La mirada del mendigo

3 febrero 2018

Abuso infantil

Filed under: Religión — Nadir @ 13:40

Me pasa Daniel un documental sobre el adoctrinamiento infantil en la iglesia cristiana evangélica:

Sabía de qué iba, luego recordé haber visto un extracto, pero no podía imaginar que recurriese a semejantes mecanismos para labrar su dogma en las mentes de los niños: en sus sesiones generan situaciones de enorme tensión emocional, con los niños llorando o pretendiendo entrar en trance. Ellos no se ponen límites en la manipulación infantil, tampoco la legislación los desarrolla para proteger a la infancia.

Otra cosa que me sorprendió es la exacta coincidencia en la manipulación del término de libertad del charlatán evangélico que aparece en el vídeo (1:06), absolutamente coincidente con la que podemos leer en la obra de Sayyid Qutb, el follacabras de la anterior entrada, uno de los ideólogos del resurgir islamista (concretamente de la Hermandad Musulmana, por cierto corriente que anima el AKP, el partido gobernante en Turquía). Libertad en el ideario fundamentalista significa crear una sociedad en la que sólo los comportamientos acordes a esta legislación religiosa estén permitidos, que la única ideología que pueda ser propagada sea la propia, y en esta sociedad teocrática en el que cualquier otra opción vital es reprimida el creyente se podrá sentir confortable (que no libre, concepto que confunden interesadamente ambos liberticidas), al percibir que sus creencias están alineadas con las del resto de la sociedad.

Aquí vemos a la misma gorda, abusando de niños de una forma si cabe más burda, en la otra punta del mundo:

Esta gente maneja mucha pasta, y está haciendo proselitismo a lo largo y ancho de todo el continente americano, sin olvidar todos los demás. Es la imagen especular de lo que está haciendo el integrismo islámico en el trozo de mundo que controla.

¿Sabéis cuál era el lema del Estado Islámico? Baqiyya wa tatamaddad, permanecer y expandirse. Incluso en la consigna, la ideología del fundamentalismo cristiano e islámico son perfectamente intercambiables.

Y en cuanto a la Santa Iglesia Católica, Apostólica y Romana? También son conscientes de que están perdiendo tirón, y recurren a macroeventos como la Jornada Mundial de la Juventud. Aquí muestro la que se celebró en Madriz, cuya organización y dirección fue otorgada a una organización fundamentalista cristiana como Camino Neocatecumenal (los kikos):

En el minuto 18 es cuando el maestro de ceremonias, Kiko Argüello, después de un festival de exaltación integrista de varias horas con concierto y todo, hace una llamada para reclutar jóvenes para el sacerdocio y volver a llenar los seminarios. La clase de decisión que un joven, muchos menores de edad, debe tomar en caliente, vaya.

Todo un ejemplo de manipulación de masas, propia de regímenes totalitarios que son el modelo de sociedad de cualquier religión (las dictaduras del s.XX hicieron con el patriotismo y la ideología política un modelo de control social en sustitución de lo que el Antiguo Régimen había hecho con la religión durante siglos).

Toda religión aspira al control social, por mucho que hasta lograrlo se disfrace como corderito. No sólo al control político, sino al control del individuo en cada mínimo aspecto de su vida, pública y privada. La forma más represora de totalitarismo es la teocracia, el gobierno de Dios (one nation under God).

La religión es una enfermedad mental de tipo social, propagada intencionadamente con fines de control de esa sociedad, proceso que es más eficaz cuanto más joven sea el sujeto en el que es inoculada.

+
+
+
+
+
+
+
+
+
+
+
+

Anuncios

24 diciembre 2017

La rebelión de Lucifer

Filed under: Religión — Nadir @ 21:53

Cuando murió el cerdo de Wojtyla, la palurdocracia polaca se puso en movimiento al grito de santo subito, avergonzando incluso a Roma por lo que implicaba (estaban dándole órdenes a Yahveh).

Hace siete años que murió Javier Ortiz, que para mí era el aglutinador de la izquierda in pectore, la personalidad en torno a la cual pudiera congregarse todo aquel que haga de la libertad y la justicia su fe. Creo que tiempo más que suficiente para reclamar su ascensión al altar de los clásicos, al Parnaso de las plumas dotadas de gracia, al Olimpo de los luchadores por la libertad.

La pérdida de Javier es más dura sabiendo que nadie detrás viene a recoger su testigo. Los hombres de sólida erudición cumplen su ciclo vital, y lo que viene por detrás son jacarandosos pajarillos de colorido plumaje y pensamiento tan tenaz como un bloque de talco.

Su blog sigue activo, mantenido por sus amigos, y aún conserva sus columnas para que puedan servir de modelo para quien quiera iniciarse en el arte de la escritura.

De las pocas personas por las que he sentido una admiración sincera. Una lástima, por él y por todos.

Mejor que lamentar su muerte, celebrar su vida con un trocito de su obra, muy apropiada para estos momentos.

+

La rebelión de Lucifer

Ahora que la jerarquía eclesial vuelve a reclamar el sometimiento general a la voluntad divina, me viene al recuerdo la réplica satánica por excelencia: “¿Cómo que si Dios no existiera habría que inventarlo? ¡Al contrario: si Dios existiera, habría que derrocarlo!”.

Satán, príncipe de los demonios, se alzó en armas contra Dios pese a saber que su guerra era imposible. Dios, infinitamente perfecto, no podía fallar en la batalla. Ni siquiera podía verse afectado por arma alguna.

¿Por qué, sabiéndolo, se rebeló Lucifer contra Él, de todos modos?

Por razones de principio, sin duda.

Siguió el ejemplo de la primavera, que vuelve cada año a la carga, por bien que sepa que tras ella llegará el verano, y luego el otoño, y al final otro nuevo invierno.

Satán nos dio el ejemplo: la cuestión no es vencer –objetivo imposible–, sino no darse por vencido.

La valiente acción de Satán privó a Dios del gozo absoluto de la absoluta sumisión ajena.

+
+
+
+
+
+
+
+
+
+
+
+
+

24 agosto 2017

Departamento de publicidad del crimen de masas

Filed under: Religión — Nadir @ 13:39

He preferido esperar unos días para tratar el asunto del atentado de Barcelona. No tanto sobre el mismo atentado, que tampoco hay gran cosa que comentar: tarde o temprano, iba a tocar otro atentado en territorio español. Los críos que lo cometieron fueron las primeras víctimas de su propia estupidez, imbuidos de una ideología criminal.

Yo sólo quiero remarcar cómo es posible que se siga permitiendo la difusión del wahabismo en las mezquitas españolas. Porque se ha identificado perfectamente esta rama del islam como el director precursor del yihadismo, así como el nitrato amónico puede ser el precursor de un explosivo. No todos los wahabitas cometen actos terroristas, como tampoco todos los nazis participaron materialmente en la Shoá.

Y la razón por la cual se mantiene la ficción de la religión de paz (que no soporta ni la evidencia histórica, ni la lectura de su libro sagrado), y se permite que las mezquitas y oratorios sean dirigidos por imanes afines al wahabismo, la más pura, original versión del islam, sin los siglos de civilización que habían ido rebajando su toxicidad: >a href=”https://cincodias.elpais.com/cincodias/2017/01/15/empresas/1484476250_076232.html”>17.000 millones en contratas españolas en Arabia Saudí.

Efectivamente, Arabia Saudí y resto de petromonarquías son, como reza este titular, el paraíso para las constructoras españolas. Y para no poner en peligro esos contratos, seguimos sonriendo a los patrocinadores del islamofascismo, y ni siquiera nos planteamos prohibir la difusión de su veneno fundamentalista, promovido desde facultades de teología como la de Medina o El Cairo y difundido por todo el mundo hasta con cursos a distancia.

En el s.XX la península arábiga era una colonia inglesa y los Saud sólo el caballo por el que apostaron los británicos para conquistar, con ayuda de las modernas armas europeas, el resto de reinos. En el s.XXI, más bien parece Europa una colonia saudí, por cómo permitimos que unos tipos con la toalla enrollada en la cabeza abran un conflicto social en las sociedades europeas que nos seguirá desangrando durante décadas. Y nada de relacionar estos atentados con el islam, y mucho menos con el tipo de islam patrocinado por los gobiernos saudí y qatarí, no vayan a ofenderse nuestros amos.

Repita conmigo: El islam es una religión de paz. Quien lo niegue, es un islamófobo (igual que es antisemita el que niegue el derecho del Estado de Israel a la limpieza étnica).

Id a la guerra, tanto si os es fácil como si os es difícil. Luchad por Alah con vuestra hacienda y vuestras personas. Es mejor para vosotros. Si supierais…
Sura del Arrepentimiento, aleya 41

+
+
+
+
+
+
+
+
+
+
+
+
+
+

5 agosto 2017

Días de la ira

Filed under: Religión — Nadir @ 13:42

Permitidme una breve reseña cinéfila: Vredens Dag (Días de la ira), de Dreyer (quizá lo conozcáis más por su obra maestra, Ordet).

Aunque la cinta se va desluciendo por el papel y la actuación de los actores más jóvenes, el primer cuarto de hora es magistral.

Y la película me sirve para recordar el enorme daño que ha causado en Europa la religión semita, de la que aún no nos hemos conseguido desembarazar completamente; así como la extrañeza que me produce que el dios nacional de un pequeño pueblo de tercera división, que siempre había vivido en el patio trasero de poderosas civilizaciones, haya sido adoptado a ambas orillas del Mediterráneo y de ahí, usando sus ejércitos como vector de contagio, a medio mundo.

Dentro de unos siglos, cuando los niños estudien la historia de este periodo que felizmente empezamos a cerrar, se extrañarán de cómo la orgullosa Europa pudo someterse al dogmatismo de una religión asiática, con una genética incompatible con la herencia del pensamiento filosófico occidental.

Debemos seguir desalojando al Absurdo de los altares, y restaurando a la Diosa Razón como rectora de nuestros pasos.

+

Y ahora, la guinda musical:

Aquí el original, no para comparar sino para disfrutar de ambas.

+
+
+
+
+
+
+
+
+
+
+
+

7 julio 2017

Un templo libertario

Filed under: Religión — Nadir @ 0:39

Yo sigo en mis trece: la idea de crear una nueva religión en torno al concepto de libertad podría tener un largo recorrido, permitiéndonos enfrentar ese valor universal, y los que de la libertad dimanan, a las religiones tradicionales.

Y si no, nada se pierde al menos con intentarlo. 🙂

En todo caso, sigo fantaseando, construyendo con ladrillos de éter, cómo podrían ser los templos de esa nueva religión. Como sabéis, mi ateísmo no me lleva a alejarme de las iglesias, antes bien, siento una enorme atracción por ellas. Claro, visito las que tienen algún valor histórico, pero incluso las iglesias de factura moderna tienen un indudable atractivo. Vienes de la saturación sensorial de la calle, ruidos, colores brillantes y olores agresivos, y entras en un espacio de silencio y penumbra, donde cuando no huele a incienso, al menos a cera (habría que descuartizar al que inventó los lampadarios eléctrónicos). Y ya si entramos en un templo de más de medio milenio a cuestas, el moho de las piedras y la madera vieja de los bancos y los retablos nos toca en la memoria de nuestra especie las cavernas donde nos defendíamos de las fieras y la noche.

Y ya, cuando todo ello va unido a la música, puede llegar a ser sublime. Uno de los momentos más maravillosos de mi vida fue asistir al oficio cantado de completas en la abadía benedictina de Maria Laach. Cayendo la tarde en un país de lengua extraña, oyendo unos cánticos tan viejos y austeros como las piedras que nos cubrían (y el románico alemán es extraordinariamente severo, nada que ver con el nuestro y menos con el italiano). Salí de esa iglesia con una completa confusión de la era en la que estaba viviendo, y durante un rato todo lo moderno, las luces, los coches, se me antojaba extraño.

Creo que lo he repetido muchas veces en los comentarios, y ahora quiero hacerlo proponiendo este tema: los ateos necesitamos tener templos, espacios donde poder refugiarse de un ritmo de vida demencial, que faciliten la reflexión y la introspección.

Por eso, propongo cómo podría ser un templo de la nueva religión: un híbrido de ateneo, iglesia y casa okupa. Como los modelos de templo de cualquier religión, también tendría una forma canónica: una biblioteca, unas aulas donde desarrollar talleres de pintura, poesía, ajedrez, salas de lectura y debate… (como por ejemplo, el Grupo de Estudio que he propuesto). Y una amplia estancia con decoración neutra (aquí pega mucho el minimalismo Zen), quizá algunos puntos de luz para la lectura, pero en un ambiente general de penumbra. En el incensario podríamos incluso quemar aceite de hachís (el incienso también está bien, pero para darle el toque distintivo, y los olores tienen un enorme poder de sugestión).

Realmente, el mejor templo para la meditación es la Naturaleza; pero ése es un lujo del cual nos hemos desprendido en las ciudades para poder ganarnos la vida, y la posibilidad de tener cerca uno de esos bunkers de silencio y paz creo que es cada vez más necesaria.

+

Y para cerrar este apunte de misticismo ácrata, creo que tengo el broche perfecto:

¿Acaso no es adorable?

+
+
+
+
+
+
+
+
+
+
+
+
+

Página siguiente »

A %d blogueros les gusta esto: