y en el caso de las explotaciones con menor margen se dispararán. El efecto del pinchazo de la burbuja de renta fija supone elevar las dos primeras gráficas a niveles de breakeven mayores. Es decir, se necesitarán precios más altos del barril para llegar a la rentabilidad. Dicho de otra forma, la miriada de petroleras que se han metido al fracking van a recibir un hachazo en los rendimientos de los árabes, y otro en los costes cortesía de la FED. Qué penita que me dan…

21 julio 2013

La contrareforma eléctrica

Filed under: energía — Mendigo @ 14:35

Desde este espacio se ha procurado desmitificar siempre el sector de la energía: producir energía eléctrica supone siempre una agresión al medio natural, grave o aún peor. La única energía verde, el único kWh que no contamina, es aquel que no se consume, que no llega a producirse.

Bien, vamos a tratar otro aspecto de la reciente reforma del sector eléctrico.

¿Procuras apagar todos los aparatos electrónicos en vez de dejarlos en stand-by? ¿Tienes regletas para eliminar todos esos consumos parásitos de un botonazo? ¿Has cambiado la iluminación de tu casa a fluorescentes o LEDs? ¿Cuando compras un electrodoméstico tomas en consideración el consumo, aún pagando un precio superior por aparatos más eficientes? ¿Has dispuesto tu hogar de forma que puedas aprovechar al máximo la luz diurna? ¿Apagas la cocina un poco antes para que se acabe de hacer la comida, usas preferentemente ollas a presión, no dejando que se escape al final de la cocción? ¿Esperas a reunir ropa para llenar la lavadora y procuras lavar en frío? ¿Abres la nevera lo imprescindible para coger lo que sea y cerrar inmediatamente? ¿Sabrías decir de memoria qué certificaciones de eficiencia cumple la fuente de alimentación de tu ordenador o el consumo del monitor? ¿Prescindes de aparatos de aire acondicionado, jugando estos días de calor con las persianas y las corrientes de aire? ¿Procuras evitar el aspirador para lo que se puede hacer silenciosamente con una escoba?

Pues si la respuesta a la mayoría de estas preguntas es positiva, pues dar por hecho que eres un o una gilipollas. No creo que te sirva de alivio saber que compartes el título: somos gilipollas. El gobierno verdaderamente nos ha puesto los cuernos a los que tratamos de aquilatar nuestro consumo eléctrico, tanto por razones de conciencia medioamboiental, como de mera supervivencia económica. La anciana pensionista que tiene mucho cuidado de ir apagando las luces cuando sale de una habitación para que no le dé un susto la factura de la luz, también ella, es una gilipollas.

¿Por qué?

Pues porque otra de las medidas del gobierno, además de bajarse los pantalones ante los fondos de inversión en fotovoltaica (reunidos bajo el grupo de presión PV Investors, enumero: AES, Solar, Ampere Equity Fund, Element Power, Eoxis Energy, European Energy, Foresight Group, GreenPower Partners, GWMLux Energia Solar, HgCapital, Hudson Clean Energy, Impax Asset Management, KGAL, NIBC Infrastructure Partners, Scan Energy y White Owl Capital), ha sido cambiar la ponderación de los términos fijo y variable de la factura eléctrica.

De esta forma, el término fijo o de potencia (lo que pagamos aunque no consumamos nada) se encarece un 77%. En cambio, el término variable o de consumo (proporcional a éste) baja un 23%.

Es decir, EXACTAMENTE lo contrario a una política de precios para fomentar el ahorro y la eficiencia energética. Una reforma que recompensa el derroche energético reduciendo el coste del kWh, y castigando a los que consumimos muy poca energía y que nuestro término de potencia representa la mayor parte de la factura.

Esto me recuerda a la medida de Espe, de eliminar el impuesto de circulación de los vehículos para, supuestamente, mejorar las ventas. Es una política energética de clase, porque los pequeños utilitarios con emisiones de CO2 por debajo de los 120g ya estaban exentos de pagar el impuesto de circulación. Sin embargo, los que pagaban más por este concepto eran los vehículos más ineficientes, deportivos, grandes berlinas y todoterrenos, coches de la clase alta que fueron las grandes beneficiadas del regalo fiscal ideado por la Condesa de Murillo.

Igualmente, este cambio en la factura eléctrica responde igualmente a los mismos criterios: aquellos que consuman más de 4.000 kWh al año verán reducida su factura. Para compensar, los que consumimos menos o mucho menos pagaremos mucho más.

Hace tiempo desgrané mi factura eléctrica: el bimestre de mayor consumo llego a los 107 kWh. Es decir, un máximo de 650 kWh al año (menos, porque nos ausentamos largas temporadas por viajes, pero obviémoslo), viviendo dos personas. Eso sí, calefacción y cocina excluidas, pues van a gas (para hacer los términos comparables). Pero incluso incluyendo estos conceptos, yo no consigo entender qué coño debe hacer una familia para pasar de los 4.000 Kwh anuales. Es incomprensible, no me cabe en la cabeza. Pues bien, a estos derrochadores el gobierno los premia, mientras que a nosotros, que procuramos hacer un uso responsable de la energía, que nos hemos preocupado por adquirir aparatos de alta eficiencia, se nos castiga. Da igual que procuréis ahorrar: vais a pagar más a las eléctricas, sí o sí.

Y recordemos lo dicho en el anterior artículo, somos el Estado europeo con la electricidad más cara, sólo por debajo de dos islas: Chipre e Irlanda. Y a pesar de ello, aún hemos contraído una deuda de 26.000 millones de euros con las eléctricas, pagadera con intereses los próximos decenios. MAN-DA-CA-RA-LLO.

Por supuesto, esta reforma va a crujir a los que tengan casa en el pueblo (donde yo ahora me encuentro). El consumo es mínimo, sólo en vacaciones y algún esporádico fin de semana. Un contador que no corre, una energía que no se consume no contamina, no requiere de importaciones de gas, de procesamiento de uranio, de emisiones de óxidos de azufre por la chimenea de una central de carbón. ¿Por qué entonces hay que pagar? ¿Por tener la posibilidad de disponer de ella? ¡Toma, también tengo la posibilidad de ir a comprar a la frutería de la esquina y el gobierno no le regala la capacidad de cobrarme compre o no, para resarcir al frutero de tener la frutería abierta y a disposición de cuando yo quiera comprar! Dejemos las frutas, vamos con la energía: una gasolinera. ¿Debo pagarle al gasolinero del pueblo, eche o no gasolina, ya que me permite la posibilidad de repostar cuando quiera? ¡Esto es una locura! Que sí, que las líneas exigen un mantenimiento, pero es que la frutería, la gasolinera también, para estar disponibles, y ese coste de mantener esa capacidad operativa es sufragado por el propietario de la gasolinera, y luego repercutido en el precio de los consumidores, proporcionalmente a su consumo. ¿Por qué las eléctricas y alguna utility más tienen esa prerrogativa de cobrar uses sus servicios o no? Desde luego, para las compañías es estupendo, aseguran sus beneficios, pero para la sociedad es trágico ya que desincentivan el ahorro de recursos que son escasos, como la energía o el agua. Hace tiempo traté exactamente el mismo problema con el agua: me facturan un mínimo de 15m³ cuando nunca he pasado de 8m³. Es decir, podría consumir el doble, dejar el grifo correr, que acabaría pagando lo mismo. ¿Qué recompensa obtengo de ser una persona consciente que minimiza en lo posible su consumo de agua? Que se rían de mí, exactamente igual que con la electricidad.

Cargar el término fijo y reducir el de consumo supone recorrer el camino hacia una sociedad sostenible pero en sentido contrario.

+

Y vamos a tratar un último punto, el autoconsumo. Es decir, aquellos que han montado paneles fotovoltaicos en su casa o negocio y se abastecen de ellos, pero siguen conectados a la red para verter la energía que les sobra y poder recibir de ella en las horas nocturnas.

Todos sabéis que no soy ni mucho menos un aficionado a la fotovoltaica, de hecho aprovecho frecuentemente para machacarla. Pero no es por ningún apriorismo, porque le haya cogido ojeriza, simplemente procuro analizar las diferentes tecnologías de generación de forma desapasionada, analizando los pros y contras que tienen. Como todo, tienen sus tiempos: la burbuja de fotovoltaica en 2007 es una locura, y lo he dicho aquí mil veces. De aquella era una tecnología carísima y se la regó con unas subvenciones sin cuento (que ahora tienen buena parte de la culpa de esta crujida, pues de algún lado tiene que salir el dinero para pagar los beneficios que el BOE les prometió a los fondos inversores que antes comentaba). Lo prometido, es deuda, una deuda mil millonaria.

Se puede decir que España le pagó el desarrollo a esta tecnología (y en parte a la eólica, aunque al menos esta es más barata y, realmente, produce) al mundo entero. Ahora, verano del 2013, sí que empieza a ser económicamente razonable pensar en montar paneles fotovoltaicos (se ha alcanzado la tan cacareada paridad de red). Pero claro, ahora ya no nos queda un puto duro, nos lo gastamos todo montando paneles cuando costaban 5 veces más caros, un dislate).

Desde hace meses veía con muy buenos ojos pero poca esperanza el tema del autoconsumo (mi pesimismo se ha visto confirmado, las grandes eléctricas veían con muchísima preocupación esta amenaza a su modelo de negocio, y han conseguido cercenarlo antes de que despuntara). Personas que se montan su instalación para autoabastecerse de ella, pero siguen conectadas a la red para usarla como buffer para lograr un balance neto nulo (es mucha mejor alternativa que almacenar la energía en baterías, proceso ineficiente, caro, contaminante y, además, ilegal). Esto ya es otra cosa, nada que ver con los que pretenden que les pague la energía a 34¢ cuando yo la compro a 12¢ y en el mercado mayorista va a 4¢.

Pero claro, al disminuir artificialmente el coste de la energía en el recibo, deja de tener sentido económico el autoconsumo. ¿De qué sirve ahorrar parte de los kwh que consumes, si estos ahora van un 23% más baratos? Los paneles tendrán que bajar su precio un 23% extra para volver a recuperar la grid parity. Lo costoso ahora no será consumir, sino meramente estar conectado a la red.

Enhorabuena por el gobierno. Desde un punto de vista ambiental, desde un punto de vista de eficiencia económica, muy relacionada con la eficiencia energética y por lo tanto de competitividad de una economía. Desde un punto de vista de seguridad y autonomía energética. Desde un punto de vista de clase, de las personas de menor renta para las cuales el recibo eléctrico, por mucho que intentan reducirlo, supone un buen pellizco de sus ingresos. Desde todos esos puntos de vista, la reforma eléctrica no se podía haber hecho peor.

¡Enhorabuena! Han vuelto a conseguir sorprenderme.

Unos cuantos enlaces sobre el tema:
Invertia – La sorpresa de la reforma: la luz bajará para los consumos más altos
Voz Populi – La reforma eléctrica disparará el precio de la luz más del 20% y no un 3,2% como dice Industria
El País – El sol ya no es gratis

Y ya puestos, un par de viñetas que he encontrado mirando por las anteriores, y me han hecho gracia:

Página siguiente »

El tema Rubric. Blog de WordPress.com.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 258 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: